Israel mostrará al público zonas antes prohibidas del palacio de Herodes I el Grande

En estas fechas muchos hogares, pueblos e instituciones lucen el clásico belén navideño. Figuras de pastores con sus rebaños, lavanderas y artesanos conviven durante unos días con los magos de Oriente, que se encaminan al pesebre donde le esperan el Niño Jesús, la Virgen María y San José, en una representación de lo que debió de ser Belén de Judea en tiempos del rey Herodes. Un pueblo imaginario en el que no faltan casitas, talleres, posadas, el portal y, cómo no, el castillo del rey Herodes. Pero ¿cómo era en realidad la morada del tiránico monarca?

Ubicado en una montaña en el desierto de Judea, a cinco kilómetros de Belén, en Cisjordania, se encuentra el sitio arqueológico y turístico del Herodión (o Herodium) el verdadero palacio-fortaleza mandado construir por el rey Herodes el Grande entre los años 23 y 20 a. C.

Vista aérea de la fortaleza de Herodium, con el sitio de la tumba del rey Herodes y el teatro construido por Herodes el Grande entre el 23 y el 15 a. C. en el desierto de Judea - MENAHEM KAHANA / AFP

Levantado en forma circular en la cima de un monte, que se eleva 60 metros por encima de sus alrededores, la fortaleza tenía originalmente unos 30 metros de altura, con siete pisos. Enormes torres emergían de los muros hacia el exterior por los cuatro lados. La oriental -la más alta- era una imponente torre redonda con varios pisos superiores que albergaba lujosas habitaciones, probablemente para el uso de la comitiva real. Las otras tres torres eran semicirculares, de 16 metros de diámetro, y sus pisos superiores servían como centros de almacenamiento y de áreas residenciales.

Para asegurarse el abastecimiento de agua construyeron cisternas debajo de la fortaleza que se llenaban con el agua de lluvia que era canalizada desde lo alto.

Las excavaciones del palacio-fortaleza de Herodes fueron iniciadas por monjes franciscanos a finales de la década de 1950 y continuaron desde 1972 por un equipo de arqueólogos israelíes dirigido por el profesor Ehud Netzer. En 2007, este profesor descubrió la tumba del rey debajo de los restos del palacio. Según los arqueólogos, el soberano había decidido al final de su vida enterrar su palacio -a fin de resaltar su tumba- con tierra extraída del pie del cerro, lo que tuvo el inesperado efecto de preservar su estructura.

Roi Porat (izquierda), actualmente arqueólogo a cargo de las excavaciones, asegura: «El sitio ilustra la mentalidad del rey Herodes, a quien sólo le preocupaba una cosa: conservar su memoria para siempre. Este lugar es un laboratorio arqueológico sin igual».

El arqueólogo Roi Porat posando en diferentes estancias del Herodión.

Nuevos descubrimientos

Las autoridades israelíes están dispuestas a develar las estructuras anteriormente prohibidas dentro del palacio-fortaleza Herodium que el tiránico líder de la época romana enterró como su enorme parcela funeraria.

Tras años de excavaciones, el público podrá por primera vez subir a la amplia escalinata coronada por arcos que conduce al salón principal del palacio, cuyas paredes con frescos en tonos marrones, verdes y negros son representativas del estilo de la época. Los visitantes también podrán descubrir, al pie de las escaleras, un teatro de alrededor de 300 asientos, con su palco «VIP», donde Herodes una vez recibió al general romano Marco Agripa en el 15 a. C.

Según narra Roi Porat a AFP: «La visita de Agripa fue muy importante para Herodes, quien, en esta ocasión, hizo redecorar la logia pintando ventanas falsas y frescos que recuerdan la conquista de Egipto por Agripa».«Antes de esto, Herodes seguía la tradición judía que evitaba las imágenes de animales y personas, pero aquí, todo era posible», dijo Porat. El palacio, cuya entrada principal da a Jerusalén, «es una cápsula romana en Judea», asegura el arqueólogo.

El rey, apodado por algunos «Herodes el Cruel» por su legendaria crueldad y su obsesión por las tramas, también era famoso por sus obras monumentales: amplió notablemente el segundo templo judío en Jerusalén, construyó la ciudad portuaria de Cesarea y los palacios de MasadaJericó.

Fuentes: abc.es | las provincias.es | 12 de diciembre de 2020

Visitas: 978

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2021   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más