Una estela hallada en Villaviciosa (Asturias) se revela como "pieza excepcional"


Los estudios científicos concluyen que se trata de un ejemplo único en la península ibérica. La piedra funeraria apareció hace un año en Oles (Villaviciosa, Asturias) y es la primera con decoración de tipo atlántico.

Vía: La Nueva España.es, 27/04/2008 GEORGINA FERNANDEZ

Adolfo Polledo, un vecino de Villaviciosa encontró hace un año en una finca de su propiedad situada en Oles una estela funeraria y lo comunicó a la Consejería de Cultura. Los expertos que estudiaron la piedra aseguran que se trata de "una pieza excepcional", ya que se trata del único caso en la península ibérica de una pieza de arte megalítico decorada con motivos del denominado tipo atlántico, muy comunes en las zonas de Bretaña, Inglaterra e Irlanda entre los milenios V a III antes de Cristo.

El descubrimiento de Polledo fue casual. La estela funeraria apareció cuando él trabajaba en su finca de Oles, donde tiene un invernadero. Enseguida comprendió que se trataba de una pieza de interés y lo comunicó a la Consejería de Cultura. Desde entonces, el departamento de Prehistoria de la Universidad de Alcalá ha estudiado la piedra. La catedrática Primitiva Bueno (izquierda), que ha coordinado el trabajo, explica que este hallazgo es la prueba que ella y su equipo esperaban desde hace tiempo para corroborar sus teorías. Estos científicos sostenían que el arte megalítico que se producía en la fachada atlántica europea entre los milenios V a III antes de Cristo, se conocía en la península ibérica. La extraordinaria similitud de la lápida aparecida en Oles, con las muy comunes de Bretaña, Inglaterra o Irlanda y que datan de esa época no deja lugar a dudas.

ABRE VIAS DE INVESTIGACION

En opinión de la catedrática, este hallazgo abre nuevas vías de investigación. En Asturias se han localizado pocos ejemplos de arte megalítico. El más importante es el dolmen de la Santa Cruz, en Cangas de Onís.

La estela de Oles no puede ser datada científicamente porque apareció casualmente y no en el contexto de unos trabajos arqueológicos, pero otros monumentos megalíticos encontrados en la misma zona y datados mediante el sistema del Carbono 14 revelan, explica Primitiva Bueno, "que en el V milenio antes de Cristo había gente construyendo megalitos en Villaviciosa".

RITUALES DE MUERTE

La estela, según el estudio realizado por los expertos, es una pieza de arenisca de la zona, de muy buena calidad, totalmente trabajada en su contorno y con aspecto antropomorfo. "En su cara vista se aprecian círculos concéntricos una temática que responde con mucha exactitud a la documentada en otros megalitos de la Europa atlántica. Ejemplos clásicos como los dólmenes irlandeses de New Grange o Knowth, resultan útiles para incluir las decoraciones de Oles en el marco de los sistemas gráficos que se asociaban a los rituales de la muerte, desde el V al III milenio antes de Cristo en toda Europa".

Para estos expertos, y como indican en su estudio, la estela de Oles certifica la relación del área asturiana con el resto de los conjuntos europeos atlánticos "y redimensiona sensiblemente su papel en la reconstrucción de estos agricultores y metalúrgicos, a los que en demasiadas ocasiones se ha querido ver como marginales y posteriores a las dinámicas culturales de la prehistoria europea".



PUBLICACION FRANCESA

En el equipo que estudió la estela de Oles se encuentra también el asturiano Rodrigo Balbín, que dirige desde hace muchos años los trabajos arqueológicos en la cueva de Tito Bustillo. Primitiva Bueno ha realizado numerosos estudios sobre piezas asturianas, empezando por Peña Tú, ya en 1979. Una de sus últimas investigaciones ha sido la que tuvo como objeto a la pastora de Fuentenegrosu, unos restos localizados en la sierra del Cuera. Un avance de la investigación realizada sobre la estela de Oles fue publicada en la revista francesa L' Anthropologie, considerada toda una referencia en la publicación de estudios sobre la prehistoria europea.



El autor del hallazgo, Adolfo Polledo fue galardonado por la asociación Cubera, de Villaviciosa, por el descubrimiento.

 Estela de Olés


** Noticia anterior

Un vecino de Oles encuentra en su finca una estela funeraria de hace 7.000 años Expertos de la Universidad de Alcalá de Henares relacionan el hallazgo de Villaviciosa con los túmulos de la necrópolis neolítica de Monte Areo



Vía: Mariola Menéndez/LNE.es, Oles (Villaviciosa), 1 de octubre de 2007



Adolfo Polledo, vecino de Quintes, se compró hace siete años una finca con el objetivo de montar unos viveros de planta ornamental. Al comenzar a limpiar la zona, la pasada primavera, se encontró un antiguo muro y entre la maleza una piedra sobresalía sobre el resto. Resultó ser una estela funeraria que, en un principio, parece tener unos 7.000 años. Polledo se puso en contacto con un amigo suyo, Jorge Camino, arqueólogo de la Consejería de Cultura, quien, a su vez, contactó con Rogelio de Balbín y Primitiva Bueno, arqueólogos de la Universidad de Alcalá de Henares, que ahora están elaborando un estudio sobre el hallazgo. Después encontró otra similar, pero de menor tamaño, posiblemente perteneciente al mismo enterramiento funerario, lo que hace pensar que puedan realizarse nuevos hallazgos.

Según Rogelio de Balbín, enseguida  «pudieron reconocer los restos de un túmulo», o lo que es lo mismo, «un montecillo artificial con que en algunos pueblos antiguos era costumbre cubrir una sepultura». De Balbín, señala que «la forma de la pieza, nítidamente apuntada en la parte superior, la incluye entre las estelas antropomorfas megalíticas y la decoración de su anverso, círculos concéntricos, la sitúa como un ejemplo fuera de lo común del arte atlántico». El arqueólogo añade que «la pieza de Oles es un sólido argumento para valorar sistemas múltiples de expresión gráfica al aire libre y en el mundo funerario». Folledo, después de examinar durante horas los grabados de la piedra, explica con un argumentado discurso que «puede tratarse de la representación mitológica del monte del Sueve».

El descubrimiento de Adolfo Polledo no es un hecho aislado en la zona, ya que «es conocida desde antiguo la existencia de túmulos dolménicos en la mariña de Villaviciosa». A pesar de los abundantes restos, nunca han sido excavados científicamente debido a su alto coste, señalan algunos expertos. De Balbín advierte de que «esta abundancia va decreciendo progresivamente por el continuo crecimiento en la construcción y por la rotura intencional de muchos restos».

El arqueólogo indica que «los estudios de los megalitos de La Cordal (Villaviciosa) y los de Monte Areo, en el límite de los concejos de Carreño y Gijón, avalan la teoría de que, hace unos 7.000 años, grupos constructores de megalitos, agricultores y pastores, se movían en estos territorios costeros» y «la presencia de azabache en uno de los megalitos de Monte Areo sugiere la posibilidad de que hubiera sido uno de los factores del despegue económico en la costa asturiana».

Visitas: 556

Respuestas a esta discusión

Supongo que será difícil conseguir unas fotografías un poco mejores de los grabados.......van lentas las cosas de la arqueología, y no siempre el descubridor es alguien amador de la arqueología, y hace buenas fotos, o incluso fotos con iluminación nocturna, y las publica en internet; en su blog.
Aún así...¿es posible esta fotografía ?

RSS

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Enter your email:

Courtesy of FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Lo más visto

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en Redes Sociales: Facebook y Twitter

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2019   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más