Hallan en Beire la estatua más antigua de Navarra, de la Edad del Hierro

 Foto: Vista frontal, lateral y posterior de la estatua hallada

 

Fuente: Noticias de Navarra | Ainara Izko| 22 de junio de 2013

 

Cuando el vecino de Olite, Julián Algarra, más conocido como Chamaco, encontró hace ahora tres años en las inmediaciones del yacimiento arqueológico de Turbil (Beire) una piedra tan erosionada que apenas dejaba entrever la huella del hombre sobre ella, jamás hubiese imaginado que acababa de descubrir la cabeza de la estatua más antigua de Navarra, que data de la Edad de Hierro, entre los siglos V y III a.C.

"Es excepcional y única" subrayó ayer en su presentación oficial en Beire el arqueólogo Javier Armendáriz (izquierda), que ha recogido el hallazgo en un estudio preliminar publicado en la revista Trabajos de Arqueología de Navarra.

Sin embargo Chamaco fue precavido y dio la voz de alarma, motivo por el cual, dos años y medio después, el Gobierno de Navarra financió una intervención arqueológica que posibilitó la recuperación del torso de la estatua-estela de Turbil, nombre por el que se la conoce. Tras excavar una superficie de 12 metros cuadrados, además, lograron dar con 80 piezas más del puzzle.

Tras encajar la cabeza y el torso mediante unas varillas de acero proporcionadas por Valeriano Jaurrieta, cantero de Olite, Carmen Usúa se encargó en última instancia de su restauración parcial pegando 21 de los diferentes fragmentos encontrados en Turbil. El resto no se han podido pegar por problemas de estabilidad. Usúa también quitó la humedad y los líquenes de la piedra.

Foto: Vista del 'oppidum' de Turbil desde el este.

Foto: Localización del lugar del hallazgo en vista desde el primer recinto del 'oppidum'.

Foto: Proceso de excavación.

Cuando se observa la estatua-estela, por tanto, lo primero que sorprende es su espectacular tamaño ya que ronda los 2,75 metros. Aunque esto no es nada en comparación con su aspecto original ya que los expertos calculan que podía superar los 3 metros de altura. Asimismo, se distingue un ojo, una oreja, el trazado de una correa de cuero en el hombro, parte del pelo y un disco-coraza en el pecho de unos 50 centímetros de diámetro.

Este disco-coraza, poco habitual en la zona en la que se ha encontrado, era un arma utilizada por la élite aristocrática de la época y provenía de Oriente Próximo aunque los íberos también la utilizaban. Armendáriz señaló al hilo que "el descubrimiento de una estatua-estela de tipología ibérica en Navarra es un acontecimiento extraordinario". El arqueólogo dejó la puerta abierta a las interpretaciones y dijo que la estatua puede ser "una estela funeraria de un príncipe guerrero, un tótem o emblema de la ciudad, la imagen de una divinidad en un santuario o las tres cosas a la vez".

Dibujo de la estatua-estela a escala.

Para descubrir los secretos que rodean a esta escultura resultaría sumamente útil retomar las excavaciones en esta zona. Hasta que esto ocurra, no obstante, la estatua más antigua de Navarra continuará almacenada en la sección de Arqueología de la Institución Príncipe de Viana aunque puede que en un futuro se exponga en el Museo de Navarra.

Foto: Vecinos de Beire durante la presentación de la estatua. (A.Izko)

Dado que la pieza original no volverá a pisar el lugar en el que ha yacido los últimos 2.200, 2.300 o 2.400 años, se baraja como opción reconstruir una réplica exacta de la estatua para colocarla en Turbil. En septiembre, además, se realizará alguna visita guiada a la zona.

 

 

Visitas: 1302

Etiquetas: Beire, Estela, Javier Armendáriz, Navarra, Turbil

Comentario por Guillermo Caso de los Cobos el enero 11, 2015 a las 6:40pm

Colocada en el poblado de Turbil (Beire) una réplica de la estatua ibera encontrada en este yacimiento

Ana Zabalegui, Sergio Fresán, Juan Luis Sánchez de Muniáin y Jesús Sema.

Fuente: eldiario.es | 9 de enero de 2015

La Dirección General de Cultura del Gobierno de Navarra ha colocado en el poblado de Turbil, a poco menos de 3 kilómetros de Beire, una réplica exacta de la estela del guerrero de la Edad del Hierro, la más antigua manifestación de escultura de bulto redondo conocida hasta la fecha en Navarra, de más de 2.200 años de antigüedad.

La estatua-estela mide 3,17 m y pesa 1.270 kilos. Los restos recuperados alcanzan los 2,55 metros de longitud y los 870 kilos de peso, pero falta otro trozo, la parte inferior de la estela, que todavía no se ha encontrado.

Representa la efigie de un guerrero armado con un disco-coraza protector sobre el pecho, que porta suspendido de los hombros mediante dos correas. Sus rasgos faciales se hallaron muy alterados, si bien se reconoce el cuello, el pelo, los ojos y las orejas. El cuerpo es un bloque sin detalles anatómicos. Se ha calificado como estela de tipo ibérico, ya que resulta similar a otras descubiertas en el levante peninsular, propias de la cultura ibera.

La pieza es una reproducción fidedigna del original en dimensiones, iconografía, labra de la piedra y materia prima (arenisca local), que ha sido realizada por Cantería Jaurrieta, de Olite. La original permanece en la actualidad en los Fondos de Arqueología del Gobierno de Navarra, ha informado el Ejecutivo en una nota.

El consejero de Cultura, Turismo y Relaciones Institucionales del Gobierno foral, Juan Luis Sánchez de Muniáin, ha asistido al acto de colocación de la escultura, acompañado por el alcalde de Beire, Sergio Fresán Oroz, la directora general de Cultura, Ana Zabalegui, y representantes del Servicio de Patrimonio Histórico del Gobierno de Navarra.

PARTIDA EN DOS DE MANERA INTENCIONADA

Este excepcional hallazgo apareció partido en dos. La parte de la cabeza fue descubierta en las inmediaciones del castro de Turbil, en 2010, por el vecino de Olite, Julián Algarra. Posteriormente, el arqueólogo especialista en castros de la Edad del Hierro, Javier Armendáriz, encontró la parte inferior de la estatua a siete metros del lugar en el que fue hallada la cabeza.

Los entendidos afirman que el hecho de que la gran estatua-estela estuviera partida no se debe al paso del tiempo o a la acción de agentes atmosféricos, sino a una destrucción intencionada, obra probablemente de atacantes del poblado, posiblemente realizada por los romanos a principios del siglo II a. C. con la primera romanización de la zona.

LA ESTATUA HUMANA IBÉRICA MÁS GRANDE DE LA PENÍNSULA

Según confirmó Armendáriz en un artículo publicado en la revista Trabajos de Arqueología de Navarra (nº 24, 2012), también puede considerarse la estatua humana de tipología ibérica más grande de la Península, dado que la pieza completa llegaría a los tres metros de longitud. Según sostiene el arqueólogo, no se ha encontrado nada parecido al norte del Ebro.

Esta estatua-estela de Turbil es una clara manifestación de que la influencia del mundo ibérico alcanzó a la mitad sur de Navarra, confirmada por el hallazgo de muestras de cerámica celtibérica en el castro.

SÍMBOLO PROTECTOR EN UN SANTUARIO

Esta singular pieza fue colocada fuera del castro de Turbil, en un lugar bien visible. Su función original permanece en el terreno de la hipótesis, pero es probable que se tratara de un símbolo protector e identificativo de la comunidad que la erigió.

También se cree que el lugar donde se encontró pudo ser un lugar sagrado, un santuario o un lugar de reunión importante para los habitantes del castro de Turbil, ya que muy cerca pueden verse varios túmulos de piedra que pudieron estar relacionados con el santuario. Además, 18 metros al este del lugar donde apareció la estela hay una exedra, de planta circular, con asientos y respaldos fijos en la parte interior de la curva, excavada artificialmente de 30 metros de diámetro y entre 3 y 5 metros de profundidad. Está orientada hacia el este, hacia la salida del sol, formando una especie de anfiteatro que cuelga sobre el borde del cerro, lo que vendría a confirmar la tesis del santuario.

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Arqueología, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae para añadir comentarios!

Participar en Arqueología, Historia Antigua y Medieval - Terrae Antiqvae

TRANSLATE (52 languages)

Busca en Terrae Antiqvae

Comparte - Share - >>> PDF

Herramientas - Tools Store

Publicidad by Google

 

Artículos más valorados por los miembros en los Grupos

Librería recomendada:


Libros recomendados:

Arqueología - Historia


Libro del mes:


Amazon Cloud Player

Lo más leído

Ofertas de SMO Sistemas

Más Ofertas en: www.smo.es

Recibe en tu correo todas las novedades de la Red

Escribe tu email:

Gentileza de FeedBurner

 

Terrae Antiqvae

↑ Grab this Headline Animator

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Suscribirse a mi canal en YouTube

 

Síguenos en las Redes Sociales: Facebook y Twitter

Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Tienda de Regalos de Terrae Antiqvae

Distintivo

Cargando…

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas: del 3 de enero de 2005 al 11 de febrero de 2014 12,4 millones de visitas. Nuevas estadísticas desde 21 de marzo de 2014. 300 mil visitas a 6 de junio de 2014.

* De 6/6 a 12/11 sin datos.

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

relojes para blogger html clock for websites contador de usuarios online

contadores web relojes para blogs

Temperatura y Hora en Madrid:

 

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2679154/4 - Clase 41, Madrid, España. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio