Iruña Veleia y sus "revolucionarios" grafitos VI: En los juzgados

Habiéndose publicado en el DNA de hoy una noticia relevante que afecta a una de las tres denuncias presentadas, en este caso la de Euskal Trenbide Sarea (ETS), y dada la extensión de los comentarios al anterior post de la serie, "Iruña Veleia y sus "revolucionarios" grafitos V: En espera de los j...", parece procedente abrir una nueva sección de la misma.

LA JUEZA NO VE DELITO POR EL 'CASO VELEIA' EN LOS TRABAJOS QUE ELISEO GIL REALIZÓ PARA EUSKOTREN

La magistrada sobresee una de las dos denuncias de la firma por fraude y daños
El auto recuerda que el convenio de patrocinio entre ambas partes se firmó años antes de la aparición de los grafitos

Garikoitz Montañés

VITORIA. Cuando parece que el caso Veleia ya no puede generar más sorpresas, siempre tiene una vuelta de tuerca pendiente. La jueza ha decidido sobreseer una de las dos querellas presentadas por EuskoTren -en concreto, se trata del litigio de Euskal Trenbide Sarea- contra los responsables de Lurmen, la empresa encabezada por Eliseo Gil e Idoia Filloy y responsable de los otrora revolucionarios hallazgos del yacimiento romano, por presunto fraude y daños en recinto arqueológico. La titular del Juzgado de Instrucción nº 1 de Vitoria entiende que "no aparece suficientemente justificada la perpetración de una infracción penal". Contra esta decisión aún cabe recurso.

El arqueólogo Eliseo Gil, ex director del yacimiento de Veleia. Foto: M. Ruiz

Las expectativas generadas por los hallazgos de Iruña Veleia, basados en unos grafitos con inscripciones en euskera, latín y de temática cristiana llamados a cambiar la Historia, saltaron por los aires el 19 de noviembre de 2008: una comisión de expertos activada por el Departamento foral de Cultura concluyó que las inscripciones eran falsas. Ese anuncio conllevó la decisión del Ejecutivo foral de retirar los permisos de excavación a Gil, que siempre ha negado las acusaciones, y de cerrarle las puertas del yacimiento. Pero el asunto no quedó ahí, ya que también comenzó una batalla legal en los tribunales.

La Diputación anunció, ya en marzo de 2009, que presentaba una querella con doble vertiente para tres personas vinculadas a Lurmen: por un lado, cargó contra Eliseo Gil y el geólogo Óscar Escribano por un presunto delito de atentado contra el patrimonio cultural y, por otro, contra el físico nuclear Rubén Cerdán y el propio Gil por estafa. El asunto fue más allá, puesto que la empresa pública que financió los trabajos de Lurmen, EuskoTren, también presentó sendas demandas -la firma en su día dividió el patrocinio entre la propia EuskoTren y Euskal Trenbide Sarea (ETS)-, en este caso contra el ex director y la ex codirectora de Veleia, Gil y Filloy.

El panorama, así, se complicó de tal forma en los tribunales que, por momentos, hasta tres juzgados diferentes manejaron información en torno al caso Veleia. Desde la Diputación y EuskoTren, de hecho, se barajaba la posibilidad de aunar sus querellas. Gil, por su parte, también respondió presentando una denuncia contra la Diputación y la UPV que, sin embargo, fue archivada. La situación ahora se repite, pero a la inversa.

La titular del Juzgado de Instrucción nº 1 de Vitoria ha sobreseído las acusaciones de ETS. En el auto, al que ha tenido acceso este rotativo, la magistrada se centra sobre todo en las acusaciones de estafa. La jueza destaca, como ya sostuvo la Fiscalía, que el acuerdo entre el querellante y Lurmen es cuatro años anterior a la aparición de los hallazgos excepcionales y que, por tanto, los arqueólogos no tenían el propósito de engañar a la empresa.

EuskoTren y Lurmen suscribieron su acuerdo, en concreto, el 27 de abril de 2001, mediante el que la firma pública se comprometía a financiar la excavación en Veleia entre 2001 y 2010 a cambio de casi 620.000 euros. En 2004, nace Euskal Trenbide Sarea que, dos años más tarde, se reparte el presupuesto con ET. La compañía abonó, entre 2006 y 2008, unos 648.000 euros para este fin. Sin embargo, la magistrada considera que "la aportación patrimonial del querellante no obedece a la aparición de los grafitos" y, además, "tampoco se alega que la aportación se hiciera por la promesa de encontrarlos".

En definitiva, la jueza entiende que el mecenazgo financió un trabajo arqueológico que, de hecho, se ha realizado, "por lo que en origen no existió engaño alguno". Además, por los hallazgos de las piezas "no consta, ni se denuncia, que el querellante hubiera incrementado su aportación patrimonial".

OTROS DELITOS, OTRAS VÍAS

La magistrada, finalmente, también hace referencia tanto al perjuicio a su imagen que, según ETS, ha supuesto el escándalo de Veleia como al presunto daño causado al yacimiento arqueológico. Por un lado, entiende que para el daño al honor bastaba con acudir a la vía civil y mercantil y, por otro, que si se produjo un delito contra el patrimonio arqueológico, ETS debería presentarse "como acusación popular, presentando fianza, y no como perjudicado".

Llama atención, además, la celeridad con que el juzgado ha solventado esta querella, puesto que se anunció en mayo y el auto fue dictado, pese a las vacaciones, el pasado 17 de agosto. Este sobreseimiento provisional, contra el que cabe recurso, marca un precedente que podría motivar que, en próximas fechas, la denuncia pendiente de EuskoTren siga el mismo camino. Un nuevo enredo para un caso que no termina de aclararse.

LA POSICIÓN DE LA FISCALÍA AL PEDIR EL ARCHIVO DE LA CAUSA, CLAVE EN LA DECISIÓN JUDICIAL

El auto de la magistrada hace referencia en cuatro ocasiones a los argumentos anunciados por el fiscal

G. Montañés

VITORIA. El posicionamiento de la Fiscalía Provincial de Álava en el caso Veleia ha sido clave en la decisión judicial. El auto hace referencia en al menos cuatro ocasiones al razonamiento que llevó al fiscal a pedir el archivo de una de las denuncias de EuskoTren por las mismas razones que ahora esgrime la jueza: el convenio entre la firma pública y la empresa Lurmen, con Eliseo Gil al frente, se firmó cuatro años antes del inicio de los hallazgos y estos no motivaron un aumento del presupuesto de mecenazgo.

La posición de la Fiscalía, en cualquier caso, resultó sorprendente sólo hasta cierto punto. Y es que, en un primer momento, la Diputación alavesa simplemente trasladó la información del caso Veleia al fiscal jefe, Josu Izaguirre, para que estudiara el caso, pero la primera reacción de Izaguirre, el 5 de diciembre de 2008, fue solicitar más documentación. Ya en marzo, después de que Izaguirre mostrara sus dudas sobre la metodología seguida por el Ejecutivo foral en este caso, el Gobierno dio un paso más y presentó formalmente una querella contra tres personas vinculadas a Lurmen: Eliseo Gil, Óscar Escribano y Rubén Cerdán.

A Gil, de hecho, se le acumularon las causas en los tribunales, puesto que a la denuncia de la Diputación se sumaron las dos de EuskoTren, también por fraude y daños al patrimonio. Sin embargo, en julio, la Fiscalía solicitó el archivo de una de las querellas, la de ET. Fuentes del proceso incluso apuntaron que no se había repetido la fórmula con la otra causa de ETS porque el Ministerio Público no había recibido notificación de la misma.
.................................

Al día siguiente, en El País:

LA JUEZ ARCHIVA LA QUERELLA DE UN PATROCINADOR POR EL FRAUDE DE IRU...

El País - Vitoria - 06/09/2009

El Juzgado de Instrucción número 1 de Vitoria ha sobreseído una querella contra el arqueólogo Eliseo Gil e Idoia Filloy, directivos de la empresa Lurmen y responsables del yacimiento romano de Iruña-Veleia cuyos hallazgos resultaron falsos, presentada por la sociedad pública Euskal Trenbide Sarea (ETS), que patrocinó junto a EuskoTren las excavaciones. La juez entiende que "no aparece suficientemente justificada" la existencia de una infracción penal, puesto que el acuerdo de mecenazgo se firmó cuatro años antes de la aparición de las inscripciones en euskera y dibujos de temática cristiana calificadas por Gil de "excepcionales" en junio de 2006. El fallo es recurrible.

La sentencia argumenta que los arqueólogos no tenían el propósito de engañar a la empresa al presentar los hallazgos, debido a que la aportación no estaba condicionada a su aparición, según adelantó Noticias de Álava. La justicia aún debe pronunciarse sobre la querella de EuskoTren por el mismo motivo (ambas compañías compartían desde 2004 el patrocinio), y la presentada posteriormente por la Diputación de Álava.

Sobre el perjuicio de imagen invocado por ETS por el fiasco, la sentencia, siguiendo la opinión del fiscal, resuelve que para exigir reparaciones bastaba con acudir a la vía civil y mercantil. Añade que, de existir un delito contra el patrimonio arqueológico, la empresa debería acudir como acusación popular y no como perjudicada.

..................................

P.D.- Permítaseme una apostilla. Con los datos expuestos, para un lector común, no experto en leyes, y no habiendo podido leer la totalidad de los argumentos, este auto de sobreseimiento sentaría un curioso principio: En cualquier acuerdo que se firme, por ejemplo a diez años, una de las partes puede engañar a la otra sin consecuencias ni responsabilidad penal, siempre que el propósito de engañar no fuera inicial sino sobrevenido, en el transcurso de la ejecución plurianual del convenio. Dicho así no sé si será legal -me imagino que sí, pues lo sostienen un fiscal y una magistrada- pero al menos muy lógico no suena.

Traslademos el caso a otro ámbito: Un organismo público adjudica a una empresa particular la ejecución de un plan de viviendas a diez años. Si a los cinco años la empresa, o alguien, comienza a sustituir algunos ladrillos aquí y allá por bloques de cartón-piedra, como los primeros cinco años se hicieron las casas perfectamente, cuando nadie tenía intención de engañar, pues lo que ocurra después no es importante, no pasa nada, aunque un edificio empiece a agrietarse, o se venga abajo. No tiene lógica que algo así no conlleve cierta responsabilidad penal sólo por haberse producido con posterioridad a la adjudicación. El incremento patrimonial para la empresa, o el enriquecimiento ilegítimo, se darían a partir del momento en que los materiales usados y la obra prometida -en definitiva el resultado final- no tuvieran ya el valor estipulado al principio, por el que el organismo pagaría a la constructora lo mismo cada año.

Y todo ello además sin entrar antes que nada a establecer si los ladrillos son auténticos o de cartón-piedra, ni si el cambiazo lo hizo la empresa, sólo alguien de ella, algún avispado obrero, o quién... Porque, ¿qué impide a un juez, si considera que no está bastante justificada, completar por sí mismo la "justificación de la perpetración de una infracción penal"? A veces el ciudadano de a pie no consigue entender los razonamientos de la Justicia.

Visitas: 4108

Comentario por Alicia M. Canto el octubre 17, 2009 a las 8:40am
Male: Es Ud. quien tiene razón, y el texto que cita el Sr. Lemoine (de un ejercicio de la Selectividad) está mal traducido, como tantas veces ocurre.

Lo que Floro dice es, más o menos, según traduzco: "En el Occidente casi toda Hispania se hallaba ya en paz, excepto la zona bañada por el Océano Cantábrico (literalmente "por el Océano más próximo") que confina con las últimas estribaciones (literalmente "las alturas finales") de los Pirineos. En aquélla (parte de Hispania, región) dos pueblos muy fuertes, Cántabros y Ástures, desafiaban impunemente al Imperio".

Esto es, Floro sitúa a cántabros y ástures exactamente más allá del fin de los Pirineos Occidentales, tras el intermedio del País Vasco, donde empezaban Cantabria y Asturias. El autor sabe dónde están los Pirineos aunque sea porque lo sabe de Livio. Por ello tampoco hay ninguna alusión a la Gallaecia, ni tiene por qué, pues ésta estaba pacificada al menos desde época de César.
Comentario por Alicia M. Canto el octubre 17, 2009 a las 8:57am
Anuncio en Gara de conferencia a favor, para este jueves (aunque antes y después se producirán otras declaraciones y, si trascienden, el choque mutuo de las informaciones será grande la semana próxima):

17-10-2009

Iruña-Veleia

ELISEO GIL HABLA EN VILLABONA DE LOS GRAFITOS DE IRUÑA-VELEIA

Bajo el título de «Grafitos de Iruña-Veleia, ¿verdaderos?», Eliseo Gil, ex-director del yacimiento, junto a Koenraad Van Den Driessche, doctor en geología, Idoia Filloy, ex-codirectora del yacimiento y Juan Martin Elexpuru, doctor en filología vasca, ofrecerán, organizada por Haritza Kultur Taldea, una conferencia en el Gurea Zinema de Villabona, el próximo jueves, 22 de octubre, a las 19.00 h.
Comentario por Alicia M. Canto el octubre 17, 2009 a las 9:10am
"Scoop" informativo en El Correo (bien conectado siempre):

EL TERCER IMPUTADO NO PUEDE ACREDITAR LA EXISTENCIA DE LOS ANÁLISIS...

Rubén Cerdán, el supuesto físico nuclear que coordinó la analítica delosgrafitos, declara en un juzgado de Almería

17.10.09 - María Zabaleta | Vitoria

Ni ha certificado su titulación académica como supuesto físico nuclear, ni ha podido acreditar la existencia de los análisis que, según mantiene, «avalaron» la autenticidad de las inscripciones encontradas en el yacimiento de Iruña Veleia, que los expertos calificaron como falsas. Rubén Cerdán, el tercer imputado por el segundo gran escándalo de la arqueología alavesa -tras el fiasco de las falsas pinturas rupestres de Zubialde- declaró el jueves en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Roquetas de Mar (Almería), adonde se trasladó a vivir poco después de saltar a la luz el presunto fraude.

Cerdán, en primer plano, durante su comparecencia en las Juntas, con Eliseo Gil, detrás. / I. Onandia

Sin embargo, siete meses después de que la Diputación lo denunciara por sendos delitos de estafa y de ataque al patrimonio cultural, como hizo con el ex director del yacimiento, Eliseo Gil -al geólogo Óscar Escribano le imputa sólo el segundo delito-, Rubén Cerdán sigue sin poder demostrar la existencia de los análisis que él mismo aseguró que se hicieron para certificar la autenticidad de los hallazgos, unas inscripciones que pretendían reescribir la historia del euskera y del cristianismo en el País Vasco.

Según mantuvo en su declaración ante el juez, esta analítica fue realizada por los prestigiosos laboratorios franceses CEA-CNRS. Esta empresa, por el contrario, ya ha confirmado a la Diputación que «nunca» efectuó estos estudios. Pese a ello, y aunque admitió que «no dispone de ningún documento que acredite su relación» con estos laboratorios, Cerdán volvió a afirmar que «se hicieron allí». Aunque, eso sí, él «no los encargó». Entonces, ¿quién lo hizo? El supuesto físico nuclear dijo ignorarlo.

Del mismo modo, eludió responder a las preguntas relacionadas con su polémica titulación académica y su capacitación profesional, puestas en entredicho desde que la pasada primavera EL CORREO(*) comprobara en el Ministerio de Educación que, en el supuesto de ser licenciado en Física, su título no estaba convalidado en España, tal y como él mismo admitió a este periódico.

«Capacitado»

El jueves, por el contrario, guardó silencio cuando el juez le preguntó sobre ello. Tan sólo se limitó a decir que tiene «capacitación y titulación para contraponer las tesis» de los expertos de la comisión científica que dictaminó la falsedad de los hallazgos de Veleia.
Dentro de este comité están los profesores de la UPV Joaquín Gorrochategui, Joseba Lacarra, Juan Santos Yanguas y Julio Núñez. Todos ellos, junto a una veintena de expertos de universidades españolas y extranjeras, elaboraron un informe tan unánime como demoledor contra los restos encontrados por Gil y su equipo. Según su investigación, los hallazgos «no eran compatibles» con la época a que se remonta este asentamiento; los siglos III, IV y V.

Sus conclusiones, dadas a conocer hace casi un año, llevaron a la Diputación a presentar una querella que, tras la declaración de Rubén Cerdán, sigue su curso.


(*) Por lo que en este foro sabemos, el "entredicho" era mucho más antiguo, por parte de Sotero, en Celtiberia.net. Otra cosa es que El Correo (por entonces casi siempre Mª José Carrero) cogiera onda e hiciera las pertinentes comprobaciones en el MEC, que dieron lugar a este artículo específico de ella, no en primavera, sino el 14 de enero de este año (cosa que El Correo pudiera comprobar mejor que nosotros): El experto que certificó los hallazgos de Iruña-Veleia fue reprobad... Rubén Cerdán, supuesto físico nuclear, trabajó ocho años en Legutiano como técnico municipal de medio ambiente. Ninguna institución ha visto su título
04.01.09 - MARÍA JOSÉ CARRERO | VITORIA.

(Aprovecho para disculparme por las correcciones de textos, que darán lugar a varios mensajes seguidos en el correo de quienes están abonados a esta entrada, pero siempre se deben a procurar precisar o mejorar la información).
Comentario por David Montero el octubre 17, 2009 a las 9:25am
Esto se parece cada vez más a una novela de Perry Mason (las novelas eran las buenas, no la serie). "El caso de los informes fantasmas". Gran misterio: si el Sr. Cerdán (según él) no encargó los volatilizados informes, ¿quién pretendió haberlo hecho? Porque no sé si se puede llamar jurídicamente fraude o estafa o lo que sea, pero quién inventó unos informes inexistentes es uno de los responsables fundamentales de este caso. Y quien dio crédito a esos inexistentes informes, hasta el punto de llamar de todo a los que dudaban de ellos (y esto incluye al Sr. Héctor Iglesias en grado menor), también. Cada cual con su responsabilidad.
Comentario por Percha el octubre 17, 2009 a las 9:34am
Se veía venir. Era cuestión de tiempo.
Comentario por María // el octubre 17, 2009 a las 9:42am
¿esos informes eran los que costaron unos millones de euros o me estoy confundiendo con otra cosa ?
Comentario por Alicia M. Canto el octubre 17, 2009 a las 11:33am
Un par de curiosidades:

1) La primera es sobre los famosos análisis del CEA-CNRS, negados por este laboratorio. Se dice en la noticia: "Cerdán volvió a afirmar que «se hicieron allí». Aunque, eso sí, él «no los encargó»".

Pero conviene recordar ahora esta entrevista a él de 27-11-2008. Otras veces la cité como prueba de la inutilidad de los análisis físico-químicos para la cerámica romana, pero ahora viene muy a propósito, pues (además de verse que él nunca dijo que su título estuviera convalidado en España) de ella se podría entender, de boca del propio Cerdán, que los análisis los encargó él cuando le fueron "solicitados" por Gil-Filloy, o sea, Lurmen, que era "su cliente":

"[...]
P.- Sin embargo, en los foros de Internet se ha puesto en duda incluso que usted sea físico nuclear.

R.- Es algo que no me preocupa. Me da tristeza que se utilicen rumores sólo para desacreditar.

P.- ¿Pero tiene el título convalidado en España?

R.- Yo estudié fuera, en Tel Aviv, y ahora parece que Israel a la gente no le vale.

P.- El 7 de octubre de 2006, afirmó que incluso se había pecado de celo para confirmar la autenticidad de los grafitos.¿Mantiene que sus pruebas fueron las correctas?

R.- Sí. Estoy muy tranquilo, porque las analíticas realizadas en Derio, Francia y Madrid están documentadas. Cuando me solicitaron las pruebas, ya les dije que no hacían falta, que nunca se habían realizado en piezas de este tipo, porque suponía poner en duda el método arqueológico. Las piezas se encontraron en un yacimiento, no en un simple hoyo..
[...]
P.- ¿Volvería a comparecer junto a Gil para defender las analíticas?

R.- No tendría ningún problema. Lurmen (la firma de Eliseo Gil) fue mi cliente durante un año, pero no me voy a lavar las manos. Eliseo me parece un profesional.

.....

Lamentablemente para él, parece poder deducirse que, según sus propias palabras, Lurmen le solicitó a él la realización de estas (inútiles) pruebas, lo que él llevó a cabo por encargo de su cliente. Así que, si las pruebas originales no existen, y varias de las que conocemos están manipuladas, quizá en este punto Gil fuera el primer engañado.


2) La segunda es que esta misma mañana, cuando me leía la prensa, aún permanecía destacada en la portada del Diario de Noticias de Álava la entrevista (a favor) de X. Otsoa de Alda, aunque salió publicada el día 14 y hoy es 17. A estas horas, sin embargo, acaba de desaparecer de la portada. Si no es una pura casualidad, las conclusiones se las dejo al lector.
Comentario por María // el octubre 17, 2009 a las 12:10pm
bueno,Antonn,creo que el asunto no es que se gaste el dinero público en pruebas de poca monta,sino en pruebas no hechas .
Sobre esto:
"Además, me quedó bien demostrado (a mi al menos) que los análisis de marras (existentes/no existentes/manipulados...lo que sea) no eran para nada importantes para demostrar la antigüedad de las inscripciones. Ni su autenticidad es prueba de autenticidad de las inscripciones, ni su falsedad es prueba de falsedad de las inscripciones."

el asunto es que ,si no recuerdo mal,se pusieron esos análisis como prueba concluyente de la autenticidad de los grafitos.Ahora resulta que no son necesarios.
Me resulta asombroso que sean tan complacientes con minucias como esta o el proceso de lavado de las piezas y su documentación etc los mismos que acusan a la comisión de irregularidades,malas intenciones etc
Lo del "dinero a los pobres bancos "no tiene nada que ver con esto.
Comentario por María // el octubre 17, 2009 a las 12:13pm
y ¿adonde fué el dinero si no se pagaron análisis?
Comentario por Alicia M. Canto el octubre 17, 2009 a las 12:19pm
Estimado Antton: Le aseguro que su fe es digna de mejor causa. Dice Ud. ahora "Además, me quedó bien demostrado (a mi al menos) que los análisis de marras (existentes/no existentes/manipulados... lo que sea) no eran para nada importantes para demostrar la antigüedad de las inscripciones."

Pero es todo lo contrario, como Mar acaba de recordarle hace un momento. Y le doy una buena prueba: Junto a la defensa de una depurada técnica arqueológica (de lo que hasta el propio Gil se retractó tácitamente cuando varió en público sus cronologías anteriores, llevándolas hasta el VI y el IX d.C.), el segundo eje principal sobre el que el Equipo Veleia apuntaló su famoso Comunicado de 23-11-2006 (que dio comienzo al "Iruña-Veleia II" de Celtiberia.net ) fueron justamente los análisis físico-químicos, y en especial (como ellos mismos lo dicen) éstos del CEA-CNRS:

"[...] Podemos señalar que pocos materiales arqueológicos han sido sometidos a un grado de inspección y certificación como el que se ha llevado a cabo sobre los grafitos de Veleia. La analítica principal se ha realizado en los laboratorios de espectroscopia nuclear del CEA-CNRS (Francia), con analíticas de contraste en los laboratorios Adirondack del Centro tecnológico de Zamudio. Resumiendo mucho, lo que se ha hecho es analizar la pátina superficial de estas evidencias con grafito que ha permitido determinar que cuando este material quedó “enterrado” en el subsuelo (y como ya hemos señalado, sabemos cuándo ocurrió este hecho) los grafitos ya estaban hechos. Así se ha analizado dicha pátina superficial, comprobándose cómo en todos los casos los grafitos son coetáneos al momento en que estos materiales quedaron incorporados a la secuencia estratigráfica que nosotros hemos tenido la fortuna de estudiar y documentar. Además, esta pátina muestra una evolución química, concretamente una alteración en la tasa de los cationes de determinados elementos, que sólo la produce el paso del tiempo, es decir, es técnicamente imposible reproducirla en laboratorio, en otras palabras, no se puede falsificar....", etc. etc.

(firmado Gil Zubillaga, Filloy Nieva, Santos Yanguas, Henrike Knörr, Rubén Cerdán, Físico Nuclear, coordinador de las analíticas sobre los materiales de Iruña-Veleia, Emilio Illarregui, Zoilo Calleja).

Con esta contundencia, alegando la precisión e infalibilidad de esas pruebas de laboratorio en concreto, fue con la que lograron acallar las muchas reticencias que desde el principio se formularon en Celtiberia.net, sospechas que se acababan de ver reforzadas (y viceversa) con los dos artículos que hacía apenas cuatro y tres días habían aparecido, firmados por J. Gorrochategui y J. Lakarra/J. Larrea que, aunque dubitativos y sin denunciar falsedad alguna, habían levantado ronchas, por tratarse, en el caso de Gorrochategui, de un miembro en activo del propio equipo. Está claro que este comunicado, basado en los análisis, se hizo para contrarrestarlos, lo cual se consiguió.

Fíjese si fueron importantes los análisis de marras, Antton, exactamente éstos, los ahora huérfanos, que sirvieron para acallar las sombras de dudas durante dos años, ya que los silencios oficiales, los de expertos (con alguna mínima excepción) y políticos (el de Internet no, en el ciberespacio el run-run fue cada vez mayor) subsiguientes al Comunicado duraron hasta que, ya a fines de 2007, la nueva Diputada decide crear la famosa comisión de expertos, de cuyo trabajo nada se sabría hasta otro año después.

De tanto valieron aquellos célebres -y para el no experto, inapelables- "análisis de pátinas del CNRS francés", que Lurmen pudo seguir cobrando las subvenciones de 2007 y 2008, y trabajando sin mayores problemas hasta el fatídico 19-11-2008. No hay más remedio que tener algunas cosas bien claras, y aceptar lo que cuente con pruebas objetivas, como esto las tiene.

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2021   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más