Diagnostican un tumor óseo, de más de 120.000 años, en un neandertal

Arriba, el fragmento de costilla que sufrió el tumor; abajo, un fragmento sano / PLoS ONE

Fuente: Materia | Nuño Domínguez| 5 de junio de 2013

Hace 120.000 años, un humano neandertal que vivía en lo que hoy es Croacia sufrió un tumor de hueso en una de sus costillas. Ahora, un equipo de científicos ha encontrado sus restos y le ha diagnosticado su enfermedad, conocida como displasia fibrosa y que hoy es común en otros humanos, los Homo sapiens. De hecho, las lesiones del neandertal de Krapina, Croacia, se acaban de convertir en el primer tumor humano del que se tiene constancia.

“Este estudio nos muestra que los neandertales, que vivían en un ambiente sin contaminación, eran susceptibles a los mismos tipos de cáncer que los humanos de hoy”, ha explicado en una nota de prensa David Frayer (izquierda), antropólogo de la Universidad de Kansas y coautor del estudio, publicado hoy en PLoS ONE (en abierto).

El fragmento de costilla muestra las lesiones típicas del tumor, pero no permiten averiguar de qué murió aquel neandertal. Tampoco está muy claro su sexo, aunque por otra costilla similar hallada en el mismo lugar parece que se trataba de un hombre.

Lo que sí indican los restos es que estos tumores óseos existían mucho antes de lo que se pensaba, ya que los casos más antiguos que se conocían hasta el momento tienen como mucho 4.000 años, dice el estudio.

“Si la enfermedad está bien diagnosticada, se trata claramente del tumor humano más antiguo conocido”, explica a Materia Manuel Domínguez-Rodrigo (derecha),  arqueólogo de la Universidad Complutense de Madrid y uno de los descubridores del primer caso de anemia conocido, sufrido por un niño hace 1,5 millones de años.

“Por ahora, aproximadamente, sólo se conocían casos que databan del Paleolítico Superior [un periodo que comenzó hace 35.000 años]”.

Foto: Escáner que muestra cuatro instantáneas en las que se aprecian los cambios de los  detalles arquitectónicos del compartimiento interno tumoral. La displasia fibrosa es un trastorno del desarrollo del hueso esponjoso medular, el cual es sustituido por tejido fibroso.

Los neandertales vivían menos

“El hallazgo no es totalmente inesperado, ya que algunos de estos tumores tienen una incidencia relativamente elevada y como tenemos restos de neandertales de unos 100 individuos actualmente, puede aparecer uno con la enfermedad”, explica el genetista Carles Lalueza-Fox (izquierda).

Un hecho que pudo limitar la incidencia de tumores en los neandertales: su esperanza de vida era la mitad que la de un occidental actual (en España la media son 82 años). Por esto, dicen los autores del trabajo, “identificar esta costilla neandertal de más de 120.000 años con un tumor es sorprendente y nos permite analizar la naturaleza y la historia de las displasias en humanos”, concluyen.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------Ciertamente, no está mal saber que los neandertales podían también sufrir algunos tipos de cáncer, a  pesar de vivir en entornos medioambientales pristínos, nada contaminados. De donde se deriva que en ocasiones nos dejamos llevar demasiado por las posibles implicaciones de lo que se podría denominar pavores ecológicos infundados.

De otro lado, como apuntan en el artículo que al respecto publica el blog de Smithsonian

Este descubrimiento es parte de una gran tendencia emergente en la que los científicos están tratando de aprender la antigua historia de las enfermedades a través del registro fósil. El año pasado, el análisis del ADN extraído de los dientes y cráneos de homínidos mostró que muchos de los virus que infectan a los seres humanos modernos también vivían en los neandertales y otros homínidos, y en febrero, el ADN extraído de antiguos dientes humanos  ayudaron a los científicos a comprender la evolución de las bacterias orales a lo largo del tiempo.

Posts de Terrae Antiqvae relacionados: 

Las enfermedades infecciosas pudieron haber dado forma a los orígen... (06.06.2012)

“Comer carne nos hizo humanos”, sostiene el paleoantropólogo Manuel...  (04/10/2012)

El análisis de bacterias de dientes antiguos permite ver la evoluci... (19/02/2013)

Visitas: 567

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2021   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más