Datos genéticos y evidencias fósiles cuentan historias diferentes sobre los orígenes humanos

Pigmeos del oeste de Camerún. Cortesia de Sarah Tishkoff

Fuente: The New York Times | Nichola Wade | 26 de julio de 2012 (Traducción: G.C.C, para Terrae Antiqvae)

Después de décadas de excavación, los paleoantropólogos que buscan huesos humanos fosilizados han establecido un panorama razonablemente claro: los seres humanos modernos surgieron en África hace unos 200.000 años y todas las especies arcaicas de seres humanos de entonces desaparecieron, sobreviviendo sólo fuera de África, tales como los neandertales en Europa. Los genetistas que estudian el ADN dicen ahora que, por el contrario, una especie humana arcaica, previamente desconocida, un primo de los neandertales, podría haberse quedado en África hasta hace quizá unos 25.000 años, conviviendo con los humanos modernos y, en ocasiones, entrecruzándose con ellos.

Los genetistas llegaron a esta conclusión, según informa la revista Cell, después de decodificar el genoma completo de tres pueblos aislados de cazadores- recolectores de África, con la esperanza de arrojar luz sobre los orígenes de la evolución humana moderna. Sin embargo, el hallazgo es considerado con escepticismo por algunos paleoantropólogos, debido a la ausencia en el registro fósil de algo en lo que apoyar los cálculos estadísticos de los genetistas.

Dos de los pueblos cazadores-recolectores del estudio, los Hadza y Sandawe de Tanzania, hablan lenguas clic y portan antiguos linajes de ADN que llegan hasta las primeras ramificaciones del árbol genealógico humano. El tercer grupo es el de los pigmeos que habitan los bosques de Camerún, quienes también tienen antiguos linajes y tipos de sangre poco comunes.

                                                                                                                                   

Los genetistas, dirigidos por Joseph Lachance (izquierda) y Sarah A. Tishkoff (derecha) de la Universidad de Pennsylvania, decodificaron los genomas completos de cinco hombres de cada uno de estos grupos. Los costes de secuenciación de un genoma completo han caído tanto que la técnica puede aplicarse ahora a las poblaciones por primera vez, dijo la Dra. Tishkoff, quien pagó a la empresa Complete Genomics alrededor de 10.000 dólares por cada uno de los 15 genomas decodificados.

Entre las secuencias especiales de ADN de los pigmeos, la Dra. Tishkoff y sus colegas encontraron una variante de un gen normal que controla el desarrollo de la glándula pituitaria, la fuente de hormonas que controla la reproducción y el crecimiento. Esta podría ser la causa de la pequeña estatura de los pigmeos y su temprana edad de reproducción, dicen los investigadores.

El genoma de los pigmeos y de los hablantes de lenguas clic, los Hadza y Sandawe, contenía muchos tramos cortos de ADN con secuencias altamente inusuales. A través de la mutación, los genomas de especies que alguna vez tuvieron un ancestro común se hacen cada vez más diferentes los unos de los otros. El equipo de la Dra. Tishkoff interpreta estas secuencias de ADN divergentes como restos genéticos de una hibridación con una especie humana arcaica. Los cálculos genéticos sugieren que tal hibridación se llevó a cabo entre 20.000 y 80.000 años atrás.

Foto: Hombres Hadza.

De los cálculos realizados sobre la cantidad de divergencia en el ADN, los genetistas estiman que las especies arcaicas se separaron de los ancestros de los humanos modernos en torno a hace 1,2 millones de años, casi al mismo tiempo a como lo hicieron los antepasados de los neandertales, los cuales dominaron Europa durante el final de la última era glacial.

Sin embargo, la especie arcaica tiene una secuencia de ADN distinta a la de los neandertales, cuyo genoma se ha reconstruido a partir de ADN superviviente en huesos antiguos, y, por lo tanto, puede ser una especie hermana, aducen los genetistas.

Las investigaciones sobre los orígenes humanos se encuentran en terreno firme cuando los datos genéticos y las evidencias fósiles apuntan en la misma dirección, pero, hasta el presente, genetistas y paleoantropólogos tienen historias algo diferentes que contar.

Todos los restos humanos fósiles en África correspondientes a los últimos 100.000 años, y probablemente los últimos 200.000 años, son de humanos modernos, no proporcionando ningún apoyo a una especie arcaica coexistente. Otro equipo de genetistas informó en 2010 del hallazgo de hibridación de neandertales con europeos y asiáticos hace unos 100.000 años, pero no con los africanos. Esto también entró en conflicto con la evidencia fósil, pues implicaba que los humanos modernos salieron de África hace unos 100.000 años, unos 55.000 años antes de las primeras evidencias fósiles conocidas sobre este éxodo.

En un informe que sigue bajo revisión, un tercer grupo de genetistas mantiene que hay indicios de que los neandertales se cruzaron con los asiáticos y los africanos del este. Pero los neandertales eran una especie adaptada al frío que nunca llegó a África oriental.

Estas tres afirmaciones de hibridación han abierto una discordancia importante entre los genetistas y los paleoantropólogos. Para digerir las afirmaciones de los genetistas hay que "cenar con una cuchara larga", recomienda Bernard Wood (izquierda) un paleoantropólogo de la Universidad George Washington.

                                                                                                    

Richard Klein (derecha), paleoantropólogo de la Universidad de Stanford, dijo que la nueva propuesta de una hibridación entre humanos modernos y arcaicos "es un ejemplo más de la tendencia de los genetistas a ignorar la evidencia fósil y arqueológica, quizás debido a que piensan que siempre se puede moldear el hecho posteriormente para adaptarlo a la genética".

El Dr. Klein dijo que las afirmaciones de hibridación podrían ser "un artefacto metodológico" en los supuestos estadísticos en los que se basan los genetistas. El error puede salir a la luz cuando sus propuestas, poco consistentes, sean publicadas. "Mientras tanto, creo que es importante considerar tales afirmaciones con escepticismo, cuando están tan claramente en contradicción con los registros fósiles y arqueológicos", dijo.

La Dra. Tishkoff dijo que estaba de acuerdo en la necesidad de tener cautela al hacer inferencias estadísticas, y que hay otros hechos, además de la hibridación, tal como un fragmento de ADN que fuera volcado sobre un camino equivocado, lo que puede provocar que una simple secuencia de ADN parezca antigua. "Pero cuando usted lo ve a nivel de genoma, es más difícil de justificar", dijo ella. dijo.

Un co-autor del trabajo, Joshua M. Akey (izquierda) de la Universidad de Washington, en Seattle, dijo que estaba "razonablemente seguro de que lo que estamos viendo en África representa una introgresión arcaica". Las secuencias arcaicas representan sólo el 2,5 por ciento de los genomas de los cazadores-recolectores vivos, y no hay evidencia de que ellos estén siendo favorecidos por la selección natural. Dichas secuencias pueden, por tanto, no tener ningún efecto en la forma física de una persona, lo que podría explicar por qué los fósiles muestran pocas señales de las mismas, dijo el Dr. Akey

                                                                                                                                        

A pesar de que todos los fósiles conocidos de África (que se han considerado) son de humanos modernos, un cráneo de 13.000 años, proveniente del yacimiento de Iwo Eleru (derecha) en Nigeria, tiene ciertas características primitivas. "Esto podría indicar un cruce con homínidos arcaicos", afirmó Chris Stringer (izquierda) un paleoantropólogo del Museo de Historia Natural de Londres. "Respecto de la mitad de África no tenemos, en realidad, registro fósil del que hablar, así que creo que es muy probable que hayan sobrevivído allí formas arcaicas que vivieron junto a los seres humanos modernos".

Paleoantropólogos, como el Dr. Klein, consideran "irresponsable" que los genetistas publiquen hallazgos genéticos acerca de los orígenes humanos sin siquiera tratar de mostrar cómo ellos pueden hacerlos encajar en el registro fósil y arqueológico existente. El Dr. Akey dijo que el estaba de acuerdo en que la genética puede proporcionar sólo una parte de la historia. "Pero es de esperar que esto sea sólo una etapa en la que los nuevos descubrimientos se están realizando y no ha habido tiempo de incubación suficiente para sintetizar todas las diferencias".

Nota: Este post es una ampliación muy sustancial del post publicado en el grupo Prehistoria titulado "El genoma de los cazadores recolectores africanos revela nuestra d...

Posts de Terrae Antiqvae relacionados:

* Los primeros humanos que salieron de África continuaron cruzándos...

* Los humanos modernos se cruzaron en África con especies más primi...

* Un cráneo de Nigeria apunta a un cruce entre 'sapiens' modernos y...

Visitas: 1346

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2019   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más