Hace 420.000 años los primeros humanos ya cazaban grandes elefantes en Gran Bretaña

Colmillos de elefante en Ebbsfleet, Kent (Gran Bretaña).Crédito: Universidad de Southampton

Fuente: Science Daily | 19 de septiembre de 2013 (Traducción de G.C.C. para Terrae Antiqvae)

Una investigación realizada por un arqueólogo de la Universidad de Southampton sugiere que los primeros humanos que vivieron hace miles de años, antes que los neandertales, eran capaces de trabajar juntos en grupos de caza y matar animales tan grandes como el elefante prehistórico.


El Dr. Francis Wenban-Smith (izquierda) descubrió un yacimiento que contenía los restos de un extinto elefante de colmillos rectos (Palaeoloxodon antiquus) en 2003, en un terreno de la localidad de Ebbsfleet, en Kent (Gran Bretaña) durante la construcción de la línea de ferrocarril de alta velocidad que une el túnel del Canal de la Mancha con Londres.


La investigación de la zona la llevó a cabo la organización independiente sobre el patrimonio Oxford Archaeology con el apoyo de la empresa HS1 Ltd.


Las excavaciones revelaron una secuencia profunda de depósitos que contenían los restos del elefante, junto con numerosas herramientas de piedra y una variedad de otras especies como el bisonte salvaje, formas extintas de rinoceronte, el león, el macaco de Berbería, el castor, el conejo, diversas formas de roedores y musarañas, y un conjunto diverso de caracoles. Estos restos confirman que los yacimientos datan de un período de calentamiento del clima, en torno a 420.000 años atrás, llamado interglacial Hoxnian (Mindel-Riss), cuando el clima era probablemente un poco más cálido que el actual.


Desde que tuvo lugar la excavación en 2004, Francis Weban-Smith ha estado llevando a cabo un análisis detallado de las pruebas recuperadas en el lugar, incluyendo 80 artefactos de pedernal hallados esparcidos alrededor del cadáver del elefante y utilizados para cortar la carne. El elefante prehistórico era dos veces el tamaño de la variedad africana de hoy en día y pesaba hasta cuatro veces un coche familiar.


El Dr. Wenban-Smith comenta: "Aunque no hay evidencias directas de cómo este animal en particular llegó a su fin, el descubrimiento de herramientas de piedra cerca del cadáver del mismo confirman su descuartizamiento para ser comido probablemente por un grupo de al menos cuatro personas.

Los primeros homínidos de este período habrían dependido para su nutrición de los grandes herbívoros. La prueba clave de la caza de elefantes es que, de los pocos cadáveres de elefantes prehistóricos descuartizados que se han encontrado en Europa, casi todos ellos eran grandes machos que estaban en su plenitud de vida, un patrón que no sugiere una muerte natural. Aunque parezca increíble que pudieran haber matado a tales animales, pudo haber haber sido posible con lanzas de madera ... Sabemos que los homínidos de este período tenían estas lanzas, y un esqueleto de elefante con una lanza de madera a través de sus costillas fue encontrado en Lehringen, Alemania, en 1948".

Foto: De izquierda a derecha: Núcleos Clactonienses arrojan luz sobre el comportamiento de los primeros humanos que vivían en lo que hoy es el valle de Medway, en Kent. Diente de rinoceronte. Conchas de moluscos que indican que el área tuvo una vez un lago y río grande. Imágenes: Francis Wenban-Smith.


Estos primeros seres humanos sufrieron una localizada extinción en el norte de Europa durante la gran Edad del hielo conocida como la glaciación Anglian, hace 450.000 años, pero se reestablecieron cuando el clima se volvió más cálido de nuevo, en el siguiente interglacial llamado Hoxnian.


La habilidad para cazar grandes mamíferos, y en particular elefantes, como lo sugiere el hallazgo de Ebbsfleet, permite de alguna manera explicar cómo estas personas se las arreglaron para trasladarse de nuevo hacia el norte, en lo que ahora es Gran Bretaña. Los artefactos de sílex de estos pioneros colonos son de un tipo característico conocido como Clactoniense, que comprende principalmente las extracción de simples lascas afiladas (izquierda), las cuales habrían sido ideales para cortar la carne, y que, en algunos casos, llevan muescas que también ayudan a cortar la dura piel del animal.


El descubrimiento de esta tumba de elefante no perturbada es único en Gran Bretaña, donde se han encontrado sólo un puñado de otros esqueletos de elefantes y ninguno de los cuales ha producido evidencias similares de su explotación por los humanos.

El Dr. Wenban-Smith explica que el área de Ebbsfleet habría sido muy diferente a la actual: "Los ricos restos fosilizados que rodean el esqueleto del elefante, como el polen, los caracoles y una gran variedad de vertebrados, proporcionan un registro notable del clima y del medio ambiente de los primeros humanos que la habitaron.

El análisis de estos depósitos muestran que vivían en el momento del pico cálido del interglaciar, cuando el valle de Ebbsfleet era un exuberante y densamente poblado tributario del río Támesis, al contener un tranquilo -y casi estancado- pantano".

Recreación del 'Palaeoloxodon antiquus'. Foto: Wikimedia Commons.

 


La capa de tierra que contenía los restos del elefante y pedernales estaba cubierta por un mayor nivel de sedimentos, ricos en tipos de herramientas correspondientes al llamados Achelense (hachas de mano de diversas formas tardías en el mismo interglacial). La controversia se centra ahora en si éstas representan una ola de colonización posterior de Gran Bretaña, o si los Clactonianos mismos desarrollaron un conjunto de herramientas más sofisticadas, ya que ellos tuvieron una ocupación del terreno más sostenida en el tiempo.

Posts de Terrae Antiqvae relacionados:

Demuestran que los primeros seres humanos comían carne de animales ... (25/11/2009)

Los humanos cazaban animales un millón y medio de años antes de lo ... (28/09/2012)

Visitas: 1651

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2020   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más