Foto: Plano de la antigua Torre de Hércules, probablemente realizado por José Cornide. / © la opinión

Las últimas excavaciones en la Torre de Hércules apuntan a que el monumento fue construido en la segunda mitad del siglo I, años antes de lo que se pensaba hasta ahora.

Los miles de fragmentos de estatuas aparecidos junto a la Torre pueden indicar que se trata de imágenes del emperador Domiciano destruidas tras su muerte, afirma el arqueólogo José María Bello, quien además estima que el faro jugó un papel decisivo en la conquista romana de Inglaterra. Estos factores impedirían que Trajano hubiese sido el impulsor de la Torre, como se cree de forma generalizada, y que en realidad fuera uno de sus antecesores durante las últimas décadas del siglo I, aunque la idea pudo partir de Claudio.


Vía: José Manuel Gutiérrez, A Coruña | La Opinión Coruña.es, 5 de junio de 2009

Los estudios históricos tradicionales han situado la fecha de construcción de la Torre de Hércules en el siglo II y han atribuido al emperador Trajano la orden de instalar un faro en lo que entonces era uno de los confines del mundo para orientar a los navegantes. Las últimas excavaciones realizadas en el entorno del monumento revelan sin embargo que la obra pudo haberse realizado años atrás y que el promotor de esta edificación sería un emperador anterior, situado entre Claudio y Domiciano, con el fin de guiar a las naves de las legiones romanas que se dirigían hacia Britania, la actual Inglaterra.

El arqueólogo José María Bello, director de las excavaciones realizadas en la Torre, señala que no existe ninguna referencia histórica que indique con precisión qué emperador tomó la decisión de levantar un faro en este punto de la costa, pero considera que no hay duda del origen romano del monumento, ya que califica de "bulo" que fuesen los fenicios quienes lo erigiesen. Bello no descarta, sin embargo, que antes de la llegada de los romanos existiese en el lugar algún tipo de señal para la navegación, pero no una torre.

Bello, que es además director del Museo Arqueológico Provincial coruñés, pone de relieve que al excavar los terrenos situados en torno al faro aparecieron múltiples fragmentos de estatuas "machacados de forma sistemática".

Estas figuras debían ser las que habitualmente se colocaban ante los monumentos en homenaje al emperador que los había promovido y en un principio se sospechó que podría tratarse de los efectos de cualquiera de las invasiones sufridas por la ciudad a lo largo de la historia, en las que los soldados habrían destrozado las efigies.

Pero Bello destaca que todos estos restos se encuentran en los niveles del terreno que se corresponden con la época romana, por lo que no cabría esta explicación. El hecho de que las estatuas fuesen destruidas de una forma tan exhaustiva hace pensar a este experto que los autores tratasen de hacer desaparecer cualquier referencia visual a la persona que representaban las imágenes, una iniciativa que se corresponde con la medida romana denominada damnatio memoriae, el daño a la memoria.

Cuando un emperador era declarado perjudicial para el Estado, el Senado ordenaba la destrucción de todas las referencias a su nombre en lápidas y edificios, así como sus efigies a lo largo de todo el Imperio. José María Bello recuerda que el único emperador de la época en la que posiblemente se construyó la Torre al que se le aplicó esta orden es Domiciano, de quien tras su asesinato se llegaron a fundir las monedas que llevaban su rostro para acabar con su recuerdo.

Este emperador pereció dos años antes de la entronización de Trajano, por lo que la Torre tendría que haber estado construida antes, al menos en la segunda mitad del siglo I de nuestra era.

Otro de los factores que hacen dudar de que Trajano fuese el impulsor del faro es que a lo largo de la historia fueron otros emperadores a los que se les atribuyó la iniciativa, de acuerdo con las preferencias de cada época. Bello recuerda que en la Edad Media era Julio César el personaje romano más célebre, por lo que todos los documentos de ese periodo hacen referencia a él como el constructor de la Torre de Hércules.

Foto: Plano de la antigua Torre de Hércules, probablemente realizado por José Cornide. / © la opinión

Ya en la Edad Moderna, Augusto pasó a ser el emperador de moda, por lo que los autores de esa época le citan como el responsable del levantamiento del faro, mientras que en la Ilustración se convierte a Trajano en el modelo de dirigente romano, ya que fue un gran promotor de obras públicas, que los pensadores ilustrados consideraban indispensables para el progreso.

El coruñés José Cornide, el primer gran estudioso de la Torre de Hércules, se sumó a esta corriente al considerar que fue él quien tomó la decisión de erigir el faro, ya que al prestigio que tenía este emperador se añadía el hecho de que había nacido en España. José María Bello aclara que los historiadores antiguos tenían muy en cuenta sus preferencias morales a la hora de atribuir las grandes obras públicas a los monarcas, independientemente de cuáles fueran sus realizaciones.

Es por esta razón que el emperador Claudio es reflejado como bebedor y mujeriego y Nerón como un asesino y perseguidor de los cristianos, por lo que se rechaza que fuesen ellos quienes construyesen la Torre. De Trajano se obviaba sin embargo que también persiguió a los cristianos y que bebía, así como que gustaba de la compañía de hombres jóvenes, aspectos que fueron ocultados para destacar su amplia labor en favor del Imperio, según explica Bello.

Pero este arqueólogo es de la opinión de que son los predecesores de este emperador quienes decidieron situar un faro en la costa coruñesa como un paso indispensable para la conquista de Inglaterra. Esas tierras habían sido sometidas ya en tiempos de Trajano, quien además ordenó que se retirasen de allí las tropas para ser enviadas a Dacia y Macedonia, lo que incluso puso en peligro el dominio romano sobre Britania. "Trajano mira hacia Oriente y no a Occidente", sentencia Bello para descartar que este emperador tuviera interés por levantar la Torre en esta parte de sus dominios.

Frente a esto, Claudio sí había apostado por la conquista de Britania, en la que le acompañó el joven Vespasiano como uno de sus generales. En esa campaña se funda la ciudad de Isca Dumnoniorum, la actual Exeter, que posiblemente sería el destino de las naves cargadas de aceite procedentes de la Bética que serían guiadas hacia el Norte por la Torre de Hércules. Bello explica que las legiones romanas consideraban imprescindible el aceite para su sustento y que este tráfico debía transitar por las costas de A Coruña en el camino hacia Inglaterra.

El primer emperador que se propuso la invasión de Inglaterra fue Calígula, quien además ordenó la construcción de un faro en las costas francesas de Boulogne. Bello estima que el proyecto de instalación de una torre en A Coruña pudo gestarse en tiempos de Claudio y que tanto Nerón -quien promovió faros en Turquía- como Vespasiano mantuvieron su política hacia las tierras británicas, por lo que cualquiera de ellos podría haber sido el promotor de la edificación.

Los materiales más antiguos que aparecen en el entorno de la Torre pertenecen a esa época, pero el director del Museo Arqueológico calcula que quizás "son un poco tempranos" para corresponder al reinado de Claudio, por lo que el impulsor podría haber sido Nerón o Vespasiano.

En cuanto a la duración de los trabajos, Bello estima que tuvo que ser de entre quince y veinte años porque era de unas dimensiones gigantescas para aquel tiempo y que además esta parte del Imperio estaba escasamente romanizada entonces, por lo que la construcción debió de ser más dificultosa.

"Es un monumento firmado, que es algo extraordinario y todavía más en la época romana", comenta el catedrático de Historia del Arte Alfredo Vigo en referencia a la presencia del nombre del arquitecto Gaio Sevio Lupo junto a la Torre de Hércules, de la que dice que es uno de los monumentos españoles firmados de mayor antigüedad. Para este especialista, los romanos "eran conscientes de la importancia de lo que estaban haciendo, porque para ellos éste era un lugar tan remoto como para nosotros la Luna".

El hecho de que el nombre del autor fuese esculpido sobre una roca de gran dureza no fue accidental, según este profesor de la Universidad de Santiago, ya que gracias a eso no fue destruido, como seguramente sucedió con las lápidas y otros elementos que estarían situados en la entrada del faro en aquella época.

Tanto Alfredo Vigo como José María Bello coinciden en destacar el tamaño de la Torre en comparación con los edificios de su tiempo, de forma que el primero de ellos la define como "un auténtico rascacielos romano", mientras que el director del Arqueológico cree que tuvo que causar un gran impacto en los habitantes de la ciudad y recuerda que en todos los documentos antiguos se la califica de "altísima".

También ponen de relieve ambos expertos la estrecha vinculación de la Torre con la nueva ciudad que surgió en 1208 por iniciativa del rey Alfonso IX tras haber caído en declive al final del periodo romano. Cuando en la Edad Media se refunda la urbe, los pobladores desmontan el muro exterior que rodeaba el faro para levantar con sus sillares -los de mejor calidad del conjunto constructivo- las principales construcciones públicas de A Coruña, como las iglesias o las murallas.

Alfredo Vigo recuerda que este mismo fenómeno se produjo con la capital del Imperio, ya que la Roma moderna "desvistió a la antigua y A Coruña hizo lo mismo con su monumento".

* Artículo relacionado en Terrae Antiqvae (Patrimonio):

La torre de Hércules se renueva para ser patrimonio de la humanidad

Visitas: 1081

Comentario por Elpater el junio 5, 2009 a las 10:50am
Don Santos, está usted haciendo un auténtico homenaje a la Torre estos días. Bien lo necesita y, según entiendo, bien lo merece. Muchísimas gracias. No puedo hablar en nombre de nadie más que de mí mismo, pero no creo equivocarme si le digo que cualquier coruñés, y la mayor parte de los gallegos, si estuviesen aquí, se lo agradecerían igualmente.

De rebote, al compás de la Torre, también a mí me caen flores, de modo que el agradecimiento es todavía mayor, evidentemente.

No conocía este artículo que nos pasa, supongo que habrá salido hoy en La Opinión; ahora mismo voy a mirarlo. En una pasada transversal ya he pillado un error de transcripción: dice el periodista que digo que la Torre jugó un importante papel sobre el transporte de tropas a Britannia, y eso me lleva a un chascarrillo-trabalenguas que decia mi abuelo materno, Cándido de nombre él: "Te han dicho que he dicho un dicho, un dicho que no he dicho yo; ese dicho está mal dicho, y si yo lo hubiera dicho estaría mejor dicho que el dicho que a ti te han dicho que he dicho yo".

Las tropas no pasan por Coruña, sino desde Francia. Lo que pasará (supongo) por el faro es el aprovisionamiento de las tropas acantonadas en Britannia, sobre todo el aceite de la Bética, según los estudios de Remesal, Carreras Monfort y demás del equipo y allegados. Es decir, concibo la edificación de la Torre, en el extremo del mundo, como un elemento estretégico más relacionado con la logística que con otra cosa (lo que no quita que, una vez en pie, haya servido de mucho más). De hecho es la Torre la que parece, a la luz de la arqueología, haber dado lugar al asentamiento romano que, comenzado a comienzos de la segunda mitad del I, florecerá sobre todo en los siglos posteriores.

No puedo seguir ahora, y esta noche tengo liada (primero presentar una conferencia en el Museo, y a las 10 una charleta -sobre la Torre, claro- en el Club del Mar, en una nueva experiencia que empieza hoy a base de charlas de tipo informal en la cafetería con pinchos y todo. A ver cómo sale.

De nuevo muchas gracias.
Comentario por José Luis Santos Fernández el junio 5, 2009 a las 11:29am
Muchas gracias, D. Pater -:)
Comentario por Carlos Sánchez-Montaña el junio 5, 2009 a las 8:25pm
Querer presentar a la Torre de A Coruña como un hito aislado, con funciones ajenas a su tipología, es circunstancia temporal y local.
En A Coruña no les suena bien que existan en la historia del N.O. torres análogas, digamos hermanas, a la suya y además que estas sean “hijas” de Octavio Augusto.
El mismo Bello Dieguez atribuyó la Torre de Hércules al propio Augusto en algún momento ya olvidado.
Las excavaciones de una torre mandada levantar por Augusto en Campa Torres, en la costa cantábrica, y los textos de Pomponio Mela situando otra "turris Augusti" en la costa atlántica, nos permite aumentar las referencias construidas, y así a la hora de hablar de forma informal de la Torre de A Coruña poder ampliar hacia atrás su génesis.
Ya solo faltaría entonces hablar de la moneda de Carisio...

"Así pudimos contemplar los fragmentos de terra sigillata, entre los cuales figuraban modelos nada frecuentes en Galicia, como el plato nº 18 de la clasificación de Dragendorff, o un asa del tipo 39 de la misma tabla, ambos datables a comienzos del siglo II de nuestra era. No estaban, por el contrario, los más antiguos fragmentos de cerámica campaniense; pero a cambio de esta ausencia, otros materiales, como una moneda de plata (un quinario) de Carisio, o incluso un fragmento de borde cerámico que a decir de Schubart sería de procedencia iberopúnica, nos remitirían a momentos anteriores, el siglo I aC el primer caso y hasta el III aC el segundo.”
Excavación arqueológica al pie de la Torre de Hércules.
http://www.elpater.com/webtorre/Textomanito.PDF

Datos todos ellos que no se suelen mencionar en este momento por cosa de la política.
Comentario por Elpater el junio 6, 2009 a las 2:52pm
¡Jo! Pues por más vueltas que le doy no acabo de aclararme. No sé si su última frase, lo de "cosa de la política", tiene que ver con las elecciones al parlamento europeo, si es cosa de polítiica de algún partido, si ese partido es el PP, el PSOE, el BNG o alguno de los que no tienen representación parlamentaria en Galicia o...

¡Ya sé! Fíjense que se pone a Roma como protagonista. ¡Lo que quiere ese Bello Diéguez es que Berlusconi lo invite a una de sus fiestas con chavalas cañón!

Menudo pájaro, el Bello Diéguez. Con lo modosito que parecía...

(¿Por qué no deja de decir sandeces, Lucusaugusti? Seguro que su médico se lo agradecerá, y el pobrecillo bien merece un pequeño descanso.)
Comentario por Carlos Sánchez-Montaña el junio 7, 2009 a las 7:23pm
Ja,ja,ja.
No entraré al trapo sobre médicos y tratamientos. Humo y psicoanálisis.

Sin duda no se reconoce bien:

"Sólo una decisión política puede impedir que se logre la distinción de la Unesco"
La Opinión.

"J. M. Bello: Yo soy aún más optimista porque la faceta técnica de la candidatura está sobradamente cumplida, pero el riesgo está en el aspecto político porque la Unesco se encarga de la cultura pero es un organismo formado por los gobiernos. Eso nos lo hizo ver el inspector de la Unesco, quien nos dijo que rara vez se ve un monumento que haya sido tan estudiado y que tenga tanto apoyo social, por lo que aseguró que se marchaba abrumado y que la Torre se merecía esta distinción. Reconoció que se trata de una torre plenamente romana y afirmó que contábamos con todo su apoyo, pero que tuviéramos en cuenta que en la Unesco también hay juego entre estados. Ahí no podemos hacer nada, pero en lo que podíamos haber hecho desde aquí, hemos ganado por goleada."

La llamada faceta técnica se basa en unas claras directrices políticas que potencian la singularidad del monumento, y obvia el contexto histórico en que fue levantada la torre y su utilidad.
La aparición de Claudio como "pater" del monumento en su conquista de las tierras británicas es pura recreación de María Pita.
Propaganda para el momento. Lucha política para vender algo que no se sabe presentar.

Ojala alcance la merecida distinción, y entonces como reconocido elemento del patrimonio universal deje de ser utilizada en el interés de unos pocos.
Comentario por Elpater el junio 7, 2009 a las 8:14pm
Oiga, con todos los repetos, ¿es usted tan tonto como parece, o simplemente se lo hace por algún motivo que se me escapa?
Comentario por Elpater el junio 7, 2009 a las 8:16pm
Por cierto, lo del paralelismo entre Claudio y María Pita es de lo más surrealista que leí en los últimos tiempos.

¿Le importaría desarrollarlo un poquito más? Hace tiempo que no me doy un homenaje a base de literatura humorística.
Comentario por Carlos Sánchez-Montaña el junio 7, 2009 a las 8:45pm
Esta cita si que es humorística:
"Pero si la construcción de nuestra Torre está vinculada a la conquista de Britannia, el argumento apunta más hacia Claudio"
Jose María Bello
URL: http://quotidianum.blogalia.com/historias/58802

Cita construida en los mismos sótanos del Castillo de San Antón.

"Con las piedras de la antigua muralla de la ciudad se empezó a construir el castillo que posteriormente fue un asentamiento defensivo importantísimo para luchar contra las naves del corsario inglés Drake, que tanto atemorizaban Galicia en aquellos años. De este modo, en tiempos de la heroína María Pita, el castillo sirvió como soporte de artillería para luchar contra el invasor inglés."

Artillería:

Vincular la Torre con la conquista de Britannia y por ello con Claudio es propaganda con un fin:
"Lo que está en juego no es un asunto de estricta relevancia cultural sino la oportunidad de que A Coruña consolide una nueva vía para proyectar su imagen turística y el lógico beneficio económico."
Concello de A Coruña
La Opinión A Coruña

Repito: Ojala alcance la merecida distinción, y entonces como reconocido elemento del patrimonio universal deje de ser utilizada en el interés de unos pocos.
Comentario por Elpater el junio 7, 2009 a las 9:11pm
Es usted tan imprudente, tan ignorante y tan osado que no puede menos que meter la pata cada vez que grazna.

Por ejemplo, miente usted al afirmar que una de las citas que pone fue "construída en los mismos sótanos del Castillo de San Antón". Ese castillo y cualquiera de sus moradores nada tienen que ver con esa cita. Si lo hubiera sido, y bien pudiera haber sido así, aunque no fue, no contendría lo que me parece un error: que el Castillo de San Antón fue construido con las piedras "de la antigua muralla de la ciudad", afirmación no apoyada en fuente alguna que yo conozca. Lo que sí se emplearon fueron piedras procedentes de la Fortaleza Vieja, situada frente al castillo, en lo que hoy es Jardín de San Carlos; cuando menos se conserva la orden real de que así se hiciese. Nada similar hay, o al menos nada similar se conoce en el Castillo de San Antón, para las murallas de la ciudad. Las cuales, ya de paso, tampoco fueron construidas por Augusto. Ni el castillo. Y Cibeles ni está ni se le espera.

De la última cita ya no se atreve a inventar una majadería semejante. La majadería está en mezclar asuntos independientes, cuales son una investigación científica y el programa político elaborado por unos señores que, con toda legitimidad después de su paso por las urnas, ocupan las magistraturas de la ciudad.

Lo que debo reconocer que me satisface es comprobar que esta vez ni se atrevió a presentar sus milongas en esta ciudad. Lo cual muestra que, cuando menos a veces, presentar cara a la pseudociencia produce positivos resultados. De lo cual me felicito.

He visto la luz. Reconozco mis pecados y confieso la verdad: es falsa la vinculación de la Torre con la conquista de Britannia. Todo fue escrito por imposición de Obama.

Es que está de moda y uno es débil. Y además Berlusconi no me invitó a la fiesta.
Comentario por Elpater el junio 7, 2009 a las 9:14pm
Por cierto, lamento que se excluya usted de los propietarios de la Torre de Hércules. Mía sí lo es, y de todos los demás españoles, pues un bien demanial, del patrimonio de todos. Si usted se excluye y dice que no es suya, usted sabrá. Pero del resto de los españoles sí lo es: nuestra, efectivamente.

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2021   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más