Al analizar los cráneos de gorilas y orangutanes machos, los científicos están aprendiendo acerca de las estructuras sociales creadas por nuestros parientes homínidos extintos. Los investigadores afirman que la cresta ósea vista en los cráneos de algunas especies podría ser el resultado de la selección sexual -e identificar crestas similares en nuestros antepasados ​​podría revelar cómo interactuaban, especialmente cuando se trataba de jerarquías sociales y selección de pareja.

En un estudio publicado en el Journal of Anatomy, en abril, investigadores liderados por Katharine Balolia (izquierda), de la Universidad Nacional de Australia, examinaron las crestas sagitales -un arco óseo en la parte superior del cráneo- de grandes simios y gibones.

Los humanos modernos no tienen crestas sagitales porque no tenemos que masticar alimentos duros como los monos o nuestros antepasados. Mientras que nuestros músculos de la mandíbula terminan justo debajo de la oreja, en una especie con una cresta sagital, esta se extendería hacia arriba, dándoles el poder extra que necesitan para comer.

Pero los investigadores dicen que esto no es toda la historia. En su estudio, el equipo analizó las exploraciones 3D de los cráneos de cuatro especies de simios. Examinaron el tamaño de la cresta y la compararon con la madurez dental y en qué etapa de la vida se desarrolló la cresta. También miraron a machos y hembras para ver si había una diferencia entre los sexos.

Sus hallazgos mostraron que en los gorilas y los orangutanes machos, la necesidad de músculos de masticación más grandes por sí solos no podía explicar la formación de cresta. En la mayoría de los gorilas machos, la cresta emerge en la edad adulta temprana, mientras que en cualquier hembra pareció desarrollarla más gradualmente. En los orangutanes de Borneo, los machos consiguen su cresta a mediados de la edad adulta durante un brote secundario del crecimiento.

El equipo argumenta que el momento de la aparición de la cresta -cuando la especie alcanza la madurez sexual- apoya la hipótesis de la selección sexual, donde un rasgo evoluciona debido a una preferencia por ciertas características. Los investigadores también mostraron que las hembras gorilas prefieren los machos con crestas más grandes.

"En términos de las estructuras sociales del gorila, los machos establecen el dominio poco después de que sus dientes del juicio emergen. Descubrimos que la cresta sagital aparece justo después de que sus muelas del juicio emergen, de modo que encaja con el momento de la dominación social”, dijo Balolia. "En contraste, en los orangutanes, algunos varones sólo se hacen dominantes bastante tarde en su vida adulta y, por lo tanto, la cresta sagital aparece más tarde".

El equipo dice que mientras sus hallazgos apoyan la hipótesis de que la selección sexual juega un papel en su formación, "no está claro hasta qué punto las crestas sagitales pueden servir a una función directa en la señalización social".

Sin embargo, creen que los hallazgos podrían arrojar luz sobre las estructuras sociales de especies extintas de homínidos. Algunas especies de homínidos también tienen crestas sagitales. Estos incluyen al Paranthropus robustus, el Paranthropus boisei, el Paranthropus aethiopicus y al Australopithecus afarensis.

Los científicos dijeron que si el momento del desarrollo de la cresta se asocia con la "intensa competencia intrasexual" entre los primates machos (donde miembros del mismo sexo compiten por compañeros), podríamos mirar hacia atrás en los registros fósiles para ver si un cuadro similar emerge entre nuestros antepasados extintos ​​que también tenían crestas sagitales.

La cresta sagital sobresale a lo largo de la parte superior de este cráneo de gorila macho. Crédito: ANU

Ellos concluyen: "Estos hallazgos plantean la posibilidad de que la cresta sagital en taxones de homínidos fósiles pueda haber sido impulsada por factores relacionados con la dieta y la selección sexual", agregando que "las crestas sagitales pueden proporcionar una cierta visión de la socialidad en los taxones homínidos extintos en los que se presentan".

Balolia dijo: "Si el tamaño de la cresta sagital y el comportamiento social están vinculados de esta manera, entonces podríamos establecer que algunos de nuestros parientes humanos extintos tenían un sistema social tipo gorila. Esto sería una primicia, porque el registro fósil humano proporciona muy poco sobre cómo nuestros parientes extintos escogieron a sus compañeros".

 

James Cole (derecha), profesor de arqueología de la Universidad de Brighton, comentó que "los hallazgos son extremadamente útiles para destacar la posibilidad de que la formación de las crestas sagitales pueda ir más allá de una función de la dieta".

"Este estudio muestra que tal vez el papel de la selección sexual es más de lo que pensábamos anteriormente [en relación con las crestas sagitales]", le dijo a Newsweek. "Si podemos entonces relacionar eso a la especie humana antigua ... Lo que este papel demuestra es que la cresta sagital también podría jugar un papel en cómo esos homínidos están desarrollando las estructuras sociales que se pueden entonces ligar a la biología más allá de la dieta".

Dijo que donde tienes un gran dimorfismo sexual (una diferencia entre la apariencia de los machos y las hembras), los datos de los primates muestran que "probablemente tendrás competencia masculina-masculina para acceder a las hembras".

Agregó que si la cresta sagital se relaciona con la selección sexual en homínidos también, entonces es posible que vea una estructura social similar emerger: "Así que puede estar mirando a los hombres dominantes, acceder a un gran grupo de mujeres. Es una estrategia reproductora poliginia en lugar de una monogámica ".

En términos de investigación adicional, Cole dijo que la falta de fósiles obstaculizará los resultados. "Pero si encontramos más ejemplos de fósiles de homínidos que tenían estas crestas, entonces este enfoque sería útil para entender cómo estos antiguos homínidos estructuraron sus sociedades y se relacionaron entre sí", dijo.

En una entrevista por correo electrónico con Newsweek, María Martinón-Torres (izquierda), profesora de paleoantropología de la UCL, dice que el estudio es sólido, con una impresionante cantidad de datos: "Es importante porque la cresta sagital es un rasgo que los paleontólogos han utilizado clásicamente para identificar y distinguir entre diferentes especies de primates, lo que llamamos taxonomía. En algunos casos, la expresión de las crestas sagitales también se utilizó para inferir los hábitos masticatorios de un grupo dado sobre la base de que las especies con poderosas necesidades masticatorias necesitarían una mayor área de inserción de los músculos masticatorios, y la cresta sagital es una manera de aumentar el área del ancla del músculo.

"Sin embargo, este estudio muestra el apoyo a una tercera posibilidad, el que las crestas sagitales pueden tener una función en la selección sexual, relacionadas en muchos aspectos con la competencia masculina intra-sexual o la señalización sexual. En general, nos advierte, a los paleontólogos, sobre el uso de las crestas sagitales para caracterizar y clasificar las especies y mirarla como una característica más plástica que puede reflejar cierta presión social y la necesidad de la competencia para un acoplamiento acertado".

Fuente: diariopuntual.com | 5 de mayo de 2017

Visitas: 70

Respuestas a esta discusión

"Hayan" no: "Hallan". Sé que viene así en la fuente original. Acabo de comprobarlo y ya les he avisado. Un saludo. :)

RSS

TRANSLATE BY GOOGLE

Busca en Terrae Antiqvae

Recibe en tu correo los últimos artículos publicados en Terrae Antiqvae -Boletín Gratuito-

Introduce tu email:

Gentileza de FeedBurner

 

Donaciones

Terrae Antiqvae es una Red Social sin ánimo de lucro. Necesitamos tu apoyo para el mantenimiento del sitio. Apadrina esta Comunidad 

¡Gracias por tu ayuda!

Contacto con el editor:

Publicidad by Google

 

Patrocinador: SMO Sistemas

Nuestro Canal de Vídeos en YouTube. ¡Suscríbete!

Síguenos en las Redes Sociales: Facebook, Twitter y Google+

¡Gracias por visitarnos! ¡Bienvenid@!

Estadísticas: del 3 de enero de 2005 al 11 de febrero de 2014 12,4 millones de visitas. Nuevas estadísticas desde 21 de marzo de 2014. 300 mil visitas a 6 de junio de 2014.

* De 6/6 a 12/11 sin datos.

Estadísticas desde 12 de noviembre de 2014.

relojes para blogger html clock for websites contador de usuarios online

contadores web relojes para blogs

Temperatura y Hora en Madrid:

 

Derechos de Autor:
Licencia de Creative Commons
Terrae Antiqvae® is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Información legal: Terrae Antiqvae® es Marca registrada por José Luis Santos Fernández. Marca nº 2.679.154 - Clase 41, Madrid, España. Reservados todos los Derechos. En Internet desde Julio de 2001.

Normas de la Comunidad (Aviso Legal):  Netiqueta - Términos de servicio

© 2017   Creado por José Luis Santos Fernández.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más