Una nueva investigación sostiene que los neandertales fueron una especie diferente al Homo sapiens

Fuente: EurekAlert! | 18 de noviembre de 2014 (Traducción de G.C.C. para Terrae Antiqvae)

En un extenso estudio multi-institucional, dirigido por SUNY Downstate Medical Center, un equipo de investigadores ha identificado nuevas evidencias que respaldan la creciente creencia de que los neandertales eran una especie distinta separada de los humanos modernos (Homo sapiens), y no una subespecie de humanos modernos.

El estudio se centró en todo el complejo nasal de los neandertales y los investigadores involucrados ostentaban diversos antecedentes académicos. Con el apoyo de fondos de la National Science Foundation y la National Institutes of Health, la investigación también indica que el complejo nasal de los neandertales no era adaptativamente inferior a la de los humanos modernos, y que la extinción de los mismos fue probablemente debida a la competencia con los humanos modernos y no a la incapacidad de su nariz para procesar un clima más frío y seco.

Samuel  Márquez (izquierda), profesor asociado y director de Anatomía Macroscópica en el Departamento de Biología Celular de SUNY Downstate, y su equipo de especialistas, publicaron sus hallazgos sobre el complejo nasal neandertal en la edición de noviembre de The Anatomical Record, el cual es parte de un número especial sobre "La nariz de los vertebrados: evolución, estructura y función" (ahora online).

Los científicos argumentan que los estudios sobre la nariz de los neandertales, que han abarcado más de un siglo y medio, se han ido acercando a este enigma anatómico desde una perspectiva equivocada. Los trabajos previos han comparado las dimensiones nasales de los neandertales con poblaciones humanas actuales, como los inuit y los europeos modernos, cuyos complejos nasales están adaptados a climas fríos y templados.

Sin embargo, el estudio actual se suma a un creciente cuerpo de evidencias de que las vías respiratorias superiores de este grupo extinto funcionaban a través de un conjunto diferente de dispositivos, como resultado de una historia evolutiva independiente y una morfología craneal distinta, lo que da como resultado un mosaico de características que no se hallan en ninguna población de Homo sapiens. Por lo tanto, el  profesor Márquez y su equipo de paleoantropólogos, especialistas en anatomía comparada, junto con un otorrinolaringólogo, han contribuido a la comprensión de dos de los aspectos más controvertidos en paleoantropología, esto es, si los neandertales constituyen una especie diferente de los humanos modernos y qué aspectos de su morfología craneal evolucionaron como una adaptación al estrés por frío.

"La estrategia consistía en tener un examen exhaustivo de la región nasal de diversos grupos de poblaciónes humanas modernas y luego comparar los datos con la evidencia fósil, para lo cual hemos utilizado la morfometría tradicional, la metodología de morfometría geométrica basada en datos de coordenadas en 3D, e imagenes de tomografía computarizada", explica Márquez.

Anthony S. Pagano, profesor de anatomía en el Centro Médico Langone de Nueva York, y co-autor del estudio, viajó a varios museos europeos llevando consigo un digitalizador MicroScribe (derecha) un instrumento utilizado para recoger datos de coordenadas en 3D de los fósiles estudiados en este trabajo, ya que la información espacial puede perderse con el uso de métodos morfométricos tradicionales. "Hemos interpretado nuestros resultados usando las diferentes fortalezas académicas de los miembros del equipo", dijo el profesor Márquez, "a fin de poder tener la 'sensación' de en dónde los neandertales pueden 'engañarnos' a lo largo del espectro humano moderno".

El co-autor William Lawson, profesor de investigación Eugen Grabscheid de otorrinolaringología y director del Laboratorio de Paleorinología de la Escuela de Medicina Icahn, en el Monte Sinaí, señala que la apertura nasal externa de los neandertales se aproxima a algunas poblaciones humanas modernas, pero que su prognatismo mediofacial (protrusión de la mitad facial) es sorprendentemente diferente. Esa diferencia pertenece a una serie de rasgos nasales neandertales que sugieren un desarrollo evolutivo distinto al de los seres humanos modernos. La conclusión del Dr. Lawson se basa en casi cuatro décadas de práctica clínica, en la que ha visto más de 7.000 pacientes que representan una rica diversidad de la anatomía nasal humana.

El distinguido profesor Jeffrey T. Laitman (izquierda), también de la Escuela de Medicina de Icahn y director del Centro de Anatomía y Morfología Funcional, y el profesor Eric Delson  (derecha), director del Consorcio de Primatología Evolutiva de Nueva York, o NYCEP, son también co-autores del trabajo de investigación y experimentados paleoantropólogos con cerca cinco décadas en el estudio de los neandertales. El profesor Delson ha publicado diversos aspectos sobre la evolución humana desde la década de 1970.

El profesor Laitman afirma que este artículo es una contribución importante a la cuestión de la adaptación de la región nasal de los neandertales al clima frío, especialmente en la identificación de un mosaico de características diferentes de los humanos modernos adaptados al frío. El trabajo del profesor Laitman ha demostrado que existen claras diferencias en las proporciones del tracto vocal de estos humanos fósiles en comparación con los humanos modernos. Esta contribución ha identificado potencialmente diferencias a nivel de la especie en la estructura y función nasal.

El profesor Laitman, dijo: "La fuerza de esta nueva investigación radica en haber tomado en cuenta la totalidad del complejo nasal de los neandertales, en lugar de mirar una sola característica. Al observar el patrón morfológico completo, podemos concluir que los neandertales son nuestros parientes cercanos, pero no son igual que nosotros".

Ian Tattersall (derecha) conservador emérito de la División de Antropología en el Museo Americano de Historia Natural, y un experto en anatomía neandertal y morfología funcional, que no participó en este estudio, declaró: "Márquez y sus colegas han llevado a cabo una gran investigación, provocativa e intrigante, sobre un complejo muy significativo del cráneo de los neandertales que con demasiada frecuencia se ha pasado por alto".

El doctor Tattersall espera que "con suerte, esta investigación estimulará la investigación futura demostrando de una vez por todas que el 'Homo neanderthalensis' se merece una identidad distintiva propia".

Post de Terrae Antiqvae relacionado:

La gran nariz del neandertal no fue fruto de una adapatación al frío (17/01/2011)

Visitas: 1515

Comentario por Jaime el noviembre 29, 2014 a las 10:18am

Si según los últimos estudios genéticos, se deduce que tenemos entre un 20% y un 30% de genes de neandertal, no entiendo cómo se puede defender que eran especies diferentes. Una de los requisitos imprescindibles para considerar que dos individuos pertenecen a especies diferentes, es la imposibilidad de generar descendencia fértil...

Comentario por María // el noviembre 29, 2014 a las 11:50am

Si,yo pensé lo mismo.Que siendo especies diferentes no podría haber hibridación y la genética dice que si la hubo.Salvo que las conclusiones que se sacan a partir de la genética no sean todavía muy fiables por estar todavía un poco en mantillas todo esto y por la dificultad de obtener más muestras de la prehistoria para comparar.¿Podría ser que neanderthales y sapiens compartiéramos esa parte de adn porque procediera de un ancestro común y no por hibridación? también compartimos  ADN con las moscas del vinagre y no venimos de ninguna hibridación con ellas. O a lo mejor el problema es la definición de especie

Comentario por María José Grech el diciembre 9, 2014 a las 2:30pm

Los bosquimanos, origen de la población de homo sapiens sapiens que emigró de Africa hace aproximadamente 70.000 años, que se expandió por los cinco continentes, no comparten ADN de origen neandertal. Ese dato se ha conocido depués de estudios de ADN realizados sobre la dispersión de la actual población por el mundo, y, señalan, la hibridación se produjo en el Cercano Oriente. Por lo tanto, ese 2% o 3% de ADN neandertal que todos compartimos excepto el núcleo de origen de nuestra subespecie, tiene que ser consecuencia de un temprano cruce entre ambos. Es mas, en el sur de Portugal fué encontrado un esqueleto de un niño que presentaba características de una tardia hibridación de poblaciones. No debian ser muchos los neandertales que quedaran cuando el homo sapiens sapiens invadió su territorio, ya que al poco tiempo dejó de dar señales de vida propia, pero persistía esa capacidad de cruce que producia descendencia fértil. ¿Sus escasos miembros se diluyeron entre los recién llegados?¿Se agotaron por extinción al ser muy pocos?¿Fueron exterminados?. En cualquier caso su extinción no fué definitiva ya que perviven en nosotros mismos.

Se sabe que habitaron en Europa hace mas de 400.000 años. Posiblemente algún cambio climático o meidoambiental impulsó su expansión por Eurasia, desapareciendo de la escena hace aproximadamente 40.000 años, solapándose mas o menos con la llegada de los sapiens. Esos 400.000 años darian origen a evoluciones adaptativas necesarias para su supervivencia, no muy distintas a las producidas en los sapiens sapiens, por los mismos motivos, que en 70.000 años han dado origen a todas las diferencias raciales y morfológicas entre nosotros, que no impiden en modo alguno los mestizajes fértiles. No eran realmente tan distintos a nosotros.

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2019   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más