Soldados de terracota en un museo. (Pixabay)

Un equipo de arqueólogos ha desenterrado 200 figuras de terracota en el mausoleo del primer emperador chino, Qin Shi Huang, una tumba situada en la provincia de Shaanxi, al noroeste del país. Junto a las estatuas de los guerreros, los investigadores han hallado varias armas, una docena de esculturas de caballos esculpidas en el mismo material y los restos de dos carruajes; todo ello, parte del ajuar con el que fue sepultado el dirigente.

Según informa la agencia estatal Xinhua, los soldados se pueden dividir en dos grupos: unos sostienen un arco y otros, una lanza; y estaban colocados en diferentes posiciones dentro del pozo, lo que muestra sus diferentes estatus dentro del ejército y las distintas labores que desempeñaban.

Vista general de la tumba de Qin Shi Huang. (Pixabay)

Estas particulares figuras, que representan a los soldados de las tropas del emperador y que pueden llegar a medir 1,80 metros de alto, fueron descubiertos en la tumba del patriarca de la dinastía Qin (221 a.C - 206 a.C.) de forma casual en 1974 durante las obras de reparación de un conducto de abastecimiento de agua.

Según la tradición, si el monarca se enterraba con sus huestes —con las que, en vida, unificó el país— seguía contando con el poder para comandarlas tras la muerte. Desde 1987, los guerreros forman parte de la lista de Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

Los arqueólogos calculan que en el mausoleo subterráneo —un socavón de 14.260 metros cuadrados y 5 metros de profundidad— puede haber más de 8.000 esculturas de hombres y caballos hechas con terracota (arcilla cocida). 

Cada una de estas estatuas reproduce al detalle desde los diversos rasgos faciales —peinado, bigote, atributos étnicos e incluso gestos— de los soldados hasta su equipamiento militar (armadura, lanzas, flechas, espadas, escudos...).

Soldados de terracota desenterrados en el mausoleo. (Pixabay)

Además, las figuras estaban policromadas, pero el color de las pinturas se oxida y pierde pocas horas después de entrar contacto con el aire, por lo que las esculturas, en su día decoradas con vivas tonalidades, lucen hoy un color grisáceo.

Fuente: elconfidencial.com | 3 de enero de 2019

Visitas: 252

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2020   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más