El Pino (Carrascosa del Campo, Cuenca) salta al mapa internacional y certifica el uso de herramientas de hace un millón de años

Foto: Bifaz hallada en el yacimiento de El Pino de Campos del Paraíso. - Foto: ares arqueología

Elyacimiento arqueológico de El Pino, situado en la localidad conquense de Carrascosa del Campo, ha saltado al mapa internacional tras la publicación de un extenso trabajo en Journal of Archaeological Science: Reports del arqueólogo Santiago David Domínguez (izquierda), en el que se ha podido demostrar para qué usaban las herramientas el Homo antecessor y que han sido datadas en hace un millón de años.

En una entrevista con Europa Press, Domínguez ha recordado cómo ha estado trabajando en dicho yacimiento desde el año 2012-2013, en donde se han hallado, entre otros, instrumentos de piedra hechos en cuarcita y que, gracias a la datación llevada a cabo por el  (CENIEH) y la , se han logrado datar su antigüedad en torno a un millón de años.

Además, gracias a la buena conservación que tenían dichos instrumentos, el equipo del doctor Ignacio Martín Lerma (derecha), de la Universidad de Murcia, ha llevado a cabo un estudio de laboratorio de las piezas. Allí, los filos de estos instrumentos fueron examinados con microscopio y se ha logrado saber para qué usaban estas herramientas.

“Es toda una sorpresa y un tesoro”, explica Domínguez, ya que en herramientas tan antiguas era muy complicado averiguar dichos usos. “Pudimos saber que estas lascas de piedra habían sido utilizadas para carnicería, y otros elementos de mayor tamaño se usaron para la carpintería”, desgrana.

Por este motivo, aparte de las herramientas que se hallaron en el yacimiento, se puede pensar que ya en esta época prehistórica se llegaron a fabricar utensilios de madera, que no han llegado hasta nuestros días.

Foto: Cuchillos de carnicero y herramientas de carpintería del Paleolítico inferior: MODO 1, industria de “El Pino” (Campos del Paraíso, Cuenca, España).

Enmarcado dentro de un proyecto que investiga el Paleolítico inferior y medio en la provincia de Cuenca, la investigación de este yacimiento de La Mancha conquense ha puesto de manifiesto la importancia del enclave del Pino dentro del panorama nacional e internacional y se ha posicionado como clave para el estudio de los primeros pobladores humanos en Europa.

De esta forma,“encaja perfectamente en los discursos que trazan yacimientos tan importantes del país como las secuencias del Jarama y el Henares en el centro de la Península, el yacimiento de Vallparadís en Cataluña, el de Orce en el sur de España y el de Atapuerca, en Burgos.

Además, se están obteniendo similares resultados por parte del mismo equipo dirigido por Domínguez en los términos municipales de Arcas, Canalejas del Arroyo y Huete, y que de momento han situado al yacimiento de Carrascosa del Campo como de los más antiguos tanto de Castilla-La Mancha como de España.

Foto: Industria lítica del Modo 1 perteneciente al yacimiento de “El Pino” (Carrascosa del Campo, Cuenca)

COORDINACIÓN DE TODAS LAS PARTES

Para llevar a cabo la publicación de este artículo en la revista científica, el arqueólogo explica que se ha tenido que llevar a cabo un “complicado trabajo" en el que se han tenido que coordinar todas las partes implicadas.

Por eso, el artículo científico cuenta con la firma del propio Domínguez como arqueólogo director de las excavaciones con ‘HEROICA Arqueología y Patrimonio Cultural’ y se incluyen la de los doctores Martín Lerma de la Universidad de Murcia como responsable del estudio de las huellas de uso de las herramientas, así como las de Davinia Moreno del CENIEH y Carlos Pérez Garrido, de la Universidad Complutense, como responsables de la datación de los estratos de más interés.

Foto: Imagen de los trabajos de excavación en "El Pino" (Carrascosa del Campo, Cuenca)

 

Aunque las campañas de excavación se llevasen a cabo entre 2014 y 2015, no ha sido este 2022 cuando todos los hallazgos han llegado hasta la comunidad científica internacional, ya que se han tenido que demostrar todos los descubrimientos de forma científica y, “hasta que no se tiene todo perfectamente avalado, no se puede publicar ni a nivel científico ni internacional”. “No ha sido una tarea sencilla”, reconoce.

Ahora que el artículo se ha publicado a nivel global "se está teniendo una respuesta bastante buena”. “Al final hemos conseguido poner a la provincia de Cuenca en el mapa del Paleolítico, así como al yacimiento del Pino en Carrascosa del Campo, y esto es uno de los puntos ya incuestionables y que si alguien no cita es porque no ha hecho una buena investigación”, asegura Domínguez.

Fuente: lacerca.com | 26 de junio de 2022

Posts de Terrae Antiqvae relacionados:

Un nuevo yacimiento de El Provencio (Cuenca) puede ser clave para e... (12/11/2013)

Sacan a la luz en Cuenca herramientas utilizadas hace un millón de ... (27/07/2014)

Visitas: 1838

Comentario por Guillermo Caso de los Cobos el julio 17, 2022 a las 6:12pm

El conquense más viejo vivió en Carrascosa del Campo, tiene un millón de años y era un Homo antecessor

Una de las piezas líticas extraídas en las excavaciones del yacimiento de El Pino. HEROICA.

No podía ser más que un conquense el que sacara a la luz los restos de su paisano más antiguo descubierto hasta la fecha. El arqueólogo Santiago David Domínguez es el director de un proyecto llamado 'El Paleolítico Inferior y Medio en la provincia de Cuenca', que ha encontrado en el yacimiento de El Pino, en Carrascosa del Campo, los restos líticos del homínido que pobló esta zona hace un millón de año: el Homo antecessor.

Según explica a ABC Domínguez, «la provincia de Cuenca era una zona abandonadísima dentro de lo que son los estudios del Paleolítico. No había referencia de yacimientos excavados sobre seres humanos que no fueran 'Homo sapiens'. Todos los homínidos anteriores no estaban para nada estudiados ni trabajados en esta zona».

Sin embargo, desde el año 2012 el equipo dirigido por este arqueólogo hizo una serie de trabajos junto con una recopilación de información para poder localizar posibles yacimientos con restos de homínidos anteriores al Homo sapiens en la provincia de Cuenca. «Así pues, lo que antes era un hueco dentro del mapa global de la península ibérica se llenó de localizaciones y lugares de interés para estudiar el origen de la humanidad hasta el fin de los neandertales», señala.

Algunos de los restos líticos encontrados en el yacimiento de El Pino, en Carrascosa del Campo (Cuenca). HEROICA.

En este sentido, uno de los puntos más interesantes fue el yacimiento de El Pino, que ya se conocía gracias al descubrimiento y a la información recopilada por los arqueólogos Jesús María Martínez e Inocente López, que llevaban un tiempo trabajando en la zona de Huete, también la provincia de Cuenca. Ellos identificaron entre finales de los años 70 y principios de los 80 del siglo XX una serie de piezas de ese yacimiento, que consistían en los cantos trabajados de cuarcita, lo que se llaman 'choppers', industria lítica muy sencilla que ahora se llama modo 1 u olduvayense.

Jesús María Martínez, fallecido ya, donó al Museo Arqueológico de Cuenca los materiales que tenía coleccionados junto con Inocente López, éstos fueron analizados por el actual director del proyecto que excava en el yacimiento de El Pino. Fruto de esos análisis, el departamento de Cultura de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha autorizó una serie de primeras prospecciones arqueológicas.

Campañas arqueológicas desde 2012

Entre el año 2012 y el 2015 se realizaron las primeras campañas de prospección y excavación en esa zona, de la cual se recuperaron cientos de piezas líticas del modo 1 u olduvayense. Analizándolas, el equipo de Santiago David Domínguez, con la colaboración del doctor Ignacio Martín Lerma, pudo saber no solo cómo se hacían, sino que, gracias a su buena conservación en un estrato de arcillas, también se han conservado las huellas de uso de sus filos.

Parcela del yacimiento de El Pino en la que se ha realizado alguna campaña de excavación. HEROICA

Con ello, han descubierto también para qué servía cada una de las piezas líticas que han salido a la luz. «Hemos visto que las lascas de los cantos rodados que trabajaron fueron utilizadas como herramientas de carnicería, con restos de carne, de piel y de hueso. Pero además, han podido saber que esos grupos humanos que pasaron por el yacimiento de El Pino utilizaron utillaje de madera, que no se ha conservado, pero que han quedado registradas gracias a las huellas de uso», afirma. Todos esos descubrimientos han sido constatados en otros yacimientos menos estudiados, como en Arcas, El Provencio o Canalejas del Arroyo, también en la provincia de Cuenca.

Otra de las novedades de los trabajos dirigidos por Domínguez, con la concurrencia del equipo de la doctora del Centro Nacional de Investigación de la Evolución Humana (Cenieh) de Burgos, Davinia Moreno, y la Universidad Complutense de Madrid, se ha podido datar los estratos donde se ha encontrado toda esa industria lítica en torno al millón de años de antigüedad. Esto convierte al yacimiento de El Pino en el lugar donde se ha encontrado el homínido castellanomanchego más antiguo datado hasta el momento, que era un Homo antecessor.

Todo ese trabajo ha comenzado ahora a recoger sus frutos en forma de publicaciones en revistas científicas de prestigio a nivel internacional, como el artículo aparecido recientemente en Journal of Archaelogical Science: Reports, de Estados Unidos. «Al final hemos conseguido poner a la provincia de Cuenca y al yacimiento de El Pino, de Carrascosa del Campo, en el mapa del Paleolítico», concluye el arqueólogo conquense Santiago David Domínguez, quien se ha convertido en un verdadero profeta en su tierra.

Fuente: abc.es | 17 de jullio de 2022

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2022   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más