Fuente: diariopalentino.es | A. Benito | 19 de enero de 2014

Asomarse al abismo de Monte Bernorio es como abrir una ventana con vistas a la Edad de Hierro. Y es que las maravillas y secretos que se esconden en las entrañas de esta imponente elevación situada en el término municipal de Pomar de Valdivia, constituyen uno de los legados más valiosos para conocer la historia de los pueblos que habitaron en el norte de la provincia desde el siglo VIII hasta el I antes de Cristo.


Por ello, desde hace varios años el Instituto Monte Bernorio de Estudios de la Antigüedad del Cantábrico (Imbeac) está inmerso en una labor de investigación arqueológica que el próximo mes de agosto cumplirá su décimo aniversario.  En este sentido, sus principales  impulsores -el catedrático y académico de Historia, Martín Almagro-Gorbea  (izquierda) y el historiador y arqueólogo de origen barruelano Jesús Francisco Torres (derecha)- están perfilando una serie de actos científicos y públicos que tendrán lugar a partir del segundo trimestre del año y cuyo objetivo es divulgar los valores arqueológicos del que, a todas luces, es el yacimiento más importante de la Edad de Hierro en la provincia de Palencia y uno de los más destacados de la Península Ibérica.


Así, según ha expresado Jesús Francisco Torres, alias Ketxu, «en estos primeros meses del año se está elaborando el calendario de actividades y también se están haciendo los trámites oportunos para captar fondos económicos y conseguir el apoyo institucional que se requiere para seguir adelante con esta labor investigadora que, desde hace diez años, se lleva a cabo a finales del mes de agosto, principios de septiembre».


En las excavaciones acometidas los dos últimos años se ha elaborado la cartografía referente a las defensas perimetrales, la muralla y el foso que conformaban el castro. «También hemos descubierto que la fortificación contaba con un sistema de parapetos de tierra dispuestos en líneas concéntricas que contaban con entradas en forma de laberinto», explica el arqueólogo barruelano que también ha indicado que, por el momento, se ha localizado y prospectado la mitad de esta construcción artificial y falta por documentar la otra mitad.

 
En cualquier caso, los trabajos llevados a cabo en Monte Bernorio siguen dando sus frutos a pesar de la falta de apoyo institucional a la que tienen que hacer frente los profesionales del Imbeac, que, en las últimas campañas, sólo han contado con las aportaciones económicas de los Ayuntamientos de Barruelo y Pomar y, eso sí, con el trabajo voluntario de numerosos estudiantes universitarios y de varios expertos en arqueología. La Diputación y la Junta también han colaborado algunos años.

Importante descubrimiento

Por otra parte, Ketxu Torres ha anunciado que dentro de unos meses, el Museo de Palencia dará a conocer una importante noticia relacionada con una tesera de bronce que se encontró en el año 2012 en las inmediaciones del castro palentino.


«Se trata de una pieza muy valiosa del siglo II a.C que destaca por ser la primera de estas características que aparece en el marco de una investigación arqueológica y cuya autenticidad está perfectamente acreditada», ha indicado el arqueólogo barruelano.


«En cuestión de dos o tres meses, la pieza, que está siendo limpiada y analizada en el Museo de Palencia, estará en condiciones de ser presentada ante el público y también se dará a conocer en este momento una importante noticia que alterará las teorías que se sostienen en la actualidad con respecto a la Edad de Hierro en el norte de la Península Ibérica», ha apuntado Torres.


Por el momento, esta noticia continúa siendo una incógnita, pero lo cierto es que la pieza revolucionará en buena medida el mundo de la arqueología.

Foto: Mitad de la tésera de hospitalidad, que representa un cerdo, encontrada en el yacimiento en 2012. IMBEAC

Visitas: 1917

Respuestas a esta discusión

Exponen la tésera del siglo I a.C. hallada durante excavaciones en el Monte Bernorio de Palencia

Foto: Imagen de la tésera restaurada.

Fuente: ABC.es | 3 de julio de 2014

El Museo Arqueológico de Palencia expone, tras su restauración, la tésera de hospitalidad hallada en las excavaciones de Monte Bernorio, en Pomar de Valdivia, un documento fechado entre el siglo II y el I a.C. que simboliza un contrato por el que dos partes se comprometen a darse hospitalidad mutuamente.

La importancia de esta pieza, que se expone desde hoy en el Museo Arqueológico de Palencia, radica en que se trata de uno de los documentos escritos más antiguos conservados de este momento en todo el norte de la Península Ibérica, ya que hasta ahora solo se han encontrado tres piezas similares, ha informado la Junta de Castilla y León.

Esta pieza, recientemente restaurada, tras su hallazgo en las excavaciones de la ciudad fortificada de la Edad del Hierro de Monte Bernorio, en Pomar de Valdivia (Palencia), estará expuesta al público en el Museo palentino hasta el mes de septiembre.

Presentación de la pieza hallada en Monte Bernorio. / El Norte

La tésera contiene un breve texto formado por tres palabras escritas con alfabeto ibérico pero en lengua céltica, en el que se alude a un pacto de hospitalidad con una comunidad o etnia de la que no resulta posible conocer el nombre porque aparece incompleto.

La pieza presenta las características formales propias de las téseras de hospitalidad del ámbito hispano céltico, lo que también corrobora su texto. Se trata de un modelo de tésera de tipo figurativo y en lámina plana, que representa un cerdo con una decoración que recrea elementos propios de este tipo de animales.

La pieza conserva un orificio de los dos que originariamente tendría y que servirían para encajarla con otra gemela para llevarla colgada.

Otro de los elementos excepcionales es su carácter de tésera cortada por su mitad transversal, lo que indicaría que la pieza ha sufrido una ceremonia de finalización o anulación del pacto, lo que en el mundo romano se denominaba "tesseram confringere".

Esto significa que la pieza fue cortada para romper simbólicamente el pacto establecido, lo que la convierte en la primera pieza con este tipo de tratamiento encontrada hasta el momento.

La restauración de la pieza ha permitido dejar a la vista las superficies originales y su excelente estado de conservación.

---------------------------------------------------------------------------------------------------

Bueno, tenemos ya una foto de la tésera restaurada, pero nada se ha dicho sobre la noticia anunciada de que la misma alterararía las teorías que se sostienen en la actualidad con respecto a la Edad del Hierro en el norte de la península ibérica. Habrá, pues, que esperar a ver si se produce. 

RSS

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2021   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más