Iruña Veleia y sus "revolucionarios" grafitos IX: El auto de apertura de juicio oral

La jueza finaliza la instrucción del caso Veleia. Atribuye delitos de daños y estafa a Gil y sus colaboradores

La magistrada pone fin a ocho años de instrucción con la ratificación de que los grafitos y piezas excepcionales supuestamente halladas en las excavaciones de Álava eran «falsas»

Fuente: Diariovasco.com | David González | Vitoria | 3 mayo 2017 

La jueza de Instrucción número 1 de Vitoria ha dado carpetazo este mismo miércoles a la instrucción de uno de los casos más veteranos del Palacio de Justicia alavés, el referente a la supuesta falsedad de las inscripciones halladas en cerámicas y grafitos encontrados en el yacimiento de Iruña Veleia por el equipo de Eliseo Gil, un caso que estalló en 2008 tras presentarse en sociedad piezas «excepcionales» y que presuntamente iban a revolucionar la historia de Álava, del cristianismo y del euskera. La magistrada ha puesto fin a la larga instrucción con un auto en el que ratifica las sospechas de falsedad de las piezas objeto de la investigación y abre la posibilidad de la apertura de juicio oral. Los investigados son Eliseo Gil, director de Lurmen, la empresa que gestionaba el yacimiento alavés; y sus colaboradores Óscar Escribano (geólogo) y Rubén Cerdán, uno de los más estrechos lugartenientes de Gil. La jueza les atribuye sendos delitos de daños continuados y de estafa continuada.

El caso de los grafitos supuestamente falsos de Iruña Veleia saltó a la luz pública en 2008 [sic], cuando un grupo de investigadores y expertos alaveses [sic] puso en duda los excepcionales hallazgos presentados en sociedad por el equipo de Eliseo Gil. No eran descubrimientos humildes. Se trataba de inscripciones en piezas que venían a revolucionar conceptos del cristianismo e incluso del euskera. Entre esas piezas, se presentaron un calvario (representación de la muerte de Cristo), que el equipo de Gil dató en el siglo III y de leyendas en euskera datadas en piezas de los siglos IV al VI, todo un hito en la historia de la lengua vasca.

Pero todo era, a juicio de la magistrada que ha investigado el caso, una burda mentira. En el auto, la jueza señala que la «falta de autenticidad de estos grafitos viene acreditada» por diversos informes del Instituto de Patrimonio de España y de la Escuela de Conservación y Restauración de Bienes Culturales. «La trazabilidad de los fragmentos con grafitos no es demostrable y el tratamiento recibido no ha garantizado su integridad física necesaria para que los análisis sean concluyentes. Por motivos expuestos, los autores no pueden avalar la autenticidad de los grafitos», señalan estos informes.

La jueza desmonta también la serie de informes (tres) que los arqueólogos presentaron para avalar la autenticidad. Y atribuye igualmente un interés y un modus operandi a GIl y sus colaboradores. «Los encausados (…), puestos de común acuerdo y con el ánimo de obtener no solo un beneficio económico sino también prestigio y reconocimiento profesional (…) procedieron a realizar con diversos instrumentos inscripciones, entre otras en euskera, aplicando posteriormente y de manera intencionada un material de relleno para cubrir los trazados de los grafitos efectuados por ellos mismos». Una vez falsificadas las piezas, agrega la magistrada, las colocaron «de manera que fueran descubiertas después del lavado de los materiales por parte de los empleados de Lurmen». Por este motivo, añade, las piezas calificadas como excepcionales nunca fueron encontradas en los yacimientos, sino en el proceso posterior de lavado.

El caso estalló dos años después, cuando la Diputación alavesa, con la diputada de Cultura, Lorena López de Lacalle al frente, decidió abrir una investigación pública sobre unos hallazgos cuya autenticidad ya había sido puesta en tela de juicio por expertos vinculados a la Universidad del País Vasco [sic] (1) La comisión científico-asesora de la institución foral ratificó las sospechas y el caso entró en vía judicial.

(1) El señor periodista olvida decir (o quizá no sabe) que esos dos expertos de la UPV (los Prof. Gorrochategui y Santos Yanguas) eran los mismos que en 2006 formaban parte del equipo de Eliseo Gil, y los que se presentaron con él ante la prensa a ratificar, con gran entusiasmo, la autenticidad de las piezas (junto con P. Ciprés y E. Knörr, aunque éste luego prefirió fecharlos en la Edad Media), y sobre todo "las «inequívocamente» en euskara" (Gara, 16-6-2006).

¡Peccata minuta que fueran los mismos! (y oficialmente fueron del Equipo Veleia hasta octubre de 2008). Que se olvidaran y se sepultaran aquel enorme bochorno y aquellas fotos y vídeos es lo que ellos y su "entourage" de la UPV se afanaron después en conseguir, y parece obvio que lo han conseguido, al menos de cara al gran público y a parte de la prensa. Pero aquí no nos olvidamos, porque su falta de profesionalidad en aquel momento crucial fue también culpable de que hayamos llegado hasta aquí, 11 años después.

Véase en TA el amplio dossier "El caso Iruña Veleia: Documentos y debates", desde el 8 de junio de 2006 hasta ahora mismo.

:::::::::::::::::

Nueve años desde que estalló el escándalo

El equipo de las excavaciones de Iruña-Veleia presentó como verdaderas unas inscripciones en piezas que revolucionaban la historia de Álava, del euskera y del cristianismo

 

Fuente: Diariovasco.com | SERGIO CARRACEDO | 3 mayo 2017 

El "caso Iruña-Veleia" ha concluido su instrucción tras más de 8 años. Cayó en manos de la titular del Juzgado de Instrucción 1 de Vitoria en marzo de 2009, meses después de que una comisión de expertos de la UPV y de otras universidades españolas –entre los que se encontraban lingüistas, historiadores y arqueólogos– emitieran a instancias de la Diputación de Álava, propietaria del yacimiento, un informe acerca de las 450 piezas de origen romano halladas por los ahora encausados entre 2005 y 2006.

Los fragmentos contenían textos en latín y euskera, símbolos e iconografía cristianos y escenas cotidianas datados por sus descubridores entre los siglos II a V, lo que las convertiría en algo excepcional. El caso estalló en 2008 tras presentarse en sociedad estas «excepcionales» piezas que presuntamente iban a revolucionar la historia de Álava, del cristianismo y del euskera.

Sin embargo, los expertos universitarios dieron su dictamen en 2009. «Son falsos». Las inscripciones son «infantiles», «ilógicas», «inverosímiles» e «imposibles», argumentaron. La diputada de Cultura, Lorena López de Lacalle, encargó el análisis de los grafitos después de que catedráticos como Gorrochategui y Lakarra hiciesen públicas sus dudas sobre la autenticidad de unas "ostracas" que se dieron a conocer al mundo en junio de 2005 [fue en 2006, la presentación de 2005 a la prensa había pasado desapercibida por falta de "pesos pesados", y de piezas en euskera].

Eliseo Gil e Idoia Filloy, socios de Lurmen, encargada de la excavación, fueron apartados de la gestión del yacimiento, aunque siguieron defendiendo la antigüedad de los grafitos y denunciaron una campaña de derribo «mediática y académica». También surgió la plataforma de apoyo SOS Iruña-Veleia, que organiza congresos y promueve estudios, artículos y foros. Y se sumaron a la defensa de la autenticidad de las piezas los colectivos Euskeraren Jatorria y Martin Ttipia.

Euskotren y Eusko Trenbide, patrocinadores de las excavaciones, se querellaron contra Lurmen, pero sus denuncias fueron archivadas. Sólo se ha mantenido la doble demanda presentada por la Diputación. Durante 2009 y 2010, Lurmen, que también entregó nuevos estudios, pidió a la juez analíticas de laboratorios internacionales. Se solicitó un peritaje a la Guardia Civil, pero ésta aludió falta de medios y el caso pasó a la Ertzaintza. En enero de 2014 técnicos del Instituto de Patrimonio Cultural de España determinaron que 35 piezas que analizaron «presentan suficientes anomalías como para que los grafitos que contienen sean considerados contemporáneos».

Los defensores de la autenticidad calificaron el documento como de «auténtico despropósito» y «atentado contra el sentido común y la arqueometría», y acusaron a los responsables del Museo de Arqueología de haber alterado «voluntaria o involuntariamente» las piezas en las que los técnicos del Ministerio encontraron restos de metales modernos como el acero inoxidable.

Con el cierre de la instrucción, se abre ahora el juicio oral por el presunto fraude de los hallazgos del yacimiento de Iruña-Veleia por presuntos delitos continuados de estafa y daños contra el patrimonio histórico causados por las inscripciones efectuadas sobre los restos romanos hallados en el yacimiento.

............................................

También de interés, ayer en EITB (añadido por S. Cuesta en el post VIII):

Abren juicio oral por la presunta estafa del yacimiento de Iruña-Ve...

La magistrada cree "acreditado" que los responsables de la excavación falsificaron piezas para presentarlas como "extraordinarias".

Siguen más o menos la nota oficial, pero son los únicos hasta ahora en reproducir esto:

"...En el auto se indica que los daños causados por las inscripciones efectuadas sobre los restos romanos hallados en el yacimiento se pueden cuantificar en unos 600 euros por pieza. En su día, los responsables de la excavación aseguraron que se habían localizado entre 400 y 450 ejemplares "extraordinarios"." 

(A mi juicio se trata de una valoración económica sorprendente)

- La noticia apareció el mismo día 3 en otros medios, pero sin grandes novedades unos sobre otros:

ABC (de EFE): La jueza ve indicios de estafa y daños continuados en el caso de Ir...

Elperiodico.com: La juez abre juicio oral por la presunta estafa del yacimiento de I...

...............................................

Nota final

He comenzado y terminado este post con dos de mis ostraka (pues epigráficamente éstos no son "grafitos", nombre con el que sin embargo se han quedado) veleianos favoritos, el de "Porky" y el de "Deidre", porque ambos contienen casi todas las claves, tanto arqueológicas como epigráficas e históricas, que son aplicables para demostrar la falsedad del conjunto.

Como epigrafista de larga profesión que, con su nombre y apellidos, dio en 2006 la primera voz de alarma en el portal Celtiberia.net, nada más aparecer las primeras y escasas fotos y a pesar de la euforia general, añadiendo a lo largo de días, meses y años diversas críticas, y muchas observaciones técnicas básicas (varias luego muy repetidas por todos, como el 14-6-2006 la del imposible "RIP" o la del también increíble "ANQUISES", con la "probabilidad estadística", tan usada por Gorrochategui cuando cambió de bando...) que apuntaban a una falsificación, y más bien torpe (lo que a su vez -con algún otro dato- alarmó a los "expertos" de la UPV, hasta hacerles vacilar, y luego cambiar de opinión y de acera), además de informar a algunas autoridades que no sabían dónde estaba Iruña-Veleia, o qué pasaba allí (habría tanto para contar...), espero que este auto termine por fin de aclarar un suceso tan lamentable, que ha hecho daño en primer lugar a la venerable historia del euskera, que no necesitaba de esto para una mayor antigüedad y más bien le perjudicó, como entendieron por fin muchos medios y periodistas abertzales, durante mucho tiempo entusiasmados con los supuestos hallazgos.

También a mí, que -dejando aparte tantos insultos gratuitos de los "veristas", pues no sólo defendí mientras pude el "wait and see" en favor de Eliseo Gil, sino que jamás le ofendí ni le insulté (como sí lo hicieron otros, y terriblemente)- nunca he querido más que que se llegara a la verdad, tras unas conocidas amenazas a mi familia en 2011 (también les pasó a otros), tuve que abandonar el tema casi del todo, y he sentido como un riesgo inasumible -y no para mí- cualquier pequeño comentario que añadiera. A todas estas cosas simplemente no hay derecho.

Tengo mis dudas de que el juicio se llegue a celebrar pero si ocurre será bueno, porque aún faltan, como he dicho muchas veces, testigos y datos que el gran público todavía no conoce.

Y en él Eliseo Gil e Idoia Filloy tendrían por fin la oportunidad de defenderse que tanto han reclamado.

Visitas: 87858

Comentario por Percha el noviembre 22, 2019 a las 11:11pm

¿Y a mí que me cuenta?

Comentario por Percha el noviembre 26, 2019 a las 11:36am

Parece que el fallo con la página de SOS Iruña-Veleia se debe a problemas con el dominio. Puede volverse a consultar aquí.

Comentario por Octavià Alexandre el noviembre 26, 2019 a las 9:19pm

Por cierto, Antton, quien pesaba las almas de los difuntos no era Osiris sino Anubis.

Comentario por antton erkizia el noviembre 27, 2019 a las 10:13am

Depende...de qué depende...de según cómo lo mires todo depende...

Anubis, el Gran Chacal, era el psicopompo que conducía a los difuntos y ponía sus corazones en las balanzas. Pero el que "pesaba y juzgaba" era su Padre Osiris.

El cristianismo, que copió la idea esa del juicio tras la muerte, atribuía a los ángeles (y en concreto a San Miguel) la conducción de las almas ante el tribunal. Pero el gran tribuno era Dios Padre (Osiris).

A veces era Cristo el juez, ahí también hay matices, pero como son Uno y Trino...

Comentario por antton erkizia el noviembre 27, 2019 a las 2:23pm

Si te has atrevido con el proto-celta y el protovasco y con Lakarra... seguro que te atreves con Anubis y Osiris y tal. ¿No?.

Comentario por Octavià Alexandre el noviembre 28, 2019 a las 4:14pm

Gracias, Antton, pero prefiero seguir con las lenguas. Os dejo con las divinidades conocidas o imaginarias.

Comentario por antton erkizia el febrero 3, 2020 a las 12:28am

Tras este largo silencio...hoy ya es 3 de febrero del 2020.

A 14 años (catorce) de la presentación en público de los grafitos,

a 11 años (once) de que la Diputación Foral de Álava formalizara la acusación en los Juzgados,

tras 9 años en fase de instrucción (y pedían prórroga),

por fin,

hoy dará comienzo el juicio oral sobre los hallazgos de Iruña Veleia en el Juzgado de lo Penal número 1 de Vitoria-Gasteiz.

La jueza ha establecido un calendario de 10 vistas, los días 3, 4, 5, 6, 10,11, 12, 13, 17 y 18 de febrero.

Acusados:

Eliseo Gil Zubillaga,  arqueólogo, director de la excavación arqueológica: contra él pide la fiscalía cinco años y 6 meses de cárcel y la Diputación de Álava pide siete años y 6 meses de cárcel por supuestos “daños al patrimonio y estafa” y al pago de 280.000 euros a pagar con Oscar Escribano.

Oscar Escribano Sanz, geólogo que trabajaba para LURMEN. Contra él la fiscalía pide dos años y 6 meses y la acusación “particular” (Diputación Foral de Álava)  pide tres años y 9 meses por supuestos “daños al patrimonio y estafa” y al pago de 600 euros por cada pieza “falsificada, supuestamente”, es decir, 600 euros x 475 piezas  =  285.000 euros a pagar solidariamente con Eliseo Gil.

Rubén Cerdán Casilari: la Fiscalía pide para él tres años de cárcel y la Diputación tres años y 9 meses de cárcel por “estafa” y al pago de 12.490 euros (a pagar solidariamente con Eliseo Gil) por  "facturas de analíticas no realizadas supuestamente".

Según puede leerse en el blog de JuanMartin Elexpuru: la juez ha denegado que sea llamada a declarar Lorena Lopez de Lacalle, ni Joaquín Gorrochategui, ni Joseba Lakarra, ni Agustín Azkárate, ni Julio Nuñez...Al parecer, tampoco admite el testimonio de Edward Harris, de Antonio Rodriguez Colmenero, de Ulrike Fritz, de Koenraad Van den Driessche...

Pues eso. Hoy comienza el juicio. Y los acusados podrán, defenderse de las acusaciones, en igualdad, más o menos, por fín, o eso es lo que se espera.

Comentario por Percha el febrero 3, 2020 a las 9:19am

Traigo aquí algunas de las crónicas con la que los medios han tratado el inicio del juicio. No son todas pero sí, a mi entender, las más completas.

Iruña-Veleia, de ser la nueva Pompeya a acabar en juicio por una gr...

Arranca en Vitoria la vista por la aparente falsificación de 476 piezas presentadas como hallazgos que cambiarían la historia del euskera y del cristianismo


El dibujo de un cerdo con la inscripción "Júpiter", todo ello centrado en una pieza rota

El dibujo de un cerdo con la inscripción "Júpiter", todo ello centrado en una pieza rotaELDIARIONORTE.ES




Álava bien podría haber presumido en la última edición de Fitur de un yacimiento arqueológico ubicado solamente 10 kilómetros al Oeste de Vitoria llamado Iruña-Veleia. Iruña por su ubicación, Iruña de Oca, y Veleia por el nombre de la ciudad romana. Se llegó a hablar de que aquello podría ser una pequeña Pompeya. No había en Europa tal concentración de tesoros por metro cuadrado. En su máximo esplendor, Iruña-Veleia contó 10.000 habitantes (Mérida alcanzó 50.000; Tarragona, 30.000). Pero por el yacimiento apenas pasan 3.000 visitantes al año, lejos de los tres millones que recorren las ruinas bajo el Vesubio.

Su nombre está contaminado por un caso de aparente falsificación de centenares de piezas presentadas en 2005 y 2006 y que, al fin, llega a juicio este lunes. No son unos restos cualquiera: de haber sido dadas por buenas, esas piezas del siglo III habrían adelantado varios siglos el origen documentado del euskara, alterado la historia del cristianismo con el calvario más antiguo del mundo o, incluso, ubicado jeroglíficos egipcios de la época dorada en plena tierra vasca con menciones a Ramsés y Nefertiti, formas modernas de nombrar a esas antiguas deidades.

Eliseo Gil era el responsable de las excavaciones de Iruña-Veleia, regadas con subvenciones públicas. El proyecto se llamaba "Tercer Milenio". Con él, se sientan en el banquillo sus colaboradores Óscar Escribano y Rubén Cerdán. La Fiscalía pide para Gil cinco años y medio de cárcel y casi 300.000 euros de sanción económica. La Diputación de Álava, titular del yacimiento, eleva la solicitud a siete años y medio de prisión. A pesar del goteo de informes que apuntan no sólo a la falsedad sino a la falsificación de los hallazgos, Gil y su entorno -reducido pero ruidoso- continúan proclamando su inocencia, defendiendo el valor histórico de las piezas y alentando una teoría de la conspiración. Su esperanza es que también Altamira tardó años en ser reconocido como un hallazgo histórico verdadero. Por ello se han negado a alcanzar acuerdos de ningún tipo antes del juicio.

Este grupo de apoyo ha promovido un manifiesto en defensa del "esclarecimiento" del caso. Entre los firmantes se halla la magistrada Garbiñe Biurrun, así com.... También está en la lista el excargo del PNV condenado por corrupción en el marco del 'caso De Miguel' Iñaki San Juan. Su empresa, Errexal, colaboró con la de Gil, Lurmen, y con Montai para organizar campos de trabajo para jóvenes de todo el mundo auspiciados por la Dirección de Juventud del Gobierno vasco, uno de los focos de ese otro sumario judicial. 

El único punto en común entre las partes es la constatación de que el proceso judicial se ha alargado sobremanera, ya que la Diputación llevó el caso a los tribunales en 2009 y ha pasado ya más de una década. El último retraso lo motivaron problemas de agenda del letrado de Gil, el que fuera decano de los abogados alaveses Javier Martínez de San Vicente, aunque algunos estudios encargados también han tardado años. Las vistas se celebrarán hasta el 18 de febrero en el juzgado penal 1 de Vitoria, cuya titular es la magistrada Isabel María Díez-Pardo.

Siglos antes que las glosas de San Millán

Para conocer el origen del caso hay que viajar en el tiempo hasta 2006. Primera crónica de la época (vía Terra.es): "Los arqueólogos del poblado romano de Iruña-Veleia, en Álava, no ganan para emociones. Porque emoción es lo que debieron sentir cuando, al limpiar cuidadosamente un resto de cerámica, se encontraron con una inscripción no latina. Después de leerla y reeleerla pensaron que podía ser euskera. Expertos en epigafría y filología han dicho que sí, que en la arcilla sigillata están grabadas dos palabras: 'Urdin izar' ('Estrella azul'). Si las investigaciones en curso verifican su autenticidad y confirman, como se sospecha, que fueron escritas hacia los siglos III- IV después de Cristo, 'Urdin izar' serán las dos primeras palabras comunes de la lengua vasca que hasta ahora se conocen". Se presentarían más piezas con inscripciones en lengua vasca, más antiguas que las glosas de San Millán de la Cogolla y con muchísima más extensión.

Segunda crónica (de Euskalkultura): "La representación del calvario más antigua del mundo puede elevar al yacimiento romano de Iruña-Veleia, situado en las proximidades de la localidad alavesa de Nanclares de la Oca, a los altares de la arqueología internacional. La escena de Jesús crucificado en el monte Gólgota, junto a los ladrones Dimas y Jestas y dos figuras a sus pies que podrían representar a la Virgen y San Juan, fue realizada en el siglo III después de Cristo. Esto es, tres centurias antes de la que hasta ahora lideraba este peculiar ranking histórico y que fue grabada en las catacumbas romanas. En la parte superior de la cruz de la cerámica alavesa aparece escrito RIP (requiescat in pacem-descanse en paz), un epitafio que comenzó a utilizarse justo en la época en la que ha sido datada y que se sigue utilizando en nuestra cultura funeraria". Incluso había referencias al cristianismo en euskara.

Un calvario con la inscripción "RIP"

Un calvario con la inscripción "RIP" ELDIARIONORTE.ES



Dibujos infantiloides y un falso físico nuclear

Hubo más hallazgos "excepcionales". Se hicieron públicos desde dibujos infantiloides hasta jeroglíficos egipcios siglos después de que se hubiese abandonado esa grafía y muy lejos de los confines de aquel imperio. Desde el inicio, algunas voces ya alertaron de lo anómalo de los hallazgos. Uno de los tres acusados, Rubén Cerdán, "afirmaba falsamente ser físico nuclear" y "en connivencia" con Gil elaboró los informes para dar veracidad a las piezas, según la Fiscalía. El ministerio fiscal cuantifica en 476 las piezas a las que se quiso dotar de un "pretendido valor histórico-cultural-religioso". Ello generó un daño "irreversible" en piezas tardorromanas auténticas que por sí mismas habrían tenido un alto valor.

En 2008, la entonces diputada de Cultura de Álava, Lorena López de Lacalle (de EA, partido ahora integrado en EH Bildu y que gobernaba en coalición con PNV y Aralar), constituyó una comisión de expertos para aclarar los puntos oscuros de las piezas de Iruña-Veleia. En enero de 2009, la propia López de Lacalle y tres arqueólogos del equipo de Gil ofrecieron una larga rueda de prensa en la que dejaron claro el montaje detrás del yacimiento. "Hay que acabar con esta pantomima. Podría resultar cómica si no fuera porque afecta a dineros públicos", solemnizó la diputada. Todo el trabajo de aquella época sigue publicado en la web de la Di....

Los técnicos que la acompañaron fueron muy claros. Ellos extrajeron las piezas del yacimiento y nunca vieron las inscripciones, dibujos o jeroglíficos que iban a cambiar la Historia. Los hallazgos "excepcionales" aparecieron en el proceso de lavado. Siempre ahí y en algunos casos hasta diez meses después de su aparición. "Son cientos y no vimos ninguno. 300 no se nos escapan. Quizás no seamos los mejores arqueólogos del mundo, pero tampoco somos los peores", manifestaron en aquella rueda de prensa, en la que recordaron que sí pudieron apreciar el valor de algunas piezas romanas que extrajeron en otros puntos del yacimiento. Después de la polémica, nunca volvió a aparecer material semejante.

"Los materiales conservan restos y evidencias que apuntan a su Antigüedad, lo cual podría demostrarse (o rebatirse) con una serie de analíticas sencillas, rápidas y poco costosas de hacer", replica Idoia Filloy, mano derecha de Gil en Lurmen en un artículo en 'El Salto'. Pero en estos años la Ertzaintza, la Guardia Civil, decenas de expertos de la Universidad del País Vasco (UPV-EHU) y extranjeros y, más recientemente, Patrimonio del Estado no han extraído otra conclusión distinta a la de la falsificación. Éste último informe halló incluso metales recientes, a lo que Gil y su entorno añaden que se debe a la ruptura de la cadena de custodia de las piezas, en poder de la Diputación y bajo control judicial. Otra especie que se ha difundido es que podrían ser falsificaciones introducidas en excavaciones de la primera mitad del siglo XX. 

Italiano en el siglo III y un maestro egipcio

Los informes técnicos apuntan a curiosidades como la inclusión como supuesta palabra latina de "cuore", en realidad un vocablo del italiano y no del latín. No sería el único 'error' en escritura antigua, ya que el propio "RIP" del calvario habría de haber sido "INRI". En el caso de los jeroglíficos, eran de muchos siglos previos al siglo III y, aunque recogen símbolos propios de Egipto, sus mensajes son inconexos, sin un significado claro. Además, denominaciones como "Nefertiti" son convenciones de los egiptólogos modernos que eran desconocidas casi dos milenios antes. Había también alguna referencia griega.

La explicación que se dio fue la siguiente: "Los alumnos [de un 'paedagogium' o centro escolar] tenían un preceptor con cultura grecolatina, pero de origen egipcio, como han revelado los numerosos fragmentos con textos en latín que hacen referencia a la historia antigua egipcia o a sus divinidades [...] El maestro inculcó a sus discípulos nociones de la cultura de sus ancestros y además les enseñó la escritura jeroglífica. [...] Su presencia en Álava es exótica, pero no única, ya que era habitual que los pedagogos, médicos y preceptores de las casas acomodadas fueran de origen oriental. El maestro enseñó a sus alumnos el abecedario latino y los números y les puso en contacto con textos clásicos como La Eneida. Además, con él aprendieron a hacer retratos de sus familiares, a pintar paisajes y escenas cotidianas".

Otra pieza sospechosa de falsificación de Iruña-Veleia

Otra pieza sospechosa de falsificación de Iruña-Veleia ELDIARIONORTE.ES



Portavoces de la actual Diputación se limitan a mostrar su "satisfacción" porque se acerque ya el desenlace judicial pero rehúsan hacer valoraciones por "escrupuloso respeto al proceso judicial". "Lo que nos toca es poner en valor Iruña-Veleia, que objetivamente es un yacimiento de importancia, tras este velo negro. 3.000 visitas al año son muy pocas para el valor que tiene".

-------------------------------------

JUICIO POR EL CASO «IRUÑA-VELEIA»: EL INICIO DEL FIN DE UN PERIPLO ...

03/02/2020 GARA [Gara] PDF

JUICIO A LAS FALSIFICACIONES DE IRUÑA VELEIA: JUZGAN POR ESTAFA A L...

02/02/2020 EL CORREO [El Correo Español-El Pueblo Vasco (Ed. Álava)] PDF

Comentario por antton erkizia el febrero 3, 2020 a las 10:04am

"BERRIA" le dedicaba tres páginas a un reportaje de Iñigo Astiz; de lo más ponderado que pude leer ayer:

https://www.berria.eus/paperekoa/1906/024/001/2020-02-02/irua-velei...

----------------------

También "THE TELEGRAPH" se hacía eco:

https://www.telegraph.co.uk/news/2020/02/02/archaeologist-facing-ja...

Comentario por antton erkizia el febrero 3, 2020 a las 10:11am

En uno de los comentarios, no recuerdo dónde, un lector o lectora que decía "he trabajado para el Instituto de Conservación de Bienes Culturales" ...dijo: "Demostrar que algo es falso, si lo es, es bastante más facil que demostrar que algo es verdadero, si lo es."

Repito: "Demostrar que algo es falso, si lo es, es bastante más facil que demostrar que algo es verdadero, si lo es."

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2020   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más