Huesos completos de la pierna del Homo Heidelbergensis.

Restos de las extremidades inferiores hallados en la Sima de los Huesos L.E.H.

 
Vía: Diario de Burgos.es| 15 de febrero de 2012

 
Nuestros antepasados, el Homo heidelbengensis o los neandertales, no eran tan bajitos como se pensaba hasta ahora. Medían entre 1,64 metros y 1,61, respectivamente, frente a los primeros homínidos de nuestra especie, Homo sapiens, que tenían una estatura de 1,77 metros. Así se desprende de un estudio realizado por miembros del equipo de investigación de Atapuerca y publicado en el número de febrero de la prestigiosa revista científica Journal of Human Evolution.

 
Los investigadores han llegado a estas conclusiones tras analizar 27 fósiles completos (14 brazos y 13 de piernas) de los homínidos hallados en la Sima de los Huesos (500.000 años) y compararlos con restos de neandertales del registro mundial (60.000 a 40.000 años) y con primeros fósiles de Homo sapiens africanos (120.000-100.000 años).

 

Los datos se han comparado mediante una fórmula matemática propuesta por el investigador sueco Sjovold, que ha arrojado estos resultados. «La estatura es un parámetro fácil de medir en vivo, pero que muy difícil de estimar en poblaciones fósiles porque está relacionada con la genética, la nutrición, el sexo, la salud o el clima. Sin embargo, al disponer de fósiles completos en la Sima de los Huesos les podemos comparar con neandertales y sapiens mediante una fórmula matemática construida en base a muchos individuos de muchas poblaciones», explica José Miguel Carretero (izquierda) del Laboratorio de Evolución Humana (LEH) de la Universidad de Burgos, autor principal del artículo, junto a Laura Rodríguez, Rebeca García-González, Juan Luis Arsuaga, Asier Gómez-Olivencia, Carlos Lorenzo, Alejandro Bonmatí, Ana Gracia, Ignacio Martínez y Rolf Quam.

 

La estatura media de los Homo heidelbergensis encontrados en la Sima de los Huesos es de 1,64 metros, según el estudio realizado, aunque hay diferencias si se hace la comparación por sexos.

 

Foto: Restos de la extremidades superiores hallados en la Sima de los Huesos

 
De este modo, los hombres medirían 1,70 metros y las mujeres1,58. La media de los neandertales analizados sería 1,61 (1,67, los hombres y 1,55, las mujeres), mientras que la de los primeros Homo sapiens alcanzaría los 1,77 metros (1,85 los hombres y 170 las mujeres).



«Ni los hombres ni mujeres de la Sima de los Huesos ni los neandertales son bajitos en comparación con las poblaciones actuales de este entorno climático como España, Italia, Grecia, Portugal o Yugoslavia, aunque si es cierto que eran más anchos. Además, concluimos que la estatura ha variado muy poquito a lo largo de 2 millones de años si lo comparamos con lo poco que conocemos de Homo Ergaster y Homo antecessor, pero con la llegada del Homo sapiens, hace 200.000 años, se produce un aumento» añadió Carretero.

 
Los científicos intentarán explicar en nuevas investigaciones las razones que motivaron este aumento de estatura. En un primer avance, consideran que pudiera deberse a una disminución del gasto energético. «Además de ser más altos, eran más estrechos, lo que desde el punto de vista mecánico y de las articulaciones hace que sean más eficaces y tengan menos gasto de energía. En nuestra opinión, este cambio tuvo un papel decisivo en su supervivencia», apostilló.

 

La extraordinaria colección de fósiles humanos que guarda en su interior la Sima de los Huesos, cuya excavación dirige Juan Luis Arsuaga, permitirá también conocer cuánto pesaban y sus proporciones corporales.

Visitas: 660

Respuestas a esta discusión

Los investigadores han calculado la altura de los homínidos del Pleistoceno a partir de huesos completos. Imagen: SINC/José Antonio Peñas.

 

El 'Homo heidelbergensis' era solo un poco más alto que el neandertal

 

 

Vía: SINC | 5 de junio de 2012

 

La reconstrucción de 27 huesos completos de extremidades humanas encontrados en Atapuerca (Burgos) ha servido para determinar la estatura de varias especies del Pleistoceno. Homo heilderbergensis, como los neandertales, tenía una altura similar a la de las actuales poblaciones mediterráneas.

 

Junto a su enorme cantidad de fósiles, uno de los aspectos importantes de la colección de la Sima de los Huesos (SH) de Atapuerca, en Burgos, es el magnífico estado de conservación que presentan, que ha hecho posible la reconstrucción de 27 huesos completos de hace 500.000 años.

 

“La increíble colección nos permite hacer estimaciones de la estatura en especies como Homo heidelbergensis –que habitó Europa durante el Pleistoceno Medio y es antepasado de los neandertales–, basándonos exclusivamente en huesos largos completos, como todos los del brazo y la pierna”, explica a SINC José Miguel Carretero Díaz (izquierda) investigador del Laboratorio de Evolución Humana de la Universidad de Burgos y autor principal del estudio que publica el Journal of Human Evolution.

 

Además, al estar los huesos completos, los investigadores han podido atribuir cada uno a un sexo determinado para calcular la estatura en algunos hombres y mujeres. “Las estimaciones que habíamos hecho hasta ahora se basaban en huesos incompletos, cuya longitud había que estimar, y utilizábamos fórmulas basadas en una sola población de referencia, que no sabíamos si era o no la más adecuada”, señala el investigador.

 

Dado que no conocían cuál sería la afinidad racial y ecológica más adecuada para estos humanos, los científicos utilizaron fórmulas multirraciales y multisexuales para estimar la estatura con todos ellos para reducir el margen de error y acercarse más a la realidad. “Calculamos un promedio general para la muestra y uno para cada sexo. Lo mismo se ha hecho con los fósiles de neandertales y cromañones”, apunta Carretero Díaz.

 

Sus resultados indican que tanto los hombres como las mujeres de la población de la Sima de los Huesos eran solo ligeramente más altos en promedio que los hombres y mujeres neandertales. “Ni unos ni otros pueden calificarse como humanos de baja estatura, sino que se sitúan dentro de las categorías de individuos medianos y supermedianos, aunque entre ellos haya también individuos altos”, aseguran los expertos.

 

La estatura de estas dos especies se parece mucho a la que presentan las poblaciones actuales que viven en latitudes medias, como las de Europa central y mediterránea.

 

Los humanos que llegaron a Europa en el Paleolítico superior, y que sustituyeron a las poblaciones neandertales, son los ‘cromañones’ o humanos anatómicamente modernos. Presentan una estatura significativamente superior a la de las otras especies humanas, con promedios más elevados que caen dentro de la categoría de individuos muy altos en los dos sexos.

 

Huesos de las extremidades inferiores de un Homo Heidelbergensis

La altura se mantiene estable durante 2 millones de años

Según los investigadores, dejando al margen las especies de biotipo pequeño como Homo habilis (Este de África), Homo georgicus (Georgia) y Homo floresiensis (Isla de Flores), todos los humanos conocidos del Pleistoceno Inferior y Medio que habitaron África (Homo ergaster, Homo rhodesiensis), Asia (Homo erectus) y Europa (Homo antecessor, Homo heidelbergensis y Homo neanderthalensis) parecen presentar durante la mayor parte de este período también estaturas medianas y supermedianas, “aunque entre todas ellas podamos encontrar siempre algún individuo alto o muy alto”, señalan.

 

En su opinión, esto quiere decir que la estatura del género Homo ha permanecido más o menos estable en el tiempo durante casi 2 millones de años, hasta la aparición hace tan solo 200.000 años en África “de una especie rompedora en este sentido”, el Homo sapiens, cuyos primeros representantes eran significativamente más altos que los de cualquier otra especie que hubiera existido hasta ese momento.

 

“La explicación la encontramos en el cambio morfológico general del biotipo corporal que protagonizó nuestra especie respecto a las anteriores. El Homo sapiens presenta un cuerpo más estrecho, huesos más ligeros, estatura más elevada y piernas más largas”, añade el investigador.

Un cuerpo más ligero les ayudó a sobrevivir

Se han apuntado varias ventajas para que el biotipo del sapiensfuera más adaptativo, entre ellas las de carácter termorregulador, obstétrico y nutricional, pero a juicio de los expertos, la mayor ventaja de este nuevo cuerpo es de tipo energético.

 

“Unas piernas más largas, una cadera más estrecha, una mayor estatura y unos huesos más ligeros, además de significar un menor peso corporal (menor masa muscular), favorecen una zancada más larga, mayor velocidad y menor coste energético para mover el cuerpo, caminar y correr”, indica Carretero Díaz.

 

Esta anatomía pudo ser una gran ventaja para la supervivencia en Eurasia durante el Pleistoceno Superior, cuando dos especies humanas inteligentes (los neandertales y los cromañones de cuerpo ligero) tuvieron que afrontar duras condiciones climáticas, cambios drásticos en los ecosistemas y competencia ecológica entre ellas.

Referencia bibliográfica:

Carretero et al., “Estimación de la estatura en los humanos del yacimiento de la Sima de los Huesos (Sierra de Atapuerca, Burgos) basada en huesos largos completos” Journal of Human Evolution 62: 242-255, 2012. doi:10.1016/j.jhevol.2011.11.004.

RSS

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Introduce tu email:

Gentileza de FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en las Redes Sociales: Facebook, Twitter y Google+

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas: del 3 de enero de 2005 al 11 de febrero de 2014 12,4 millones de visitas. Nuevas estadísticas desde 21 de marzo de 2014. 300 mil visitas a 6 de junio de 2014.

* De 6/6 a 12/11 sin datos.

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

relojes para blogger html clock for websites contador de usuarios online

contadores web relojes para blogs

Temperatura y Hora en Madrid:

 

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2017   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más