Los secretos del mapa medieval que inspiró el viaje de Colón

Fuente: ABC.es| Yale news | 15 de junio de 2015

Año 1492. Esa fue la fecha mágica en la que Cristóbal Colón llegó a las Américas creyendo, eso sí, que eran las Indias. Desde entonces, la creencia general es que aquella idea novedosa de circunnavegar una buena parte del mundo nació en su mollera. Sin embargo, la bombilla del marino se encendió tras ver un mapa sumamente detallado del mundo conocido creado por Henricus Martellus, un alemán del S.XV afincado en Florencia. Ahora, cinco siglos después, se ha conseguido restaurar esta obra maestra de la cartografía desvelando parte de sus secretos.

Este mapa del mundo dibujado por Henricus Martellus aproximadamente en 1491 fue donado a la Universidad de Yale en 1962. Su mala condición (arriba) ha obstaculizado a los investigadores durante décadas su estudio. Tras su restauración, la imagen multiespectral del mapa (imagen superior del post) revela texto y detalles invisibles para el ojo humano.

Los misterios de este mapa han estado ocultos desde 1962, año en que fue cedido a la Universidad de Yale por un donante anónimo. Sin embargo, tras una profunda restauración, los investigadores y especialistas han logrado recuperar una buena parte de la información que contenía gracias a un proyecto de formación de imágenes multiespectrales. Así pues, han logrado establecer que el documentodata de 1491 y representa pormenorizadamente la superficie de la Tierra desde el Atlántico al oeste, hasta Japón.

Entre los lugares más destacados que describe es reseñable el pueblo de Balor, ubicado en el norte de Asia. De él se dice que «vive sin trigo y subsiste sin carne de venado»Chet Van Duzer (izquierda), el historiador de mapas que lidera el proyecto, se detiene a su vez en la región de los Panotii, de los que su autor afirma que tenían unas orejas tan grandes que «podían utilizarlas como sacos para dormir».

Las revelaciones más interesantes, según los investigadores, son las que se pueden ver en el África meridional. Y es que, para representar regiones como la de «Egyptus Novelo», Martellus se basó presuntamente en tres manuscritos de la «Geografía» de Ptolomeo, datos de nativos africanos (no de exploradores europeos) y en la información compartida por tres delegados etíopes en el Concilio de Florencia en 1441.

Universalis Cosmographia, mapa de martin Waldseemüller, 1507, primero en presentar las tierras nuevamente descubiertas con el nombre de América y separadas de Asia.

Fuente de otros mapas

A su vez, los datos obtenidos han ayudado al investigador a determinar cómo el mapa influyó en cartógrafos posteriores y que es similar a uno dibujado por el cartógrafo alemán Martin Waldseemüller en 1507, que fue el primero en aplicar el nombre «América» para el Nuevo Mundo. De hecho, de todos los continentes representados, Van Duzer cree que los descubrimientos más destacados son los que se han hallado en África, pues está elaborado en base a fuentes africanas por un occidental.

Las imágenes multiespectrales muestran detalles de la representación de África que sugieren que el cartógrafo Martellus utilizó datos de fuentes africanas, no de exploraciones europeas.

Las nuevas imágenes muestran, por otro lado, que la representación del mapa de Martellus del sur de África se extiende más hacia el este que las versiones conocidas del Egyptus Novelo. Las imágenes multiespectrales muestran muchos de los mismos textos en el mapa Martellus «en los mismos lugares que en el mapa 1507, lo que confirma que el mapa de Martellus era una fuente esencial de Waldseemüller», dice Van Duzer.

Un texto encuadrado en el Océano Índico advierte de la orca, "un monstruo marino que es como el sol cuando brilla, cuya forma difícilmente se puede describir, excepto que su piel es suave y su cuerpo enorme".

Colón vio el mapa

Pero Waldseemüller no fue el único en contemplar el trabajo de Martellus. Van Duzer cree que es muy probable que Colón examinara este mismo mapa, u otro muy similar. Escritos del hijo de Colón indican que el explorador esperaba encontrar Japón donde Martellus lo representaba, y con la misma orientación, lejos de la costa asiática, y con su eje principal corriendo de norte a sur. "No hay otros mapas de la época que muestren a Japón con esa configuración", dice Van Duzer.

Este texto, situado en el norte de África, dice: "Aquí hay grandes desiertos en los que hay leones, grandes leopardos, y muchos otros animales diferentes a los nuestros".

Además, el diario de uno de los miembros de la tripulación de Colón, que creía que la expedición estaba navegando a lo largo de cadenas de islas en el sur de Asia, describe la región como se representa en el mapa Martellus. La revelación de los detalles descoloridos del mapa proporciona una imagen más completa de la percepción de Colón de la geografía, señala el historiador. «Siempre es interesante saber cómo las personas conciben el mundo en ese período de la historia», dice Van Duzer.

Texto situado en el sur de Asia en el que se describe al pueblo "Panotii", los cuales supuestamente tenían las orejas tan grandes que podrían utilizarlos como sacos de dormir.

Visitas: 2437

Comentario por Alicia M. Canto el junio 16, 2015 a las 8:28am

Interesante noticia, aunque con engañoso titular, como lo de que "la bombilla de Colón se encendió viéndolo" (¡sic!). Porque probablemente fue Martellus el que se basó en un mapa anterior, de 1485, hecho en Lisboa por Bartolomé Colón, hermano menor de Cristóbal, que trabajaba por entonces como cosmógrafo para la en estos aspectos importantísima corte de Lisboa, así que las cosas más bien serían al revés.

No hay más que tener en cuenta que "Entre 1483 y 1485 Cristóbal Colón ofreció por primera vez su proyecto [el de circunnavegar el orbe] al rey  Juan II de Portugal, el cual tras consultar con tres expertos en cosmografía finalmente desestimó la empresa". O sea, cuando faltaban varios años para que Martellus confeccionara su mapamundi...

Parece que este mapa de Heinrich Hammer (latinizado al gusto de la época, "Henricus Martellus") aportará novedades sobre todo para África. Se puede ver muy ampliado aquí, en el sitio de la Beinecke Rare Book & Manuscript Library de la Universidad de Yale, en cuya ficha oficial, por cierto, todavía aparece fechado dos años antes que ahora, "c. 1489". Pero siempre después que los Colón, claro.

Aquí algo más sobre Bartolommeo Colombo, también osado nauta, explorador, Adelantado y Gobernador General de La Española (1494-1500), generalmente oscurecido por la gloria de su hermano mayor.

Así que, pese a lo que dice la noticia, y aun contando con su misterioso informante portugués, todavía podemos seguir manteniendo sobre Colón (pero seguramente fuera de ambos hermanos) "la creencia general de que aquella idea novedosa de circunnavegar una buena parte del mundo nació en su mollera".

Comentario por Ari el junio 23, 2015 a las 3:08pm

Con respecto al Descubrimiento de América, siempre ha habido algo que me ha llamado poderosamente la atención, y agradecería que alguien me aclarara este aspecto.

La pregunta es: El 12 de Octubre de 1492, Castilla, con tres pequeños barcos y menos de 300 hombres…¿emprendió la conquista de Asia?

La pregunta parece absurda, pero resulta desconcertante comprobar, cómo cuando Colón cree estar próximo a Zaitón y Quinsay, conquista tierras para Castilla y nombre a los territorios según su parecer (río Luna, Mares…), llegando incluso a vaticinar...

“las grandes ciudades del Gran Can que se descubrirán sin duda y otras muchas de otros señores, habrán en dicha,  servir a Vuestras Altezas”

("Diario del Primer Viaje", Cristóbal Colón, 12 de Noviembre de 1492)

Tampoco cambia su actitud cuando el 9 de Diciembre de 1492, cree haber llegado al mismísimo Japón ( Cipango- la actual República Dominicana y Haití). 


De nuevo, tras tomar posesión y  renombrar a la isla con el nombre de La Española, sin ningún tipo de escrúpulo declara sobre los habitantes del Imperio de los Samurais:

« Ellos no tienen armas, y son todos desnudos y de ningún ingenio en las armas y muy cobardes, que mil no aguardarían tres, y así son buenos para les mandar y les hacer trabajar, sembrar y hacer todo lo otro que fuere menester, y que hagan villas y se enseñen a andar vestidos y a nuestras costumbres.»

 ("Diario del Primer Viaje", Cristóbal Colón, 9 de Diciembre de 1492)

 

¿Alguien me puede aclarar este aspecto?

Comentario por Adrián Martínez Alfayate el julio 1, 2015 a las 2:05pm

COMENTARIO POR ALEPH ALEPH

 

Por descontado que este mapa de Henricus Martellus si su manufacturación se data en 1491 no influye en el ánimo de Colón dado que este personaje llevaba muchos años madurando su exploración por el Oeste.  Esto solo es un dato más, si acaso, para su empresa.

Cuando en Colón germina la idea de cambiar el rumbo para el encuentro por el Oeste del Este de Asia, él conoce de una serie de datos mínimos pero muy importantes.  

Hay algo que no es sabido y a la vez no concuerda con la afición de las gentes de esta época y anteriores, de describir historias reales mezcladas con fantasías que no hablen de la gente (marineros) que habiendo llegado al continente americano y “regresado” , hayan hablado de esta historia.

Se comenta que en uno de los viajes comerciales que hacía Colón a través del Atlántico (era un especulador), desde las islas Madeira  y que llegado a las islas Azores (aquí esta la relación de Colón con Portugal) conoció a un desdichado marinero, único de la tripulación de un barco que arribó a la citada isla de Azores, desarbolado y desparejado, arriba y nadue sabe de donde viene, pero Colón que es un arribista conoce antes de fallecer el marino desdichado, el periplo que de una manera no calculada, llega a America y regresa…  y aquí está el secreto, si es secreto, de la cuestión.

 

Una teoría:  Un barco mercante de 15 (¿) hombres de tripulación, una carabela pongamos por caso, es desarbolada por un temporal en el Atlántico y queda a la deriva y este cascarón está en la línea de la Corriente del Golfo y es arrastrada hasta las islas del Caribe… y la tripulación va muriendo como sería hasta cierto punto natural, escorbuto y falta de agua, y siguiendo la corriente Ascendente del Golfo llega a las islas Azores con un solo tripulante y como un desdichado muere allí, pero antes cuenta lo que ha visto… y ahí pongo a Colón, Cristóforo para los amigos…

 

Cuando los aviones militares de Salvamento y Control aéreo español (1970), sobrevolaban el océanos Atlántico, se encontraban con que a muchas millas de la costa al oeste de las islas Canarias, casi imposibles para un pequeño bote, iba tripulado por dos o tres personas rumbo al Oeste, sin mas ayuda que unos tasajos y un pellejo de agua…  ¿Qué hacían aquellos “locos” por la mar?...  La contestación es que emigraban a Venezuela impulsados por la corriente del Golfo.  ¿Eran Colones o eran intrépidos navegantes que conocían lo que hacían?   Es posible que estos tripulantes hubiesen oído hablar de Colón, pero lo más mínimo.  Y lo gordo es que llegaban a Venezuela si las tormentas no los pillaban en la navegación.

Los Vikingos es indudable que habían pisado suelo “Americano” algunos cientos de años antes que el dichoso arribista Cristóforo Colombo… y él que viajaba de norte a sur… ¿no conocía las Sagas vikingas?

Comentario por Ari el julio 2, 2015 a las 9:28am

Hola Adrián:

La teoría del nauta desconocido, sería plausible, si no fuera porque…:

Durante los Pleitos Colombinos, en  la Probanza hecha en 1515 a petición del fiscal, la pregunta 11 inquiría sobre  un supuesto mapa traído desde Roma por Martín Alonso Pinzón, el capitán de la Pinta, y gracias al cual, Cristóbal Colón "supuestamente" había llevado a cabo su gesta:


“Yten si saben que quando el Almirante fue a descobrir aquellas partes, Martín Alonso Pinzón, vecino de Palos, estava para yrlas a descobrir a su costa con dos navíos suyos, e TENYA NOTICIA CIERTA Y ESCRITURAS DE LA TIERRA, LAS CUALES AVÍA AVIDO EN ROMA EN LA LIBRERÍA DEL PAPA INOCENCIO VIII en aquel año (1492) que abía venido de Roma, e avía puesto en plátyca de las yr a descobrir e lo alimentava, etc.
 "

(Pregunta Nº 11 del Interrogatorio de 1515) 

A esta pregunta,  Arias Pérez, hijo de Martín Alonso, testificó que...

“Que fue el dicho su padre a Roma, aquel dicho año, antes que fuese a descobryr”.

… un hecho que corrabora  un tal Antón Fernández Colmenero, que al parecer acompañó a Martín Alonso durante el viaje.

Unas fuentes sostienen que  Martín Alonso había ido a Roma por un cargamento de sardinas. Otras, que llevó al Papa Inocencio VIII una carabela regalo de los Reyes Católicos: La Duquesa.

Pero sea una u otra la causa, lo cierto es que "TODOS" los testimonios coinciden en que Alonso Pinzón visitó la Biblioteca Vaticana, mantuvo una serie de conversaciones con el máximo responsable de la entidad y trajo de su viaje, mapas, documentos, y ...

“la ynstruición de la navegación”. 

(Declaración en los Pleitos Colombinos de Pedro Alonso Ambrosio)

¿Descabellado?

En el Diario de a bordo, el 25 de septiembre de 1492, Bartolomé de las Casas parafraseando a Colón, se señala que...

“(...) llégase Martín Alonso Pinzón, con su carabela Pinta, a hablar con Cristóbal Colón SOBRE UNAS CARTAS DE MAREAR que Cristóbal Colón le había enviado o arrojado con alguna cuerda a la carabela, tres días había, en la cual parece que TENÍA PINTADAS ALGUNAS ISLAS DE ESTAS MARES (...)"

Y el 24 de Noviembre de 1492, el propio Colón reconoce:

“Esta noche a media noche, levanté las anclas de la isla Isabela...para ir a la isla de Cuba, a  donde oí de esta tanto que era muy grande y de gran trato...porque creo que si es así... es la isla de Cipango, de que se cuentan cosas maravillosas, Y EN LAS ESFERAS QUE YO VI Y EN LAS PINTURAS DE MAPAMUNDOS ES ELLA EN ESTA COMARCA”

Si aquellas regiones ya estaban cartografiadas..., esto significa que ya eran conocidas. Por eso, Colón no se sorprende al no encontrar las grandes civilizaciones de Asia, y enlazando con mi anterior comentario, se baja pendón en mano y toma posesión de todos aquellos territorios, en nombre de Castilla.

Comentario por Adrián Martínez Alfayate el julio 2, 2015 a las 1:38pm

Apreciado Ari:

Cuanto me ha gustado todo lo expuesto por ti sobre el tema.

A mi me quedan unas dudas a cerca de los conocimientos geográficos que en el siglo XV y sucesivo se tuviese de la esfericidad de la Tierra.   Colón se acerca a la Universidad de Salamanca para que le dieran, con su sabiduría, la confirmación de lo plausible del rumbo Oeste que quería tomar.    Bien, pero ¿unos y otros ignoraban de la esfericidad y las longitudes entre continentes?

Ya 1.745 años antes, Eratóstenes determina los estadios del diámetro de la Tierra en los meridianos y en el paralelo ecuatorial, con un error a el real, de menor de un 5% .

Los Portugueses sabían con cierta precisión la distancia real desde Portugal hasta el Asia que ellos frecuentaban en el comercio de especies...   por tanto, o Colón era un lerdo (que creo que no), o era un oportunista.

Veamos: si ya se conocía lo circundado en dirección Este... ¿Cómo se omite una cuarta parte de la circunferencia navegando en dirección Oeste?   ¿Cómo siendo un buen navegante ignoraba lo que restaba hasta el Cipango?... Es que no eran unos grados de menos o más, ¡¡eran 90º de diferencia!! distancia muy notable. 

Por la vía que fuese, el señor Cristóbal tenía conocimiento de que algo ignoto había en la mar más allá, y por razones "zorrunas" propias de aquellos tiempos se lo cayó.

Esto son solo suposiciones de un ignorante con buena voluntad.

Mis simpatía y un saludo:

Aleph Aleph

Comentario por Ari el julio 2, 2015 a las 2:36pm

Estimado Adrián:

Señalas bien lo de Eratóstenes. Pero más grave.., es que no hay que irse tan lejos.

Ya en el siglo XIII, el matemático y astrónomo inglés  Johanes de Sacrobosco, hacía referencia a las dimensiones de la Tierra, en su obra “Tratatus de Sphaera” (1220). Allí declaraba:

“El ámbito total de la Tierra, según testimonio de Ambrosio, Theodosio, Macrobio y Eratóstenes, filósofos, tiene 252.000 estadios; cada una de las partes del zodiaco, setecientos”.


Los estadios a los que Sacrobosco hace referencia, son los estadios romanos que unos fijan en 159,02 m (Maltebrun) y otros en 157,08 m (Vivien de Saint-Martin), dando respectivamente, un total de 40.073 Km (99´9 %) y  39.765 Km (98´7 %) , unos perímetros terrestres extraordinariamente precisos.



Pero lo más asombroso, es que aunque te parezca mentira, el  “Tratatus de Sphaera” de Sacrobosco, fue la obra más autorizada e influyente en las escuelas de Europa durante los siguientes cuatrocientos años. 

Así, su primera edición impresa, aparecida en Ferrara en 1472, en el año 1500 ya había alcanzado las 30 ediciones. ¡Todo un récord en la época!


Pero aquí no acaban las sorpresas.

En esta obra, está redactado el método para hallar el valor de un grado de meridiano:

“En una noche clara y estrellada, tomas con el astrolabio la altura polar. Después caminas hacia el Norte, hasta que en otra noche estrellada halles el polo con un grado más de elevación; y si mides el espacio recorrido, verás que tiene setecientos estadios, que es el valor de cada grado de los 360 que posee la circunferencia”.


Siguiendo estas pautas, cualquier aficionado a la astronomía podía establecer fácilmente el perímetro real de la Tierra.

Somos demasiados duros con Colón. Me temo que las razones “zorrunas” que señalas, no partían de él, sino de los poderes que lo sustentaban.

Ante esto, la pregunta que uno debe hacerse, es...¿A quien le interesaba ocultar el conocimiento de América? Y la respuesta es simple...a aquellos que querían seguir teniendo el monopolio de su explotación.

Muchísimas gracias por tu interés. Un saludo afectuoso: Ari

Comentario por Adrián Martínez Alfayate el julio 2, 2015 a las 4:39pm

Gracias repito por lo buenísimos que son tus informes.

Yo simplemente soy un aficionado mediocre con mis faltas (al releer mis escritos veo que es más rápido mi dedo que mi inteligencia) y me van a ser muy útiles las buenísimas referencias que me das.

En algo que tengo leído, me habla de las informaciones que daba Colón a su tripulación donde les mentía de la distancia recorrida.  Valoraba en menos las millas náuticas que él anotaba en el cuaderno de bitácora... porque él esperaba encontrar tierra y ésta no se presentaba...  ¿Por qué  esta postura?

Hay otra pendencia de 1515:

En esto aquel jueves en la noche aclaró la Luna, y un marinero que se decía Juan Rodríguez Bermejo, vecino de Molinos, de tierra de Sevilla, como la luna aclaró, del dicho navío de Martín Alonso Pinzón vido una cabeza blanca de arena, e alzo los ojos e vido la tierra, e luego arremetió con lombarda e dio un trueno: ¡Tierra! ¡Tierra!]

Bartolomé de las Casa escribe:

"Y porque la caravela Pinta era más velera e iva delante del Almirante, halló tierra y hizo las señas qu'el Almirante avía mandado. Esta tierra vido primero un marinero que se dezía Rodrigo de Triana [...]"

¿Por qué Colon ante la corte de Barcelona de los reyes se declara y arroga el avistamiento de tierra?

¿Por qué Rodrigo de Triana se marcha a Berbería y se convierte al islam?

¿Colón era un fullero, un logrero? 

Gracias anticipadas.

Adrián

Comentario por Ari el julio 2, 2015 a las 6:53pm

Preguntas sobre si Colón era un fullero o un logrero..., así que...¿Qué te parece si se lo preguntamos a él directamente?

En la carta que dirigiera a Juana de la Torre, Colón es claro al respecto:

“Yo debo ser juzgado COMO CAPITÁN que fue de ESPAÑA A CONQUISTAR HASTA LAS INDIAS a gente belicosa y mucha y de costumbres y secta muy contraria, donde por voluntad divina he puesto BAJO EL SEÑORÍO del Rey y de la Reina, NUESTROS SEÑORES, otro mundo, y por donde la ESPAÑA que era dicha pobre es la más rica.

Yo debo ser juzgado como CAPITÁN que de tanto tiempo hasta hoy TRAE LAS ARMAS A CUESTAS, sin dejar una hora, y de CABALLERO DE CONQUISTAS  y del uso y no de letras, salvo si fuesen griegos o de romanos o de otros modernos, de los que hay tantos y tan nobles en España.” 

("Carta a Juana de la Torre"  (1500), Cristóbal Colón)

Así pues..., parece que Colón no era ni un fullero, ni un logrero, sino simplemente..., un soldado, un soldado que obedecía ordenes.

¿Imposible?

Así comunicaba Cristóbal Colón, el triunfo de su viaje a Luis Santángel, escribano de ración de los Reyes Católicos:

“Señor, porque sé que habreis placer de la gran victoria que Nuestro Señor me ha dado en mi viage, vos escribo esta, por la cual sabreis como en 33 días pasé a las Indias, CON LA ARMADA que los Ilustrísimos Rey e Reina nuestros señores me dieron, donde yo fallé muy muchas Islas pobladas con gente sin número, y DELLAS TODAS HE TOMADO POSESIÓN POR SUS ALTEZAS CON PREGÓN Y BANDERA REAL EXTENDIDA, y no me fué contradicho."  

("Carta de Cristóbal Colón a Santángel", 15 de Febrero de 1493, Cristóbal Colón)

“de todas ellas he tomado posesión por sus Altezas, con pregón y bandera real extendida”. ¿Son estas las palabras de un logrero? ¿ O de alguien que como dice la Historia..., simplemente buscaba abrir una ruta comercial por Oriente? 

Pues si es así..., Castilla no pudo empezar con peor pie, ya que Colón entró en Asia haciendo de todo...menos amigos: tomó posesión...¡hasta del mismísimo Japón (Cipango)! 

Pero la parte que más me gusta de esta carta, es esta: 

“con la armada” que los Ilustrísimos Rey e Reina nuestros señores me dieron”. 

La Pinta, la Niña y la Santa María....¿una armada? ¡¡Pobre España!! 

Verás..., creo que en relación al Descubrimiento..., hay mucho que cambiar, incluso.... el propio término “descubrimiento”. 

Nunca se descubrió nada, simplemente... se hizo pública y oficial..., su existencia.  Y esa gloria..., sólo podía recaer en Cristóbal Colón.

¿Qué por qué?

La respuesta, nos la da el propio Cristóbal Colón, en su Memorial de Agravios de 1501:

“Digo que el dicho almirante descubrió y ganó a sus altezas las islas y la tierra firme que son allende la línea sobredicha en la mar Océano, Y LAS HAN HABIDO POR SU MANO E INDUSTRIA Y SON SEÑORES DE ELLAS, DE LAS CUALES NO ERAN ANTES, PORQUE EN SU MANO ESTABA DEL DICHO ALMIRANTE, DESPUÉS DE DIOS NUESTRO SEÑOR, DE LAS DAR A CUALQUIER PRÍNCIPE CON QUIEN ÉL CONCERTASE” 

(Texto LIII).

Lógicamente..., pensarás que estas palabras... confirman tu opinión de que Cristóbal Colón era un fullero. ¿verdad?

Pero mira lo que siete años antes..., reconocían los mismísimos Reyes Católicos en el Memorial que Cristóbal Colón, diera a Antonio de la Torre: 

“Sus Altesas dan muchas gracias a Dios por esto, y tienen en muy señalado servicio al Almirante todo lo que en esto ha fecho y hase, PORQUE CONOCEN QUE DESPUÉS DE DIOS A ÉL SON CARGO DE TODO LO QUE EN ESTO HAN AVIDO Y OVIEREN; y porque cerca d´esto le escriben más largo, a su carta se remiten”

( “Memorial para los Reyes Católicos”,  30 de Enero de 1494, Cristóbal Colón)

“porque conoscen que después de Dios a él son en cargo de todo lo que en esto han avido y ovieren”. 

No. La gloria de anunciar las Nuevas Tierras..., únicamente le pertenecía a Cristóbal Colón. 

Sólo a él. Ningún otro, ni Rodrigo de Triana, ni Juan Rodríguez Bermejo de la Oliva, ni Alonso Pinzón..., podía ensombrecer su figura. Así debía de ser..., y así debía de constar en la Historia.

En cuanto a por qué mentía con respecto a las distancias recorridas, la respuesta la encontramos en el propio “Diario de a bordo”. El Lunes 18 de Febrero, Colón confiesa...

"... que fingió haber andado más camino por desatinar a los pilotos y marineros que carteaban,  para quedar él Señor de la derrota de las Indias, como de hecho queda, porque ninguno de todos ellos traía su camino cierto, por lo cual ninguno puede estar seguro de su derrota para las Indias”

Espero haber contestado a todas tus dudas. Sin embargo..., me puedes hacer todas las preguntas que quieras. ¡Me encanta este tema!

Comentario por Adrián Martínez Alfayate el julio 2, 2015 a las 10:46pm

Buenas noches amigo Ari.

La vida es aprender cada día algo de aquellos que siendo Maestros, puedan enseñarte  como hoy he aprendido de un especialista de una materia tan ardua como fue la gesta de las Indias.

Vuelvo a repetir que tus enseñanzas creo que cambiarán la forma de ver la Historia. por mi parte.

Tengo que digerir todo lo que has escrito, ya soy mayor, y he llegado a donde estoy, con buena voluntad pero sin estudios específicos sobre temas de tal magnitud... y no es que me sienta humillado, no, es que en mi época lo que se estudiaba era menos o muy cerca de nada.

Siempre he tratado de indagar, pero las oportunidades no estaban al alcance de  la mano, soy un neófito.  Y sabes que me siento orgulloso de haber puesto interés en alguien que con mucho tacto me ha encarrilado con buenos argumentos (que son buenas razones) testimoniales.

Pues sí, tengo que agradecerte toda tu sapiencia que creo que impartirás en derredor tuyo, como lo has hecho conmigo.

Un abrazo y un saludo amigo ARI.

            Adrián

Comentario por Ari el julio 3, 2015 a las 6:05pm

Gracias Adrián, es un placer.

Pero me temo que soy una "amiga" jeje. Mi nombre es Ariadna, encantada.

Ya que hasta ahora me lo has permitido...nuevamente usaré palabras de Colón:

"Digo que el Espíritu Santo obra en cristianos, judíos, moros y en todos otros de toda secta, y no solamente en los sabios, más en los ignorantes; que en mi tiempo yo he visto aldeano que da cuenta del cielo y estrellas y del curso d´ellas mejor que otros que gastaron dinero en ello"

Te aseguro que la actitud y voluntad..., es lo realmente importante. Es lo único que hace avanzar. A veces, "saber demasiado", se convierte en algo muerto y sin vida. Gracias por su paciencia e interés: no es fácil compartir un tema que me apasiona tanto.

Un saludo y abrazo, amigo Adrián:

Ari.

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2020   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más