Fuente: madridiario.es | Daniel Yebra - Fotografías: Comunidad de Madrid | 27 de julio de 2012

El yacimiento carpetano de El Llano de la Horca, en Santorcaz, organiza este sábado una jornada de puertas abiertas para mostrar los hallazgos sobre este desconocido pueblo prerromano tras 11 años de excavaciones.

En plena presentación de esta jornada de puertas abiertas organizada por la Comunidad de Madrid llegó el hallazgo. Mientras una de las técnicos de la excavación, Sandra Azcárraga,  intentaba explicar algunos de los entresijos del pueblo carpetano descubiertos en el yacimiento de la localidad alcarreña, otra de sus compañeras da el aviso: "Miren, un acus crinalis".

En efecto, ante la sorpresa de los asistentes, sobre todo de los menos acostumbrados a la arqueología,  ha aparecido una aguja de bronce que las mujeres carpetanas usaban para recogerse el pelo. Al instante, Sandra ya puede aportar datos sobre el objeto: "Es importada, seguramente de Roma, lo que demuestra que los carpetanos tenían relaciones comerciales con los romanos".

Esta conclusión es una de las más importantes de las que se han extraído desde que en 2001 la Comunidad de Madrid convirtiera en yacimiento El Llano de la Horca. Entonces, comenzaron unas excavaciones que se han repetido anualmente en el mes de julio y cuyos resultados se exponen en el Museo Arqueológico Regional ubicado en Alcalá de Henares.

"Que los pobladores carpetanos de El Llano de la Horca comerciaran con Roma demuestra que eran un pueblo más avanzado de lo que se pensaba", explica el director del Museo Arqueológico Regional, Enrique Baquedano (izquierda). Y es que los once años de trabajo en Santorcaz han desvelado datos sobre un pueblo -asentado en El Llano de la Horca en la Segunda Edad de Hierro, entre los siglos III y I a. C.- muy desconocido para la comunidad científica.

La gran riqueza del yacimiento reside en la gran cantidad de objetos encontrados en él. Una selección de 700 de ellos está expuesta en el Museo Arqueológico Regional pero según asegura Baquedano,  "podríamos mostrar hasta 2.000". Este mismo verano se ha hallado una 'copita' de barniz negro importada de la Roma republicana que ya forma parte de la gran colección de vajilla fina encontrada en el yacimiento, lo que refuta la hipótesis de que los carpetanos eran más 'cosmopolitas' de los que se pensaba.

Además, el yacimiento ha dado a conocer el urbanismo de los carpetanos, la tipología de sus viviendas e incluso información sobre su actividad socioeconómica: ganadería, agricultura, artesanía...

"De uno de los pucheros analizados hemos descubierto que comían una especie de gachas con cordero, conejo o incluso perros", explica Baquedano. 



Una de las grandes ventajas del yacimiento es que tras la huída de los carpetanos del cerro donde se sitúa -abandonando ajuares y demás instrumentos intactos- por la expansión romana, la zona jamás volvió a ser urbanizada. Esta circunstancia ayuda a las excavaciones, que se pueden realizar casi al nivel de la superficie. Es tan prolífero y se conserva tan bien el yacimiento, que según el catedrático de Prehistoria de la Universidad Complutense, Gonzalo Ruiz Zapatero, "por cada día de en el yacimiento, tenemos 10 ó 15 de trabajo en el laboratorio".

Sin duda, gracias a estos 11 años de trabajo continúo en El Llano de la Horca el conocimiento sobre la vida cotidiana de los carpetanos ha aumentado considerablemente. El poblado de Santorcaz pudo tener, según las investigaciones, hasta 500 habitantes, por lo que junto al de Toledo, sería uno de los más grandes e importantes del centro de la península.  El hallazgo de hornos, de cuidadas piezas de artesanía como el ‘Vaso de los grifos’, de ánforas para el vino romano y de casi 50 fíbulas (broches que usaban para cogerse las túnicas) demuestran la importancia de este poblado de la Carpetania peninsular que hoy descansa repleto de secretos junto a Santorcaz.

  • Jornada de puertas abiertas en el yacimiento de El Llano de la Horca. Sábado 28 de julio de 12,00 horas y 13,30 horas. Gratis.

 

 

Posts de Terrae Antiqvae relacionados:

 

* Santorcaz, 'capital carpetana' de la Comunidad de Madrid

* "Los Últimos Carpetanos: El 'oppidum' de El Llano de la Horca (Sa...

 

Visitas: 992

Respuestas a esta discusión

Carpetano es un nombre que dieron los romanos a un territorio cuyo hábitat eran los escarpes de la cuenca del Tajo.Jamás se llamaron carpetanos así mismos ni se reconocieron como unidad étnica.La cerámica encontrada en el llano de la horca se similar a la encontrada en Numancia.

Excavaciones arquelógicas en El Llano de la Horca (Santorcaz, Madrid)

Excavaciones en Llano de la Horca

Fuente: dayofarchaeology.com | Enrique Baquedano | 11 de julio de 2014

En Santorcaz, mucho antes de que la princesa de Éboli fuera allí encerrada y de que las Crónicas de un pueblo deleitaran a toda una generación, antes incluso de que Santorcaz tuviera ese nombre y de que la memoria escrita reviviera acontecimientos históricos sucedidos en este madrileño rincón, entre los siglos III y I a.C. los últimos carpetanos que, a pesar del imparable proceso de romanización, mantuvieron su identidad y sus señas indígenas, ocupaban un cerro estratégicamente situado.

Hoy día conocemos ese cerro como El Llano de la Horca y es uno de los yacimientos de cuya excavación, investigación e interpretación se encarga el Museo Arqueológico Regional, en una intervención programada desde el año 2001 y codirigida por Enrique Baquedano, Gabriela Martens y Miguel Contreras, técnicos del Museo y por Gonzalo Ruiz Zapatero, Catedrático de Prehistoria de la Universidad Complutense de Madrid.

Cuando comenzamos nuestras excavaciones teníamos algunas referencias sobre este asentamiento de la Segunda Edad del Hierro, pero ya desde el principio se barajaba la idea de crear un Parque Arqueológico, con lo cual se eligió este yacimiento porque reunía, además, unas condiciones excepcionales. Por ejemplo, se encuentra en una localidad  de fácil acceso desde las carreteras A-2 y A-3 y conserva un entorno no demasiado transformado por la acción humana en el que se puede entrar en contacto con la flora y la fauna típicas alcarreñas. Por otra parte, los restos exhumados en excavaciones más antiguas parecían indicar que la última ocupación del yacimiento no era romana y, por tanto, la nueva intervención podía proporcionar una valiosa información sobre sus habitantes carpetanos, que son los grupos prerromanos que ocupaban parte de los actuales territorios de Madrid y Castilla-La Mancha y de los que tan pocos datos se conocen.

Los espectaculares resultados que con las sucesivas campañas de excavación se fueron obteniendo, nos proporcionaron información sobre el elaborado trazado urbano de este asentamiento, con calles que se cruzan formando manzanas de grandes casas adosadas. Se han diferenciado varios niveles de ocupación superpuestos que evidencian remodelaciones o cambios de funcionalidad en las estructuras habitacionales excavadas. Y contamos con el abultado ajuar doméstico que tras el último abandono del poblado quedó enterrado hasta que, casi dos mil años después, nos propusimos rescatarlo con metodología científica.

Todos estos datos corroboran la idea primera de creación de un Parque Arqueológico que en un futuro verá la luz. Nos dará la posibilidad de volver a escribir con trazo firme este pequeño capítulo de nuestra Historia poniéndonos en contacto directo con aquellos carpetanos: poder pisar sus anchas calles empedradas y deambular por sus casas de piedra y adobe de tres habitaciones, saber qué tareas realizaban de forma habitual, saber que se habían aplacado sus, así relatadas, ansias belicosas y que se dedicaban a labrar sus tierras y a criar una importante cabaña ganadera, que transformaban, moliendo, tejiendo o fermentando, la materia prima obtenida, que eran alfareros y trabajaban el metal con gran precisión, que comerciaban y usaban monedas y apreciaban los productos de valor obtenidos con el intercambio… En fin, conocer la vida cotidiana de los habitantes de esta auténtica ciudad prerromana cuyo nombre real aún permanece anónimo pero a la que, con el día a día de nuestro trabajo arqueológico, intentamos colocar en el sitio que le corresponde.

Copyright © Museo Arqueológico Regional de la Comunidad de Madrid

RSS

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2019   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más