La estructura es más compleja de lo inicialmente previsto. / Ayuntamiento de Hondarribia

Los arqueólogos de Aranzadi trabajan desde hace años en la búsqueda y consolidación de los monumentos megalíticos de nuestro territorio. En esta ocasión la investigación de Jaizkibel V ha permitido el hallazgo de una estructura más compleja de lo inicialmente previsto, ya que los arqueólogos han sacado a la luz un monumento arquitectónicamente especial. La presentación se ha llevado a cabo hoy en el mismo monte Jaizkibel, en un acto que ha contado con la presencia del alcalde de Hondarribia, Txomin Sagarzazu; el secretario general de Aranzadi, Juantxi Agirre; así como de Manu Ceberio, arqueólogo y director de esta excavación.

Txomin Sagarzazu ha destacado que “el Ayuntamiento de Hondarribia lleva años en un trabajo colaborativo con Aranzadi Zientzia Elkartea. Un trabajo que está dando sus frutos como podemos ver hoy mismo. Nuestro objetivo es seguir estudiando y socializar los hallazgos y conocimientos. Creemos que es muy enriquecedor para todos”.

Manu Ceberio, director de la excavación, describe el hallazgo como “un círculo de piedras perfecto en el que se diferencian dos piedras de mayor tamaño con formas especiales y que se encuentran colocadas una en frente de la otra, con una orientación NE-SW”.


El alcalde de Hondarribia, Txomin Sagarzazu, atiende a los medios de comunicación. / Ayuntamiento de Hondarribia

Los crómlech o círculos de piedra son sepulturas prehistóricas destinadas a acoger los restos obtenidos de la incineración de una persona. Las gentes que construyeron este círculo de piedras lo hicieron en la Edad del Bronce (hace 2000-3000 años). En la parte central de este monumento megalítico construían una pequeña cámara en la que se colocaban las cenizas de las personas incineradas. Normalmente se realizaba un monumento para cada individuo y alrededor de Jaizkibel V se encuentran más estructuras de este tipo, aún sin excavar.

El trabajo arqueológico de esta estructura finalizaría con la consolidación de la pieza. “En la actualidad estos monumentos se ven en horizontal, ya que las piedras se han caído por el paso del tiempo, pero la verdadera disposición de las losas sería en vertical. El objetivo de estos crómlech, además de usarlos como sepulturas, era también marcar el territorio en el que ellos vivían”, explica el arqueólogo.

Las poblaciones de la Edad del Bronce eran sedentarias. Vivían normalmente de la ganadería y la agricultura y tenían estructuras sociales muy definidas en sus poblaciones.

Fuente: conectabidasoa.com | 6 de marzo de 2019

Visitas: 265

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2019   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más