• Detalle de las excavaciones en las que apareció un tramo del anfiteatro y que hoy se preservan en una cripta. - dl

Funete: Diario de León.es | VERÓNICA VIÑAS |08 /04/2015

De anfiteatro a trastero. De glorioso escenario de combates entre gladiadores a almacén de cachivaches. La web milanuncios.com ofrece una cripta con restos del anfiteatro romano para apilar enseres. Es uno de los tres sótanos de la calle Cascalerías que preservan parte del colosal anfiteatro —muros y parte de la cimentación— que hace 2.000 años superaba en tamaño a la actual Plaza Mayor, es decir, uno de los más grandes de la Península. Tiene un precio de 25.000 euros (63 euros el metro cuadrado).

«Ideal para dividir en trasteros y venderlos», es el reclamo del anuncio, cuya persona de contacto confirma que para cualquier otro uso es necesario solicitar los oportunos permisos. «Los restos no se pueden tocar», dice. La cripta tiene diez metros lineales del único anfiteatro del Noroeste, 150 metros diáfanos, una altura de 2,80 y otra zona de doble altura. Estos vestigios romanos nunca se han mostrado al público, a diferencia de los que se conservan en dos sótanos de la misma calle. El anuncio incluye fotos de la cripta (las que acompañan esta información), así como recortes de este periódico en los que se habla del hallazgo del anfiteatro. La web añade, junto a los datos de la cripta y las imágenes, una estadística de las personas que han visto el anuncio: 41.594, desde su publicación, el 26 de marzo.

La concejala de Urbanismo del Ayuntamiento de León, Belén Martín-Granizo, tras admitir que ignoraba el asunto y que no había podido conseguir información, anunció que el Ayuntamiento estudiaría la venta de la cripta. No aclaró si tomarán medidas para garantizar la preservación de este ‘sótano romano’, al que se accede por el garaje.

Es el primer enclave —en el número 3 de Cascalerías— en el que aparecieron los primeros restos del anfiteatro, durante las obras de construcción de un edificio de viviendas en 1994. Posteriormente surgieron otros dos tramos en sendos solares de la misma calle. Las aspiraciones del constructor, que pretendía recibir ‘por las molestias’ 120 millones de pesetas del Ayuntamiento, llevaron incluso a la concejala de Urbanismo de entonces, Elena Bustillo, a estudiar el traslado de los restos romanos a un solar de La Chantría.

El anfiteatro acogió sin duda combates de gladiadores, pero también sirvió de campo de entrenamiento para los legionarios. Con posterioridad a su construcción se levantó un segundo muro —en el siglo II a. C— con el fin de sostener la estructura, que tendría problemas de estabilidad.

Previsiblemente, el graderío era de madera, de ahí la ausencia de restos. El recinto sigue los patrones de los construidos en los dominios septentrionales del Imperio, fundamentalmente en Austria y el Reino Unido. Estaba situado en el exterior del campamento.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------

Una gruta para destapar el anfiteatro legionario

El Plan Director que Melquiades Ranilla realizó para la ruta romana preveía abrir un espacio común entre las tres criptas.

Fuente: diariodeleon.es | Cristina Fanjul | 08/04/2015

Un proyecto encargado por la Junta al arquitecto Melquiades Ranilla para poner en valor el yacimiento romano de León preveía la apertura de una entrada subterránea en la calle Cascalerías que permitiera el acceso directo a las tres criptas descubiertas en esa calle. Este plan, que se realizó en el año 2006, recogía asimismo la conexión de los recintos a través de un túnel, lo que permitiría a los visitantes hacerse una idea global de la estructura del anfiteatro legionario.

La idea de Ranilla disponía el acondicionamiento de los espacios conectándolos y adecuándolos a la visita. Se crearían elementos de acceso con un diseño que guardara relación con la idea global de la visita y se diseñarían los recorridos adecuados para acceder y contemplar los restos. El proyecto también hacía un estudio de la iluminación y recomendaba la instalación de las luminarias precisas tanto para su exhibición como para su mantenimiento. La puesta en valor o exhibición de los espacios mediante la señalética, los soportes, las maquetas y las proyecciones de audiovisuales también formaba parte del proyecto.

En la actualidad, tan sólo pueden visitarse dos de las criptas de la gran estructura lúdica del campamento legionario. La tercera permanece oculta debido al desinterés de las instituciones por llegar a un acuerdo con los propietarios. Se trata, además, de los primeros restos del anfiteatro descubiertos en la ciudad, concretamente en el año 1994, vestigios que estuvieron a punto de ser destruidos para trasladarse a la Chantría y que hoy están en venta como trastero al precio de 25.000 euros.

El proyecto para abrir esta gruta permitiría además realizar nuevos hallazgos gracias a las preceptivas catas que tendrían que realizarse a medida que fuera abriéndose el ‘foso’. De esta manera, se incrementaría de manera notable el conocimiento que en la actualidad se tiene del anfiteatro, el único que se conoce en el noroeste de España. Su importancia, que resulta radical para comprender el funcionamiento campamental, es sobresaliente. Y es que tan sólo se conocen cinco construcciones similares: en el Reino Unido, Austria, Alemania y la actual Suiza. Se trata de Caerleon y Chester en Gran Brataña, Carnuntum, en Austria, Vindonissa, en Suiza, y Vetera Castra, en Alemania.

Según los arqueólogos, la gran estructura de la Legio Séptima Gémina debió tener una dimensión de más de tres mil metros cuadrados, con lo que fue más grande que la actual Plaza Mayor (que apenas llega a los 2.500 metros cuadrados). Hay que tener en cuenta que estos recintos debían ofrecer la posibilidad de albergar a todos los integrantes de la legión, que ascendían a no menos de cinco mil soldados. Asimismo, se cree que el anfiteatro no tenía menos de quince alturas de graderío, con lo que realmente habría tenido capacidad para cinco o seis mil espectadores. Con todo ello, queda demostrado que esta infraestructura fue una de las mayores de las construidas en Hispania, lo que viene a certificar la importancia del campamento y su función clave para Roma.

Melquiades Ranilla es consciente de que habría sido mucho más sencillo acometer este proyecto en 2006. Sin embargo, asegura que desde el punto de vista técnico se trata de un proyecto totalmente factible y muy beneficioso para el desarrollo turístico y cultural de León. «En Tarragona, cuando decidieron sacar a la luz el anfiteatro, demolieron manzanas enteras. Aquí no se puede hacer algo así, pero esta posibilidad es una opción muy factible», destaca.

Visitas: 585

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueologia, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2019   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más