Un reciente análisis genético apoya la idea de un contacto temprano entre la Isla de Pascua y las Américas

Fuente: EurekAlert!| 23 de octubre de 2014 (Traducido por G.C.C. para Terrae Antiqvae)

Determinadas gentes pudieron haber realizado un viaje desde la Isla de Pascua a las Américas mucho antes de que el comandante holandés Jakob Roggeveen llegara con sus naves en 1722, de acuerdo con una nueva evidencia genética que muestra que las personas que vivían en Rapanui, la más aislada de las islas, tuvieron un contacto significativo con poblaciones de nativos americanos cientos de años antes.

Los resultados, publicados en la revista Cell Press Current Biology el pasado 23 de octubre, prestan el primer apoyo genético a semejante ruta temprana a través del Pacífico, entre Polinesia y las Américas, un impresionante y arduo viaje de más de 4.000 kilómetros.

Tales resultados son un recordatorio de que "las primeras poblaciones humanas exploraron ampliamente el planeta", dice Anna-Sapfo Malaspinas (izquierda), del Museo de Historia Natural del Centro de Geo-Genética de Dinamarca. "Las versiones de los libros de texto sobre los eventos de la colonización humana -el poblamiento de las Américas, por ejemplo- necesitan ser re-evaluados con la utilización de los datos genómicos".

En ese sentido, en un segundo artículo que aparecerá en el mismo número de la revista Current Biology, realizado por Malaspinas junto con Eske Willerslev y sus colegas, se examinan dos cráneos humanos representativos de los indígenas "Botocudos" de Brasil en los que se ha encontrado que su ascendencia genómica es de polinesia, sin haberse detectado componentes nativos americanos en absoluto.

La evidencia arqueológica sugiere que de 30 a 100 hombres, mujeres y niños de Polinesia, desembarcaron por primera vez en Isla de Pascua, conocida también como Rapa Nui, en torno al año 1200, llegando a la misma en dos o más canoas de doble casco. Después de establecerse en la isla, los rapanui construyeron las famosas plataformas gigantes de piedra y más de 900 esculturas, algunas de las cuales pesan hasta 82 toneladas.

Si bien pudo haber supuesto a los polinesios varias semanas llegar incluso a las islas más cercanas, hay más indicios de contacto con el gran continente americano. Por ejemplo, hay pruebas de la presencia de cultivos nativos de las Américas en Polinesia, incluyendo la patata dulce andina, mucho antes del primer contacto con los europeos.

El amplio análisis del genoma de 27 nativos rapanui confirma el significativos contacto entre los habitantes de la isla y los nativos americanos en algún momento entre aproximadamente los años 
1300 y 1500, hace de 19 a 23 generaciones. La población rapanui comenzó a mezclarse con los europeos sólo mucho más tarde, en 1850. La ascendencia de los rapanui es hoy en día un 76% procedente de Polinesia, un 8% de los nativos americanos, y un 16% de los europeos.

Las nuevas evidencias sobre los rapanui sugieren una de dos situaciones: o bien los nativos
americanos navegaron a Rapa Nui, o bien los polinesios navegaron a las Américas y volvieron. Los investigadores opinan que lo más probable es que los rapanui realizaron con éxito el viaje de ida y vuelta, dadas las simulaciones presentadas en estudios anteriores, los cuales muestran que "todos los viajes que partían intencionalmente al este de Rapa Nui siempre llegarían las Américas, en un viaje que duraría entre dos semanas y aproximadamente dos meses".

Los polinesios tenían sofisticadas canoas de doble casco construidas para viajes en alta mar. Un artista, a bordo del barco del capitán Cook, hizo un dibujo cuando llegaron a Hawai. Wikimedia.org

Por otra parte, el viaje desde las Américas a Rapa Nui es mucho más difícil, lo que habría provocado que probablemente fallara o no encontrara la isla en absoluto. Desde las Américas, Rapa Nui es, de hecho, un lugar pequeño, lo que también podría explicar por qué tardaron tanto tiempo los europeos en encontrarlo.

Artículo relacionado:

* Did ancient Easter Islanders have friends from afar? Yes, say scientists (CS MONITOR)

Posts de Terrae Antiqvae relacionados:

* ¿Fueron los aborígenes australianos los primeros en llegar a Amér... (02/10/2010)

* ¿Los isleños de Isla de Pascua se mezclaron con los nativos de Am... (10/02/2012)

Un estudio sobre el genoma de la patata reafirma la hipótesis de lo... (25/01/2013)

 

Visitas: 1045

Comentario por sen dros el octubre 28, 2014 a las 9:21pm

Thor Heyerdahl Ya lo dijo en Fatu-Hiva y Aku-Aku basándose en tradición oral y similitudes de utensilios y plantas.

På Jakt efter Paradiset (Caza por el Paraíso), 1938; Fatu-Hiva: Back to Nature

Aku-Aku: The Secret of Easter Island ISBN 0-14-001454-3

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2019   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más