La Ciudad Eterna desentierra el templo romano más antiguo, dedicado a la diosa Fortuna

Fuente: RT | NPR |30 de enero de 2014

Los arqueólogos, que desde el pasado verano trabajan en una excavación en el centro de la capital italiana, afirman haber descubierto lo que podría ser el templo romano más antiguo.

Al pie de la Colina Capitolina, en el centro de Roma, se encuentra la iglesia medieval de Sant'Omobono, construida en el siglo XVI d. C. y dedicada a  San Homobono de Cremona, patrón de los sastres. En el exterior de la iglesia se hallan ruinas excavadas de altares de sacrificio y templos datados de époc... En los días del Imperio romano este lugar lo ocupaban dos templos gemelos, y se considera que la iglesia actual está situada justo donde se levantaba uno de ellos

Actualmente el río Tíber se encuentra a unos 100 metros de Sant'Omobono. Pero cuando la ciudad estaba en proceso de creación, alrededor del siglo VII a. C., fluía cerca del lugar donde se ubica la iglesia actual. En ese lugar una curva formaba un puerto natural para los buques mercantes. Y precisamente ahí los antiguos romanos decidieron fundar un templo, que actualmente están excavando los arqueólogos.

"En ese momento Roma ya estaba comerciando con lugares tan lejanos como Chipre, Líbano y Egipto", explica a la emisora de radio NPR, Nic Terrenato, profesor de arqueología clásica en la Universidad de Míchigan (EE.UU.) y codirector del proyecto de excavación. "Por eso edificaron este templo, que era lo primero que veían los comerciantes cuando llegaban al puerto de Roma." 

Foto: Nic Terrenato (izquierda), quien es co-director del proyecto de excavación de Sant'Omobono, y Albert Ammerman, otro arqueólogo, son parte del equipo que trabaja en la excavación, la cual comenzó el pasado verano.


El templo, cuyos cimientos se hallan por debajo del nivel del agua, probablemente estaba dedicado a la diosa romana Fortuna, la patrona de la suerte y la fertilidad. El equipo arqueológico encontró una gran cantidad de ofrendas, como reproducciones en miniatura de vasijas, dejadas con toda probabilidad por comerciantes extranjeros. 

Terrenato dice que en la antigüedad los templos erigidos en los puertos servían para cultivar la confianza mutua entre los ciudadanos y los comerciantes. "Eran como una zona comercial libre, y la diosa supuestamente garantizaba la equidad en el comercio", comenta el especialista estadounidense.

El descubrimiento de la existencia del antiguo templo se realizó después de años de captación de fondos en Italia y EE.UU., y requirió conocimientos técnicos sofisticados. El verano pasado el proyecto colectivo de las universidades de Míchigan y Roma finalmente se puso en marcha. 

La excavación fue particularmente difícil debido a que el templo está situado por debajo del nivel freático. "Están excavando en la parte inferior de esta zanja, unos 2 metros debajo del nivel del agua", dice el arqueólogo Ammerman.  

 

El equipo utilizó maquinaria de construcción para perforar un agujero rectangular de 4,5 metros de profundidad. Terrenato confiesa que los arqueólogos tuvieron que superar la claustrofobia para poder pasar prácticamente 8 horas al día en el fondo de la zanja. 

"Estás en un hoyo muy profundo, y aunque sabes que en teoría el dispositivo de chapas lo va a aguantar todo, hay una parte primitiva de tu cerebro que te dice que debes salir de allí, pues si las paredes se vienen abajo no va a haber ninguna salida", comenta Terrenato.

Los cimientos del templo de Fortuna fueron visibles (abajo) sólo durante tres días, y por razones de seguridad el hoyo tuvo que ser llenado otra vez.

Durante los trabajos el equipo ítalo-estadounidense descubrió lo mucho que los primeros romanos intervinieron para transformar el paisaje urbano. La antigua Roma, una ciudad de colinas altas y valles profundos, propensa a las inundaciones, experimentó muchos cambios hasta convertirse en un lugar más plano y más seco mediante el corte de las colinas y el desvío del curso original del río. 

Ammerman dice que descubrimientos como este desmienten la imagen idealizada que se tiene de la antigua Roma como "una ciudad inmutable y eterna", como un lugar que nunca ha cambiado.




Visitas: 1829

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2019   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más