Colmillos (técnicamente, “defensas”) de mamut de la especie Mammuthus meridionalis, encontrados en Fuente Nueva 3. (Imagen: ProyectORCE).

Una investigación ha revelado datos nuevos y esclarecedores sobre el componente cárnico en la dieta de los primeros pobladores humanos de Europa, hace aproximadamente 1,2 millones de años.

 

El estudio lo ha liderado la Universidad de Granada (UGR) y se ha centrado en el yacimiento prehistórico de Fuente Nueva 3 (Orce, Granada, España).

 

Los resultados del estudio han demostrado que hace 1,2 millones de años esos primeros europeos ya explotaban recursos cárnicos para su alimentación. Su dieta incluía desde carne de hipopótamos hasta la de tortugas.

 

Esta investigación se enmarca en el Proyecto Orce, dirigido por Juan Manuel Jiménez Arenas, profesor del departamento de Prehistoria y Arqueología de la Universidad de Granada, y ha sido encabezada por José Yravedra, investigador de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) en España.

Foto: Diagrama de la distribución entre especies de la carne disponible en Orce

 

 Para alcanzar sus novedosas conclusiones, los investigadores estudiaron las marcas de corte encontradas en la superficie de los huesos y otros restos hallados en el yacimiento de Fuente Nueva 3. Uno de los elementos más originales que aporta este trabajo es la demostración de que los pobladores eran capaces de llegar pronto a los cadáveres de los animales y consumir sus partes más nutritivas antes de que lo hiciera la competencia, en este caso los carnívoros como los tigres dientes de sable o las hienas gigantes. Esto quiere decir que o bien llegaban a los recursos antes que otros animales o directamente competían contra ellos o los ahuyentaban para hacerse con el alimento, lo que supondría enfrentarse a los tigres dientes de sable, hienas gigantes y perros salvajes parecidos a los licaones actuales.

 

El trabajo tafonómico ha resultado elemental en la investigación. Se trata de un análisis que permite interpretar cómo se forman los conjuntos fósiles y comprender qué agentes intervinieron en la acumulación. El investigador José Yravedra (izquierda) explica que, "si hay estrías de descarnación infligidas con filos cortantes de piedra sobre un tipo de carne, sabemos que los humanos fueron activos sobre ese animal”. “La metodología es muy compleja pero se basa en la observación de todas y cada una de las alteraciones que presentan los huesos y en la comparación con especies actuales que, por razones obvias, conocemos mejor, y también con otros yacimientos”, detalla Yravedra.

 

Una de las grandes cuestiones que plantean los investigadores tiene que ver con la metodología a través de la cual estos pobladores conseguían la carne. Jiménez Arenas (derecha) plantea que “si carroñaban, como parece ser la tónica general, ¿los recursos animales se cazaban o se recolectaban? Nosotros creemos que el carroñeo es una forma de recolección”.

 

Solo la continuidad en la investigación permitirá seguir despejando incógnitas, porque las estrategias de obtención de los recursos están relacionadas con las capacidades cognitivas de los antepasados. “No es lo mismo cazar que ser un carroñero pasivo que se conforma con los despojos dejados por otros consumidores”, puntualiza, Yravedra, el investigador principal de este trabajo.

Una marca de corte sobre un fémur de hipopótamo. Incluye la reconstrucción virtual 3D de dicha marca» (Yravedra et al., 2021)

 

A futuro, el Proyecto Orce también tiene la intención de implementar un programa de investigación basado en la inteligencia artificial que permita conocer con mayor detalle las especies que mordieron los huesos presentes en Fuente Nueva 3, además de ver la relación que hay entre la industria lítica tallada y las marcas de corte.

 

El estudio se titula “Use of meat resources in the Early Pleistocene assemblages from Fuente Nueva 3 (Orce, Granada, Spain)”. Y se ha publicado en la revista académica Archaeological and Anthropological Sciences.

 

En el estudio también han colaborado el Instituto Catalán de Paleoecología Humana y Evolución Social en Tarragona, el Museo Primeros Pobladores de Europa ‘Josep Gibert’ (Orce, Granada), el Museo Arqueológico Provincial de Granada, la Universidad de Sevilla en España, la Universidad de Salamanca en España y la Universidad de Helsinki en Finlandia. 

Fuentes: Universidad de Granada | noticiasdelaciencia.com | 29 de diciembre de 2021

Visitas: 187

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2022   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más